Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Nuestros consejos para que aprendas matemáticas de forma autodidacta

Por Eva, publicado el 05/04/2016 Blog > Apoyo escolar > Mates > ¿Cómo Aprender Matemáticas Tú Solo?

Ya seas estudiante de colegio, de instituto o hayas decidido seguir las clases de mates para adultos, siempre hay un momento en el cual te vas a encontrar solo delante de los folios y de los apuntes.

El aprendizaje de las matemáticas en clase no siempre es suficiente y hay que aprender a desenvolverse solo para completar dicho aprendizaje.

Cualidades necesarias para aprender matemáticas en solitario

Sin embargo, no todo el mundo puede formarse en matemáticas sin ayuda.

Esta disciplina, exigente por definición, requiere que el estudiante tenga buenas condiciones a su alrededor para poder sumergirse al 100% en las matemáticas.

Tener recursos a nivel personal

Para poder aprender mates de forma autodidacta, la primera condición es la de tener un buen conocimiento… de ti mismo: efectivamente, si ya sabes identificar tus fortalezas y debilidades, tus capacidades y limitaciones en materia de aprendizaje, partirás con bases sólidas para formarte en solitario.

Aumentar tus recursos personales para practicar mates ¿Eres capaz de arreglártelas tú solo en mates?

Para aprender las mates sin ayuda es necesario que tu personalidad esté en concordancia con esta manera de recibir el aprendizaje: por ejemplo, si te gusta la soledad, si sabes motivarte, sacar partido a tu experiencia, si sabes tener perspectiva sobre lo que vives, si sabes tomar el control de tu aprendizaje en mates fijando objetivos, entonces tienes muchas posibilidades de triunfar en esta empresa.

¡Parece que ni el gran matemático A. Einstein era un buen estudiante, así que todo es posible!

Multiplicar las vías de aprendizaje

Para aquellos que quieren aprovechar todas las oportunidades de aprender mates sin ayuda, lo más aconsejable es multiplicar las vías de aprendizaje.

Actualmente, con internet, son numerosas las posibilidades de seguir clases de matemáticas mediante vídeos, tutoriales, tests y cuestionarios.

También puedes utilizar los anales de secundaria y los de bachillerato para practicar con situaciones reales: con las correcciones podrás avanzar más en tus repasos.

Las clases particulares

Aquellos que quieren la ayuda de un profesional de manera ocasional o un seguimiento durante el curso pueden dirigirse a un profesor autónomo para que le dé clases particulares de mates.

Aprender las mates tú solo puede resultar duro y cuando no dejas de dar vueltas, cuando no entiendes lo que se te pide, puede resultar muy beneficioso tener a alguien a tu lado.

Con un profe de mates que te apoye, que te guíe y que te prepare un programa a medida, vas a poder aprender mates con toda tranquilidad.

Las matemáticas no son una actividad pasiva, no es posible aprender todo lo que hay que saber en matemáticas únicamente leyendo libros.

Tienes que hacer muchos ejercicios para probar tus conocimientos, tienes que enfrentarte a diversas dificultades para ver si has entendido los diferentes conceptos. Pero sin duda, no hay que tener miedo a las mates.

Por lo tanto, un profesor autónomo con sus clases particulares es algo bueno: él se implica en tu aprendizaje, está pendiente de que tu práctica sea lo más correcta posible, de que hayas asimilado y entendido cada concepto importante.

Incorporar tu aprendizaje a un proceso

La autoformación en mates es posible y real si se enmarca en unos límites: si te matriculas en mates en una institución, como por ejemplo la universidad, un organismo de formación, una escuela o una red social (como el caso de los MOOC), entonces tu formación en solitario se verá favorecida y reconocida oficialmente.

Sobre todo, es el caso del e-learning, la formación a distancia: el estudiante puede organizar libremente su tiempo y su espacio para aprender como él considere, pero debe contar con un tutor o formador que le haga un seguimiento.

Si quieres aprender mates tú solo frente a la pantalla del ordenador, la tarea puede resultar difícil, incluso imposible.

La solución de los cursos MOOC para progresar en matemáticas

En términos de e-learning, el MOOC (Curso Online Masivo Abierto) resulta una alternativa muy interesante.

Aprender mates online La interesante alternativa del e-learning

Incluso si hoy en día cada vez hay más cursos MOOC en español, la gran mayoría aún están en inglés; para las mates, así pues, esta solución no es muy apropiada.

Un MOOC en mates es un curso en línea impartido a través de vídeos durante un periodo de tiempo definido.

El MOOC no otorga un diploma pero te permite completar los repasos, aprender un concepto concreto desde tu casa o tu lugar de trabajo y de beneficiarte del apoyo de una comunidad de internautas.

Con un MOOC, el profesor a distancia ya no tiene nada que ver con lo que era anteriormente: aquí, te encuentras en el corazón del proceso del aprendizaje, eres actor de tu lección.

Los vídeos explicativos en mates indican a los alumnos cómo aplicar y dominar los métodos claves del programa según su nivel, con el fin de ayudarles a entender cómo hacer y rehacer los ejercicios.

Obviamente, los vídeos no sustituyen a las clases, sino que son complementos visuales que, sin embargo, garantizan una estructura a los alumnos con dificultades para hacerles progresar rápidamente.

Esto también va a ayudar a los buenos alumnos a consolidar los conocimientos de manera eficaz.

5 etapas necesarias para aprender mates sin ayuda

Aprender mates sin ayuda no es tan fácil y evidente si tienes que seguir una lección en clase o en grupo.

Sin embargo, cuanto más organizado seas, más oportunidades tendrás de tu lado para triunfar en tu autoformación.

Estimula tu motivación

Aprender matemáticas en general requiere motivación y concentración, pero aprenderlas solo todavía más.

aumentar la motivación en mates No tires la toalla antes tus primeros problemas en mates

Hazte las siguientes preguntas: ¿por qué quiero aprender matemáticas? ¿Es algo innato o viene de mi entorno? ¿Por qué estudiar matemáticas? ¿Cuáles son mis objetivos? ¿Cuánto tiempo tendré ganas de aprender?

Todas estas preguntas te ayudarán a avanzar, van a perfeccionar tu manera de aprender, van a impulsar tu motivación y al mismo tiempo, a reducir tu estrés.

Comienza por aprender pequeñas cosas y fija tus conocimientos; después, aumenta el nivel de dificultad y sigue un programa preestablecido.

Mantén el contacto con la clase

La clase de mates es la barandilla a la que te tienes que agarrar a lo largo de tu aprendizaje.

No esperes a que un examen te salga mal para sumergirte en la clase, estudia de forma regular y de manera constante.

Reactiva la memoria

Para aprender bien las mates, las cuales contienen numerosos teoremas, fórmulas y conceptos complicados, es importante que trabajes la memoria.

Para aprender bien hay que retener, y para retener bien hay que comprender y, después, repetir una y otra vez.

No se trata de aprender fórmulas de memoria y tontamente; sin lugar a dudas, hay que entenderlas, hacerse con ellas, crear nexos entre los diferentes elementos, entre las partes de la clase y entre las diferentes clases.

A esto lo llamamos hacer un «mapa mental», es decir, que pongas en relación cada concepto y cada parte de la clase, los unos con los otros.

Reutiliza lo que sabes

A lo largo de los cursos anteriores, ya sea en el colegio, en el instituto o durante tu vida activa, has acumulado una cierta cantidad de información y de conocimientos.

Es hora de transformar toda esta información en conocimientos que puedas aplicar a las matemáticas.

Tienes que hacerte con las mates, relacionarlas con lo que ya sabes.

No te contentes con leer y releer, utiliza las mates jugando con programas en línea y con aplicaciones.

Usa internet y haz preguntas, explora otras versiones de la misma clase de mates, explica a alguien cómo has llegado a cierto resultado cuando discutas en un foro de debate.

Multiplicando los puntos de vista enriquecerás tus conocimientos y construirás tu propia manera de aprender las mates.

Repasa a largo plazo

Cuando se aprenden cosas nuevas, nuestro cerebro crea nuevas conexiones y las va a relacionar con aquello que ya conocemos.

Pero para que estas conexiones sean naturales y se adentren en tu memoria, tienes que saber que se necesitan alrededor de 3 meses para que una nueva información se convierta en un «hábito», en un reflejo.

Es el tiempo necesario para construir nuevos conocimientos.

Cómo estudiar matemáticas El camino del éxito en mates a veces es largo y arriesgado

Programa las clases a medio y a largo plazo para aprender los conceptos que necesitarás en el futuro.

Ayuda a tu cerebro a retener las nuevas fórmulas y teoremas: repite sin parar los ejercicios, varía los puntos de vista, vuelve a leer todos tus apuntes, reproduce mapas mentales (mindmapping), utiliza el placer para aprender.

Si hubiera otros consejo para que aprendas las mates por ti mismo sería que te concentraras en la regularidad y en la constancia de tus repasos: es preferible trabajar 20 ó 30 minutos todos los días o cada dos días, en vez de 3 horas seguidas una vez por semana.

Toma notas claras y fáciles de releer cuando trabajes.

Y sobre todo, si necesitas ayuda, dirígete al encuentro de profesionales: las matemáticas no son una disciplina evidente y un profesor siempre será una excelente ayuda.

En caso de duda o si tienes preguntas, dirígete hacia los demás para profundizar y tratar de entender lo que no funciona.

Asumiendo este tipo de responsabilidades llegarás a aprender las mates de forma autodidacta.

Una vez que seas constante, podrás resolver enigmas matemáticos por ti mismo.

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Loading...

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz