Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

10 consejos para mejorar tu francés

Por Marisol, publicado el 14/06/2016 Blog > Idiomas > Francés > Cómo Mejorar tu Francés

El francés es un idioma particularmente rico. Tiene muchas reglas de gramática, de conjugación y de ortografía cuyas excepciones a veces pueden hacer que nos equivoquemos. Por eso, es frecuente que los alumnos de todos los niveles tengan algunas dificultades en francés.

Si te encuentras en esta situación, no te desanimes. Te proponemos 10 consejos para mejorar tu francés.

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

Practica diariamente y te serás un hacha en francés

En vez de aprenderte de memoria un montón de reglas gramaticales y vocabulario antes de un examen, practica diariamente. No hace falta emplear mucho tiempo: 10 minutos al día son suficientes.

Por ejemplo, puedes empezar por las conjugaciones y aprenderte de memoria un verbo y todos sus tiempos verbales o incluso aprender una sola regla gramatical.

O si quieres enriquecer tu vocabulario, aprende cinco palabras nuevas al día, por ejemplo.

Aprender francés Practica diariamente

No hay nada peor que forzarse a aprender y comprender mucha información a la vez, pero si te impones este pequeño ritual diario y lo sigues, verás una gran mejoría en muy poco tiempo. Puedes hacer este ejercicio con tus compañeros; nada mejor para motivarte y mejorar todos juntos.

Leer, leer y leer: es la clave del éxito

Evidentemente, la lectura es también uno de los mejores métodos para mejorar en francés. Leer te permite fijar en tu cerebro un gran número de palabras y de asentar, a la vez, todas las reglas gramaticales y las conjugaciones que hayas aprendido en tus clases de francés. Además, los libros generalmente están escritos y revisados por profesionales, por lo que puedes estar seguro de que estarás leyendo textos en un francés perfecto.

Se cree que es necesario obligatoriamente leer libros complicados para aprender francés, pero nosotros no estamos completamente de acuerdo con esta afirmación. El principal objetivo de la lectura es disfrutar leyendo algo que te guste. Si no disfrutas nada con la lectura, pronto verás esta actividad como una obligación, incluso como algo engorroso, y la dejarás enseguida.

Mejorar francés Lee para mejorar tu vocabulario

Si lo prefieres, empieza leyendo cómics. Después, elige un libro corto de un género que te guste (ciencia ficción, policíaco, histórico, romántico, etc.).

Si empiezas a aburrirte de leer lo mismo siempre, cambia de género literario. Es la mejor forma de disfrutar de la lectura y de enriquecer tu vocabulario a la vez.

Practica tu comprensión oral

El francés es igual de rico en el discurso oral que en el escrito.

Sin embargo, cada medio de comunicación tiene sus propios códigos. Al igual que la escritura y su lenguaje formal o familiar, el discurso oral en francés debe adaptarse a su interlocutor. De hecho, tú no les hablas de la misma forma a tus amigos, a tus profesores o a los desconocidos.

Así, para enriquecer tu vocabulario y adoptar el mejor tipo de lenguaje en función de tu interlocutor, escucha a gente hablar en francés: a tu profesor de francés, sobre todo, pero también a los presentadores de las noticias en Internet o a los actores que aparecen en películas francesas. De hecho, estos últimos reproducen las líneas de un guion escrito por profesionales de la escritura, por lo que es interesante variar los tipos de película para escuchar las diferencias en cuanto al vocabulario.

Evidentemente, escuchar también implica prestar atención en tus clases de francés, algo imprescindible para mejorar en el idioma. La mitad del trabajo se hace en clase.

Métete en la piel de un escritor y escribe todos los días

Tras la lectura y la comprensión oral, hay que pasar a la práctica. Lo importante en este caso también es que disfrutes. Ya sea usando un ordenador, un bolígrafo o, por qué no, una máquina de escribir, pronto le cogerás el gusto a esta actividad tan estimulante. Lo mejor es que te obligues a escribir un poco todos los días. De hecho, esta actividad debe convertirse en algo automático.

Mejorar en francés Escribe en francés

Por ejemplo, puedes empezar por escribir un diario todas las noches cuando llegues a casa. Enciérrate en tu habitación, ponte música y revive mentalmente tu jornada. Tus manos harán el resto. Además, si has tenido un mal día, plasmarlo todo en el papel tendrá efectos terapéuticos. Ideal para desahogarte.

Pídele ayuda a un profesor particular, experto en francés

Muy a menudo, los profesores no tienen tiempo para ocuparse individualmente de cada alumno de una clase. Tu profesor tiene que acabar obligatoriamente el temario, incluso aunque algunos no puedan seguir el ritmo.

Mejorar tu francés Profesor particular de francés

En todo caso, si sientes que empiezas a perder el hilo, considera la opción de contratar a un profesor particular de francés. Es una manera excelente de trabajar ciertos puntos concretos más en profundidad.

Elige a un profesor particular que viva cerca de tu domicilio y acordad juntos el horario de clase, por la noche o los fines de semana, según tu disponibilidad.

Cartéate con un nativo y pídele que te corrija los fallos

Nadie mejor que un nativo para ayudarte a mejorar. Si conoces a alguien que tenga tiempo para intercambiar cartas o correos electrónicos contigo, sería estupendo. Si no, busca a alguien en Internet. El objetivo es simplemente cartearte o mandarse emails para mejorar el vocabulario y la ortografía.

Explícale lo que quieres hacer y dile que te corrija los fallos, en caso necesario. Pronto te darás cuenta de que te corregirás tú mismo automáticamente. No hay nada mejor que aprender cosas nuevas sobre muchos temas distintos mientras mejoras tu francés.

Aprende latín para comprender mejor el francés

Es un hecho histórico: el francés tiene sus orígenes en el latín, al igual que el italiano y el español. Por tanto, si quieres mejorar tu francés, empieza a estudiar latín. Te servirá para aprender la etimología y el léxico de las palabras que se utilizan a diario en francés.

Mejorar tu francés Aprende latín para mejorar la ortografía en francés

Verás que la influencia del latín en el francés es más importante de lo que crees. Es una de las formas más fiables de conocer la ortografía de las palabras francesas.

Ten siempre a mano un diccionario de francés

Cuando quieres aprender un idioma, lo mejor es sumergirse completamente en él. Aunque requiere una gran concentración al principio, irás viendo progresivamente que este ejercicio será cada vez más fácil.

La idea es escuchar, leer y escribir en francés todo lo posible. Cuando no conozcas el significado de una palabra, coge tu diccionario y búscala. Cuando no sepas la conjugación de un verbo, la ortografía de una palabra o una regla gramatical, búscala enseguida en Internet.

Vocabulario francés Ten siempre a mano un diccionario de francés

El objetivo: mejorar a tu ritmo y sin forzarte. Pronto verás que tu vocabulario se amplía enormemente y que controlas las reglas gramaticales y las conjugaciones más difíciles.

Para aprender mientras te diviertes: juega con las palabras

Aprender es más fácil jugando, así que te proponemos que juegues con las palabras utilizando juegos de mesa o inventando juegos en los que tenéis que utilizar palabras, verbos y nociones de gramática.

El más conocido es el Scrabble. ¿Por qué no juegas a las palabras cruzadas en francés?

Hay diferentes dificultades para todos los públicos. Podrás desafiar a tus compañeros de clase o a familiares que hablen francés. ¡Todos aprenderéis jugando!

Viaja para practicar tu expresión oral

Tanto si estás en el instituto como en la universidad, tendrás la oportunidad de viajar a Francia para practicar tu francés, con un programa de intercambio o una beca Erasmus, por ejemplo. Y si ya estás trabajando, ¡vete a Francia de vacaciones!

No hay nada mejor para aprender un idioma que viajando al país donde se habla y sumergiéndote en su cultura. Aunque al principio pueda resultarte difícil, haz el esfuerzo de expresarte siempre en francés y mézclate con nativos siempre que tengas la ocasión.

Tendrás la oportunidad de aprender nuevas palabras y expresiones que no conocías, hacer amigos y conocer la cultura francesa.

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 1 votos)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *