Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

¿Cómo aprender a tocar la guitarra y cantar al mismo tiempo?

Por Lara, publicado el 03/08/2016 Blog > Música > Guitarra > ¿Cómo Cantar y Tocar la Guitarra?

Aprender a tocar la guitarra no es algo muy difícil, pero requiere paciencia, concentración y horas de práctica para conseguir un sonido correcto.

En cuanto al canto, es una práctica completamente diferente ya que cuenta con sus propias técnicas y métodos.

Cantar y tocar la guitarra al mismo tiempo no es tan fácil como puede parecer.

Hará falta aprender a sincronizar el canto y la guitarra, lo que presupone que ya tienes algunas bases en uno u otro dominio (y algunas clases de guitarra en tu haber).

Tu dominio del canto debe de ser mejor que bueno, sin que para ello tengas que tapar varias octavas.

De la misma manera, para cantar tocando la guitarra debes dominar sus bases, saber tocar acordes al ritmo y establecer puntos de referencia para el canto.

Si tu base rítmica y tu técnica de guitarra son inestables, el canto será débil y el resultado malo.

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

Antes de tocar la guitarra y cantar a la vez

Para tocar y cantar bien al mismo tiempo, es crucial prestar atención a la elección de tu canción: debe ser fácil de tocar con la guitarra, sin contratempo (tempo: 4/4) y fácil de cantar con una velocidad de palabra aceptable y una línea melódica accesible (los Beatles o los Stealers Wheel son un ejemplo excelente).

No busques ser un experto desde el inicio, no te compliques la vida porque corres el riesgo de encontrarte con dificultades que harán que te desanimes.

Y sí, pueden ser difíciles tus inicios con la guitarra.

Aunque ocurra, tienes que dominar el fragmento de memoria y al dedillo.

Trabajar independientemente la guitarra y el canto

Realmente no hay métodos para aprender a tocar la guitarra y cantar al mismo tiempo, pero si te podemos dar un consejo de verdad, es el de trabajar de forma independiente el canto y la guitarra, y después reagrupar las dos prácticas una vez que estén perfectamente dominadas (a continuación clases de guitarra).

Tienes que empezar por trabajar lo que menos domines: si eres cantante, comienza por la guitarra y viceversa.

Escuchar bien la canción (antes de tocarla y de cantarla)

Esto parece evidente, pero a menudo es una etapa que se ignora.

Porque conocemos la canción, porque la hemos escuchado decenas de veces, tenemos la impresión de saberlo todo sobre ella, pero ¿realmente la hemos escuchado con atención?

Entrena tu oído para fijarte en los momentos fuertes, los acentos tónicos, los cambios de acordes, las diferentes tonalidades. No dudes en pedir ayuda a tu profe de guitarra.

Escucha bien el fragmento antes de tocarlo ¡Escucha antes de tocar!

Observa si hay frases que son más largas que otras, lo que conllevará una dicción más o menos rápida según la situación, así como un cambio en la melodía.

Tienes que escuchar la canción como si fueras a desmenuzarla, esto hará trabajar a tu oído y tendrás una visión diferente de la canción.

Tocar la guitarra y cantar al mismo tiempo es un trabajo de escucha.

Trabajar el canto

Cuando tocas la guitarra y cantas al mismo tiempo, la parte del canto se convierte en algo muy importante.

El canto tiene un ritmo impuesto, pero incluso en el plano técnico, el cual está compuesto nada más que por sílabas a las que das melodía, el conjunto puede convertirse en algo incoherente y poco equilibrado.

La guitarra no tiene un ritmo impuesto, se puede tocar más rápido o más despacio, enlazar notas, añadir o suprimir algunos riffs, pero el canto, es mucho más difícil.

La ayuda de las tablaturas

Empieza por escoger una parte de la canción que vayas a aprender, como una estrofa por ejemplo, y localiza en dónde se colocan las sílabas con respecto al ritmo.

Es más fácil llegar a saberlo si utilizas tablaturas que te muestren visualmente en dónde se colocan las palabras y las sílabas en relación con el ritmo y las notas.

Tablaturas para cantar y tocar a la vez ¡Ayúdate de las tablaturas!

Después, empieza por calentar la voz haciendo algunos ejercicios de vocalización y cuando estés listo, canta primero a capella sin utilizar la guitarra.

Utiliza un metrónomo para comprobar el ritmo y para que puedas darte cuenta de si las palabras y las sílabas caen justo en el tempo en el que corresponde.

Unir el canto al ritmo de la guitarra

A partir del momento en el que sientas que todo se ajusta como lo deseas, complica un poco las cosas introduciendo la guitarra.

Primero, bloquea las cuerdas con la mano izquierda y toca solamente y todo el tiempo con la mano derecha.

Evita tratar de tocar la guitarra con una sola mano.

Haciendo este simple ejercicio preparatorio, vas a aprender a incluir el canto en el tiempo y esto te proporcionará un primer punto de referencia rítmico.

Una vez que esto esté superado, será cuando podrás arañar acordes en cada tiempo (con una guitarra afinada). Para aprender a tocar la guitarra eléctrica, este ajuste es esencial.

La dificultad reside en el hecho de no equivocarse en el canto en cada cambio de acorde (incluso aquí, tu profesor de guitarra podrá ayudarte).

Si toda esta etapa no es más que una parte de placer para ti, podrás pasar a la siguiente, a saber establecer el ritmo, pero ante todo, veamos como practicar con la guitarra.

Trabajar la guitarra

La guitarra no solo te sirve de apoyo para que introduzcas el canto, también hará falta desarrollar tu técnica para que esté a la altura del fragmento escogido.

Escoge, para empezar, un ritmo bastante simple y toca acordes al ritmo, centrándote, esta vez, en la guitarra.

Canta y toca la guitarra de forma progresiva ¡Sigue un método progresivo!

No busques simplificar tu técnica, ni tus toques de púa únicamente con golpes descendientes y ascendentes (técnica de ida-vuelta) ya que esto no tiene ningún interés.

Un método progresivo

Si quieres un enfoque más gradual, aquí tienes cómo tocar la guitarra y para hacerlo:

descompón el ritmo del fragmento hasta su forma más simple y vuelve a empezar este ejercicio hasta su forma final.

La parte de la guitarra en cuanto al plano rítmico es esencial para tocar el instrumento y cantar al mismo tiempo: cuanto más domines la parte rítmica, te será más fácil olvidarte de ella para centrarte solamente en el canto y en la sincronización con la guitarra.

Una vez que toda la parte de la guitarra parezca adecuada, empieza por cantar en tu cabeza, no debe salir ningún sonido. En este momento, ya deberías observar una ligera diferencia de concentración para continuar tocando al ritmo.

Si este es el caso, continúa con este ejercicio hasta que todo se convierta en algo natural.

Uno de los componentes primordiales para conseguir tocar y cantar a la vez es el de permanecer muy concentrado.

Establecimiento del ritmo

Tocar la guitarra y cantar simultáneamente cuenta con una verdadera problemática que es: el ritmo. Hay que aprender a tocar la guitarra de forma rápida.

Todo depende de esto; si no sigues el ritmo, esto se percibirá enseguida y tu canto se verá perjudicado.

Descomponer las sílabas

Una vez que hayas cogido bien el ritmo de la guitarra y el del canto, será necesario hacerles coexistir, coordinarlos y sincronizarlos.

No dudes en descomponer las sílabas, las palabras y observa al mismo tiempo en qué nota de guitarra o en qué golpe de púa se corresponde cada sílaba.

Si bien es cierto que este método es académico, casi aburrido o poco atractivo, funciona muy bien porque podrás comprender cada etapa del fragmento, conocerás de memoria las diferentes frases de la canción y de la partitura.

Un método instintivo

Otro método sería el de fijarse únicamente en las sílabas importantes, las que coinciden con los principales acordes de la guitarra.

En cuanto des un golpe con la púa de forma pronunciada, observa en qué sílaba corresponde este golpe para cantarla en el momento preciso.

Es un método que permite tener puntos de referencia fiables, sin adoptar una metodología demasiado estricta o demasiado analítica.

Ya sea este método u otro más académico, se trata de fases a trabajar durante el aprendizaje del fragmento.

Cuanto más toques, cuanto más practiques la guitarra y el canto, más fácil y rápido se convertirá todo en algo natural. Y podrás, incluso, improvisar con la guitarra.

Alternar las intensidades de la voz y de la guitarra

La otra preocupación cuando se quiere tocar la guitarra y cantar a la vez es la cuestión de la intensidad:

a menudo, o la guitarra o el canto es más fuerte que el otro y uno se ve – hay que admitirlo – perjudicado.

Una nota que se marca demasiado puede incitar de la misma manera a dar más intensidad a la palabra en la que se encuentra.

El objetivo es el de equilibrar la intensidad de la voz y la de la guitarra para que todo forme un conjunto armonioso y coherente.

Ejercicio para desarrollar la coherencia canto-guitarra

Una vez que domines bien las partes del canto y de la guitarra, intenta tocar la guitarra y cantar con la misma intensidad, de manera casi monótona, sin dar intensidad a las notas con la guitarra.

Armonía canto-guitarra ¡Consigue la perfecta armonía entre el canto y la guitarra!

Repite lo mismo cantando y tocando fuerte.

Después, otra vez tocando y cantando suavemente.

Para terminar, empieza por variar las intensidades de forma progresiva: toca y canta suavemente, después ve aumentando el volumen hasta llegar a la máxima intensidad.

Repite este ejercicio en el sentido inverso hasta tocar y cantar de manera casi como si susurraras.

Realizando estos ejercicios, vas a descubrir la diferentes fases y los matices que existen en el fragmento.

No dudes en cruzar las intensidades: canta fuerte tocando suavemente, y a la inversa, canta suavemente con una guitarra en su punto álgido.

Descubrirás nuevos efectos que enriquecerán, tanto tu técnica con la guitarra, como tu canto.

 

 

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 1 votos)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *