Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Razones para que los niños vayan a clases particulares de lengua

Por Marisol, publicado el 12/05/2016 Blog > Apoyo escolar > Lengua > Cómo Mejoran los Niños con Clases Particulares de Lengua

Es cierto que el español no es el idioma más fácil de aprender y entender.

Entre tantas conjugaciones, la ortografía que puede resultar difícil a veces y las expresiones únicas y originales, hacen falta unos cuantos años para dominar la lengua castellana. Por tanto, lo mejor es empezar a estudiarlo desde una edad muy temprana. Tomar clases particulares de lengua castellana no es algo exclusivo para estudiantes o adultos, al contrario.

El aprendizaje del español les permite a los niños mejorar su expresión oral ¡y mucho más! ¿Quieres saber por qué es conveniente tomar clases de lengua castellana?

Ir a clases de lengua de forma regular también puede ayudar a los niños y a los adolescentes a disminuir las faltas de ortografía y de gramática y a mejorar su lenguaje escrito y oral.

Por todas estas razones y porque hay muchos método de aprendizaje según la escuela o la educación, las clases de lengua pueden ser una buena alternativa para ayudar a los niños a progresar en su vida diaria.

Los beneficios de las clases de lengua para los niños

Ya sea para ayudarles a hacer los deberes, de repaso o clases particulares, las clases de lengua para niños tienen muchos beneficios para ayudarles a abrirse a los demás.

Mediante las clases de lengua, los niños aprenderán a comunicarse mejor de forma oral, ampliarán su vocabulario e incluso mejorarán sus reflexiones.

Mejorar en lengua Mejorar la expresión oral y escrita

Cuanto más se esfuercen los niños en trabajar la lengua castellana tanto en el aspecto oral como escrito, más a gusto estarán con los demás y con la escuela.

Hay diferentes posibilidades para profundizar en los conocimientos de la lengua, como a través de cursos de asociaciones, clases nocturnas o en el horario escolar.

Asimismo, pueden tomar clases particulares a domicilio o en un establecimiento especializado:

  • Clases en un instituto privado: las clases de lengua en las escuelas privadas o institutos especializados tienen la ventaja de presentar una multitud de ofertas muy diversas (clases intensivas o semiintensivas, individuales o en grupo, clases durante las vacaciones escolares, etc.). Dependiendo del modelo escogido, el precio puede subir bastante.
  • Clases particulares de lengua: fórmula ideal para un aprendizaje personalizado y además se adaptan a todos los bolsillos y aseguran una evolución del alumno rápida y tranquila.

Clases de lengua para ganar confianza

Las clases particulares, ya sean de lengua o de otras materias, se basan esencialmente en una metodología y pedagogía individualizadas.

Si el alumno tiene dificultades en clase, hay muchas probabilidades de que no le guste la situación y que sienta que le juzgan constantemente.

Las clases de lengua en la escuela, con las actividades de lectura en voz alta y las presentaciones en público no mejoran las cosas si el alumno no se encuentra a gusto. Y puede pasar que se encierre en sí mismo y no quiera decir ni una palabra más en público.

Clases de lengua ventajas Expresarse mejor en público

En otras palabras, que pierda toda su confianza.

El profesor particular de lengua se adaptará al niño y personalizará sus métodos para que el alumno consiga aprender completamente las nociones a su ritmo y volver a tener confianza en sí mismo.

Desarrollar su discurso

Sea cual sea la edad del niño, charlar con él, preguntarle sobre su día o animarle a que hable hará desarrollar su discurso. Cuanto más tenga el niño la palabra y coja el hábito de hablar, más a gusto se sentirá y más comunicación habrá en la familia o en la escuela.

En este caso, las clases de lengua pueden ayudar a los niños a ser curiosos, coger confianza en sí mismos y, por tanto, desarrollar su capacidad de análisis.

Las clases con un profesor particular pueden estar orientadas hacia una comunicación oral en un clima íntimo y de confianza, lo que resulta ideal para disminuir el miedo a hablar en público y desarrollar un discurso y una reflexión más profundos.

Una clase de lengua puede ser, por ejemplo, mantener una conversación o hacer un análisis de una película o de una noticia reciente.

Motivar a un alumno con un buen nivel

Cuando hablamos de clases de apoyo escolar, enseguida pensamos en un niño que no va bien en clase. Sin embargo, no siempre es el caso.

Algunos alumnos (o padres) quieren mejorar de forma constante para conseguir cierto nivel de excelencia en el futuro.

Así, las clases de lengua pueden motivar a un alumno brillante a pulir sus métodos de trabajo, nutrir su sed de cultura, mejorar sus notas, aprobar exámenes, etc.

No hay que olvidar que un niño que tenga un nivel muy alto puede, como cualquier alumno que tenga dificultades, sentirse diferente, solo o aislado en clase.

El profesor particular podrá adaptarse a sus exigencias y objetivos, proponiéndole temas difíciles que no ha visto en clase.

Igualmente, el profesor deberá estar atento a lo que quiere el alumno y guiarle en la elección de lecturas para mejorar su vocabulario, ortografía y gramática.

Devolverle el gusto por aprender

Por muchas razones (el ambiente en su clase, sus compañeros, su profesor o su entorno personal), el niño puede tirar la toalla por momentos y aburrirse del sistema escolar.

Todos hemos ido al colegio…

A veces, un profesor puede hacer que nos encante una asignatura ¡o que la odiemos en cinco minutos!

Dejando a un lado los profesores, el alumno también puede vivir la escuela en una atmósfera opresiva (miedo a suspender, a ser juzgado, de los abusones, etc.) y, consecuentemente, no tener ganas de ir al colegio.

Ir a clases particulares puede ayudar al alumno a concentrarse y a volver a cogerle el gusto a aprender.

Estando frente a frente, el profesor le escuchará y se adaptará a su perfil.

Hacer hincapié en la lectura

Durante todos sus años escolares, los niños aprenden y profundizan en la lectura a lo largo de las clases.

Mejorar lengua Leer para mejorar tu vocabulario y ortografía

Fuera del horario escolar o incluso antes de ser escolarizados, algunos niños centran su atención, ayudados por sus padres, en la lectura para mejorar su comprensión y su análisis escrito. Es casi matemático: cuanto más lean los niños, más rico y variado será su vocabulario.

¡Y quien dice vocabulario dice ortografía! Está claro que, generalmente, la lectura es superbeneficiosa para mejorar la ortografía y la gramática.

Ya sea mediante clases colectivas, de apoyo escolar o clases particulares, los niños pueden pedirle a su profesor estudiar un libro en concreto, trabajarlo y después discutir juntos sobre él.

Por tanto, las clases proporcionan un apoyo considerable si el niño no lee en casa y tiene dificultades para leer en clase también.

Adquirir nuevos métodos de trabajo

Aunque aprendan castellano en la escuela durante muchos años, los niños integrarán nuevos métodos de trabajo gracias a las clases particulares o colectivas.

Es evidente que, en una clase de veinte alumnos, el profesor no tiene el tiempo ni la posibilidad de ocuparse de un alumno en concreto que tenga dificultades.

Ante la falta de tiempo o por resolver los problemas de disciplina, los alumnos deben apañárselas ellos solos a menudo… y pierden el hilo en un rincón si no se presta atención.

Mejorar castellano Un profesor particular de lengua puede enseñarte nuevos métodos de trabajo

Por eso, las clases particulares de lengua pueden ayudar a los niños, mediante un método personalizado y centrado en sus puntos débiles, a progresar a su ritmo con un profesor dedicado y que le escuche. Todo ello con calma y serenidad.

Reducir las faltas de ortografía

No es un secreto que el nivel de ortografía en España es más bien bajo. Todos los días vemos faltas de ortografía incluso en los periódicos o en los rótulos de los programas de televisión.

Sin embargo, no hay que olvidarse de ella, ya que expresarse correctamente en español, tanto por escrito como de forma oral, es una gran ventaja para el futuro de los jóvenes alumnos.

Tanto desde un punto de vista personal, como social y profesional, el correcto dominio de la lengua castellana puede abrir muchas puertas en España y en el extranjero.

Por eso, los alumnos deben mejorar su ortografía durante su aprendizaje escolar pero también fuera de clase para practicar con regularidad.

Echarle un ojo de vez en cuando a los tiempos verbales, hacer dictados, leer libros en casa, tomar clases de lengua… todo esto hace más fácil conseguir mejores resultados en ortografía.

Tomar clases particulares es una idea excelente para perfeccionar el aprendizaje de los niños mediante ejercicios personalizados y reforzar los métodos adquiridos en el colegio.

Las clases de lengua sin duda pueden ayudar a los niños a subir sus notas, ganar confianza en sí mismos y aprender nuevos métodos de trabajo a base de motivación y paciencia.

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Loading...

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz