Inglés
Dibujo
Programación
Euskera
Inglés
Relajación
Economía
Español para extranjeros
Superprof, una comunidad de
1.421.871
profesores particulares independientes
TOP 10 profesores
Matemáticas
Español para extranjeros
Matemáticas
Canto
Lenguaje musical
Dibujo
Violín
Inglés
Inglés
Dibujo
Programación
Euskera
Inglés
Relajación
Economía
Español para extranjeros
Matemáticas
Español para extranjeros
Matemáticas
Canto
Lenguaje musical
Dibujo
Violín
Inglés
Superprof, una comunidad de profesores particulares independientes
TOP 10 profesores
Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Afinar tu kamaka al mejor precio

Por Coral, publicado el 02/06/2017 Blog > Música > Guitarra > ¿Cómo Encontrar un Afinador de Ukelele?

¿Ya está, te gusta rasguear y has comprado tu primer ukelele para dártelas de hawaiano?

Y ahora, ¡me imagino que te preguntarás sobre el equipamiento que necesitas!

Lo más urgente, es encontrar un afinador de ukelele.

Una vez que tienes este precioso objeto, puede que tengas la suerte de encontrar a alguien que te ayude a hacer los primeros ajustes… Si no, ¡vas a tener que apañártelas solo!

Para tocar correctamente el ukelele, tus cuerdas tienen que estar bien afinadas para que todas las notas suenen bien.

Sin eso, va a ser una cacofonía y más valdrá volver a meter en el armario tu pequeña guitarra.

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

Los diferentes tipos de afinadores para ukelele

Debido al hecho de tocar, pero también a causa de la temperatura ambiente y la humedad, las cuerdas de los instrumentos se aflojan.

De hecho, puede ser bastante rápido, y hay que afinar el ukelele con más frecuencia que un piano, que tiene más estabilidad gracias a las cuerdas percutidas (en contrapartida, lleva más tiempo afinarlo…).


Afinar el ukelele consiste en modificar mecánicamente la tensión de cada cuerda para que esta toque realmente la nota deseada.


Además, cuando se juntan varios músicos, es necesario ponerse al mismo diapasón antes de empezar a tocar. Es lo que hacen todos los violoncelos y los contrabajos antes de un concierto de orquesta sinfónica y en cada entreacto.

Siempre suele pasar lo mismo: o hemos tardado demasiado en encontrar nuestro instrumentos de cuerdas pulsadas y no pensamos hasta el último momento en la cuestión de afinarlo, o nos han regalado un ukelele y no nos queda más remedio que buscarnos la vida…

Lo primero a tener en cuenta antes de lanzarse a buscar un afinador, es saber a qué categoría pertenece nuestro instrumento. Puede haber cuatro, a continuación están del más pequeño al más grande y de más agudo o más grave:

  • soprano (es el tamaño de ukelele más corriente y antiguo)
  • tenor (como para las voces de ópera)
  • concierto
  • barítono

Será esencial para saber de qué manera acordar el ukelele.

El ukelele del Pacífico, tal y como lo conocemos desde el siglo XIX, comporta cuatro cuerdas. Son las que tendremos que afinar, con la ayudas de las clavijas que coronan la cabeza del instrumento. Hay cuatro, lógicamente, una por cada cuerda del ukelele.


Cada cuerda debe corresponder con un tono bien concreto. La mayor parte del tiempo, predomina la afinación en do.


También, para el soprano y el tenor, en orden, cada cuerda produce un sonido: sol, do, mi, la.

En nuestro artículo, vamos a ver las ventajas e inconvenientes de los diferentes tipos de afinadores disponibles en el mercado:

  • el afinador de guitarra cromático;
  • los afinadores numéricos;
  • la afinación humana (en caso de oído absoluto o comparativo al dar una nota).

Adquirir tu afinador de ukelele en una tienda

Afinar el ukelele implica comparar la sonoridad producida por cada una de las cuerdas con una nota de referencia.

Esta última la puede producir cualquier instrumento musical, a condición de estar seguro de que es fiable.

Pero es aún mejor poder contar con un accesorio de ukelele en el que poder confiar al 100 %: el afinador electrónico.

Equipado con un micrófono, indica en la pantalla la nota que registra cuando rasgas la cuerda. No tendrás más que tensar o aflojar la cuerda para encontrar el tono correcto.


Por unos quince euros, encontrarás afinadores robustos y fáciles de usar.


No gastes más de 30 €, no hace falta arruinarse.

Como la intervención del oído humano es indispensable para afinar un ukelele, puedes continuar apostando por el factor humano haciendo los ajustes en una tienda de música « clásica ».

Contar con un experto en ukeleles que te ayude a afinar tu instrumento. Comprender la diferencia entre Low-G (guitarra) y High-G (ukelele).

En las grandes ciudades hay más de un espacio comercial de este tipo y están por lo general bastante bien abastecidos en instrumentos de cuerdas pulsadas, debido a su fuerte demanda.

Esto contribuye a mantener el tejido comercial local, además de a tu seguridad.

Los vendedores sabrán aconsejarte entre los diferentes modelos disponibles, a la vez que por tu parte disfrutas más fácilmente de la garantía del fabricante y de la posibilidad de devolverlo si te equivocas al elegir.

También te dirán que pienses en comprar pilas de recambio: parece una tontería, pero puede salvarte la vida.

Los colores y las marcas varían, pero se trata grosso modo de afinadores cromáticos siempre.

El principio es el mismo que para la guitarra: el afinador indica lo que registra.

Para más comodidad, los vendedores te aconsejarán a menudo una versión « clip », cuya ventaja es que puedes fijarlo directamente en la cabeza del instrumento, lo que permite acordar los ukeleles incluso en un entorno ruidoso.

Encuentra una ganga en internet

Para los que viven lejos de una tienda de música o les da pereza desplazarse por una nimiedad que cuesta unos diez euros, internet ofrece muchas posibilidades.

Su ventaja es que te permite una mayor variedad de modelos diferentes, pero este punto positivo puede dejar de serlo cuando ves la cantidad de posibilidades.

Cuando elijas un afinador de guitarra para acordar tu ukelele, lleva cuidado con que no sea demasiado avanzado…

Elige tu ukelele. Los instrumentos de cuerdas pulsadas ocupan un lugar importante en los comercios musicales.

Sí, porque hay algunos que no se contentan con dar una nota… sino que te dicen hasta la cuerda de guitarra que has tocado, indicándote si hay que aflojarla o tensarla.

Y como la guitarra no es igual que un ukelele, imagínate el lío en el que te metes…

La segunda ventaja de internet, es que propone algunos artículos de segunda mano. ¿Y si encuentras precisamente lo que andabas buscando?

Hay plataformas como Google Shopping que ofrecen también ukeleles con afinador integrado…

Personalmente, no me acaba de gustar, porque me daría miedo que se estropeara y porque no es muy estético, pero bueno…

¿Buenas opciones y además gratuitas?

Si eres muy ahorrador o un auténtico tacaño, la web te tiene una sorpresa reservada.

Después de haberte casi arruinado comprando un kamaka, es hora de ahorrar optando por un afinador totalmente digital.

Para eso, solo vas a necesitar un ordenador, una Tablet o un móvil. Este último objeto, gracias a sus dimensiones, es tan fácil de transportar como un afinador.

Accesorios para tu ukelele. Piensa bien lo que necesitas antes de decidirte a comprar.

Existen diferentes páginas de internet con las que puedes afinar tu instrumento. Es muy práctico cuando estás en casa, menos cuando estás por ahí.

Los blogs de tablaturas de ukelele proponen también escuchar las notas de referencia.

La uberización llega hasta el mundo de la música, los desarrolladores de aplicaciones no se han olvidado de los instrumentistas.

Google Play propone numerosos programas especializados: Ukulele Tuner Pocket, String Tuner, Ukulele Tuner…

Francamente, ¡vale la pena!

¿Cómo acordar tú mismo tu instrumento de cuerdas?

Ahora que tienes a mano un afinador digno de ese nombre, hace falta lanzarse… No es evidente, ¿verdad?

Por suerte, existen tutoriales en vídeo para que adquieras confianza, los encontrarás en YouTube.

Si originariamente, eres guitarrista, que no te sorprendan las clavijas de tu ukelele: por lo general, son mecánicas llamadas « de fricción », y no el tipo de tornillos que giran hasta el infinito.

Por otro lado, si has aprendido a afinar con la guitarra acústica, fíjate bien: son en Low-G (las cuerdas van de más grave a más aguda), mientras que un ukelele es en High-G… ¡No te equivoques de sol!

Antes que nada, comprueba que tu afinador cromático clip no esté puesto en modo « bemol ». Cuando afines, lleva cuidado de tener tonos enteros y no semitonos: el sostenido a veces no resulta muy visible en los afinadores numéricos (es un criterio de elección añadido a tener en cuenta en el momento de la compra).

Si, cada vez, el afinador muestra varios valores seguidos, es el primero el que hay que tener en cuenta.

Por último, con un ukelele nuevo, o, más en general, con cuerdas de ukelele recién estrenadas, la maniobra es aún más delicada.

¿Por qué?

Porque las cuerdas se desafinan muy rápido. ¡Hay que ser paciente!

Lo bueno es que vas a pasar días afinando tu ukelele: ¡vas a convertirte en todo un profesional en la materia!

Para ir paso a paso y no equivocarte, nada mejor que un buen material didáctico con esquemas e ilustraciones.

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Loading...

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz