Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

¿Cómo dar con un buen profesor particular de inglés?

Por Ana, publicado el 02/05/2016 Blog > Idiomas > Inglés > Encontrar un Profesor de Inglés Adecuado

Ir a clases particulares para aprender inglés o para mejorar tu nivel es sin duda una decisión excelente, pero mejor aún resulta elegir un profesor particular solo para ti. Pero, ¿cómo dar con un buen profe de esta asignatura? ¿Y por qué resulta tan importante aprender bien este idioma?

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

Ventajas de las clases particulares de inglés

Clases individuales frente a clases grupales

A diferencia de las clases en grupo, las individuales te permiten acaparar toda la atención del profesor, para que responda a todas tus preguntas.

Las clases se planificarán en función de tu ritmo, y no del de todo un grupo: a partir de tu nivel y de los estudios que hayas realizado (si sigues en el colegio, en el instituto o en la universidad), el profesor determinará tus necesidades y tendrá en cuenta tus objetivos. Para ello, además de saber qué haces en tus clases de inglés habituales, puede que te proponga realizar algún examen para conocer mejor tus lagunas y debilidades, además de tus puntos fuertes.

Literalmente, creará un programa a medida exclusivamente para ti.

Las clases con un profesor particular van a tu ritmo. Con un profesor particular avanzarás a tu ritmo.

Otra ventaja es que no te verás presionado por el grupo ni por otros alumnos: las clases van a tu ritmo y se hacen en tu casa, puedes hacer cualquier pregunta, incluso aquellas que te parezcan absurdas.

Tendrás libertad de expresión, aunque tengas que hablar en inglés. Nadie te juzgará o te mirará suspicaz si pronuncias algo mal o si te atascas con alguna palabra.

Clase particular frente al autodidactismo

Frente al aprendizaje autodidacta, la primera ventaja de las clases particulares de inglés es que en este último caso cuentas con alguien a tu lado para mejorar el oral: el inglés es una lengua moderna que hay que practicar de manera regular en voz alta; tienes que entrenar las cuerdas vocales, el cerebro y los ojos para leer y hablar en inglés.

Practica el oral con tu profesor. Podrás practicar el oral con tu profesor particular.

Las clases con un profesor particular te ayudarán a recortar considerablemente la distancia entre tu tus habilidades a nivel escrito y oral.

La ventaja del profe particular es que, además de aprender palabras o expresiones idiomáticas en la pantalla o en un libro, después puedes poner en práctica ese vocabulario.

Se trata de una manera excelente de enriquecer tu léxico y de no olvidar lo que has aprendido a corto plazo. El profesor particular podrá enseñarte recursos adaptados a tu nivel para no perder tiempo ni energía con ejercicios demasiado simples o demasiado complicados.

Es la ventaja por excelencia del profesor particular de lenguas: podrás aprovecharte del conocimiento y de la experiencia de un profesional del inglés con el que comunicarte, debatir y argumentar.

Profesor o estudiante

No existe una verdadera normativa para ser profesor particular, por lo que los estudiantes también pueden enseñarte inglés a domicilio.

Entonces, ¿qué es mejor: un profesor clásico, dedicado únicamente a su materia, o un estudiante de inglés? ¿Cómo saber qué elegir?

El estudiante

La gran ventaja del estudiante es su proximidad con el alumno, su mayor accesibilidad.

Los estudiantes pueden resultar más cercanos. Los estudiantes son más cercanos que un profesor clásico.

Su planteamiento a la hora de enseñar suele ser más concreto, más cercano que el de los profesores, y por ello le será fácil orientar al alumno, con trucos y astucias eficaces para comprender y retener mejor el inglés.

El profesor

Por supuesto, el profesor cuenta con unos conocimientos y una experiencia que el estudiante aún no posee.

Sabe de antemano lo que el alumno espera, los riesgos con los que se va a encontrar, puede anticipar sus reacciones y facilitarle soluciones para sobreponerse a los obstáculos.

La experiencia del profesor. El profesor cuenta con una larga experiencia.

Además, su conocimiento del programa escolar de inglés resultará muy útil: podrá ver o repasar un capítulo determinado con el alumno o trabajar sobre un tema que este no ha entendido para subsanar sus lagunas.

Como profesional que es, dispone de un gran número de recursos, materiales para las clases y ejercicios preparados, lo que siempre ahorra tiempo.

La elección del alumno

Por norma general, es el alumno el que tiene que elegir en función de sus capacidades, necesidades y presupuesto,

El alumno tiene que sentirse a gusto con la persona que le va a dar clases particulares, para que estas sean lo más eficaces posibles.

Mientras que algunos se decantan por los conocimientos del profesor, otros lo hacen por la proximidad y la juventud de la que goza un estudiante, que podrá utilizar su reciente experiencia para motivar al alumno.

Criterios para dar con un buen profesor particular de inglés

Sacar partido de una clase de inglés con un profesor particular

Para que las clases con  un profesor particular de inglés sean lo más eficaz posible, puedes seguir estos consejos:

  • Establecer cuáles son tus necesidades durante la primera clase con tu profesor: parece evidente, pero es necesario para determinar de dónde partes y para que el profesor sepa cómo debe planificar sus siguientes clases. Uno de tus objetivos, por ejemplo, puede ser el de mejorar tu inglés para fines profesionales.
  • Tener ya una idea sobre lo que quieres repasaro en lo que quieres profundizar con el profesor, ya sea trabajar sobre el vocabulario, conseguir una mejor pronunciación, saber más gramática, proponer temas para practicar el oral, prepararte el examen de bachillerato… Cuando tengas claro lo que quieres, plantéaselo a tu profesor lo antes posible para que este adapte sus clases y prepare ejercicios ajustados a tus expectativas.
  • Practicar inglés fuera de las clases particulares: cuanto más hables y escribas en inglés, más natural te será realizar estas acciones. Puedes ver películas en versión original o leer un libro en el idioma de Shakespeare.
  • Durante tus clases particulares, no dudes en tomar apuntes.
    Permanece activo durante cada sesión.

¿Qué es un buen profesor particular de inglés?

  • Es un profesional que cuenta con conocimientos y destrezas en inglés que domina a la perfección; sabrá adaptarse a las necesidades de cada alumno.
  • Es un profesor que explica gramática cuando es necesario y no de manera sistemática, que no se olvida de practicar el oral y la comunicación. No debe pasar por alto ningún aspecto de la lengua inglesa, como el oral, el escrito, el vocabulario, la gramática, la pronunciación…
  • Es alguien que durante las clases no habla mucho español, para recrear una inmersión total. Gracias a ello, mejorarás tu pronunciación en inglés.

Sin embargo, si no has entendido muy bien un punto gramatical, te lo explicará en español.

  • Es un profesor que te permite hablar y expresarte, que no te interrumpe sistemáticamente para corregirte: toma notas y te corrige después. Lo esencial es la fluidez, las ganas de comunicarse en inglés para lograr sobreponerte a posibles bloqueos.
  • El profesor te da ejercicios para que los completes después de la clase: un texto que puede interesarte, una lista de 10 palabras con vocabulario útil…
  • El profesor particular debe tener un acento impecable en inglés; para mejorar el tuyo, debe ser capaz de articular bien los sonidos a la perfección.
  • En definitiva, tiene que enseñarte a hablar inglés.

¿Dónde encontrar a un buen profesor particular?

Hay que intensificar la búsqueda para encontrar un profesor particular de inglés que se adapte a tus necesidades.

Los anuncios

Ten cuidados con los que digan ser gratis: no suele ser muy fiables y en algunas ocasiones proponen tarifas prohibitivas para clases de inglés que no siempre están a la altura de las expectativas.

De cualquier manera, conviene ser prudente y si el profesor particular ofrece su número o su correo electrónico, no dudes en contactar con él.

Lo mejor es quedar con la persona para discutir los puntos que quieres tratar y ver si puede haber buena relación entre alumno y profesor.

Las agencias

La ventaja es que son los empleados los que se encargan personalmente de tu caso, de la elaboración del perfil del alumno, incluidas sus expectativas y necesidades.

La agencia fija la tarifa, comprueba la dirección de las familias y de los profesores, la disponibilidad de unos y otros, y ofrece cierta seguridad, ya que selecciona ella misma a profesores y alumnos.

Se suele evaluar al profesor y este debe rellenar un informe sobre el trabajo con el alumno: se trata de un seguimiento serio que ofrece seguridad al alumno.

Las redes sociales, el boca a boca

¿Por qué no movilizar a tus contactos, amigos y profesores para que te aconsejen ellos?

La ventaja es que el alumno conoce más o menos a las personas implicadas, aunque la cuestión del precio siempre es más espinosa y es preciso negociar.

Las páginas web y otras plataformas

Recientemente han aparecido muchas páginas web y plataformas que proponen una buena enseñanza a domicilio.

Cada página es diferente, algunas se centran en la enseñanza de idiomas y otras son más generalistas.

Normalmente, el equipo que se encuentra detrás de cada página o plataforma realiza de antemano una preselección de los profesores, a los que se les pide rellenar una serie de datos, con sus necesidades, disponibilidad, tarifa, etc.

Consulta las páginas web. Consulta las páginas web para encontrar a tu profesor particular.

También en este caso, desde tu posición de alumno, no dudes en contactar y quedar  con diferentes profesores (muchos de ellos ofrecen una primera clase gratis como prueba).

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *