Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Origen, historia y evolución de la lengua nipona

Por Elvira, publicado el 04/07/2017 Blog > Idiomas > Japonés > La Interesante Historia de la Lengua Japonesa

Antes de aprender japonés, debes interesarte por la construcción de esta lengua tan compleja, cuyos fundamentos yacen en el chino.

  • ¿Cuál es el verdadero origen de la lengua de Murakami?
  • ¿Cuáles fueron los primeros manuscritos de escritura japonesa que aún se conservan?
  • ¿Hasta qué punto ha influido el chino en el japonés?

Hablar el japonés que se habla hoy en día es el resultado de un largo proceso, que ha ido evolucionando junto con la historia del país del sol naciente durante muchos siglos…

Superprof te cuenta aquí la apasionante historia de la escritura y la lengua japonesa, sobre todo, para todos los profesores y estudiantes que trabajan con el japonés.

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

La aparición del japonés como lengua hablada

La lengua que se habla en Japón, también denominada «yamato», la hablan más de 120 millones de personas, lo que la coloca entre la 11.ª y la 13.ª lengua más hablada del mundo.

Se dice que el japonés es «una lengua aglutinante y polisílaba», pero, ¿qué quiere decir eso? Una lengua aglutinante es aquella en la que los rasgos gramaticales vienen marcados por la unión de elementos básicos denominados morfemas.

¿Qué otras lenguas aglutinantes hay?

  • Lenguas altaicas (turco, mongol)
  • Lenguas urálicas (estonio, finés, húngaro)
  • Coreano
  • Vasco

El japonés no se parece en nada al chino, pero presenta el mismo número de vocablos procedentes o derivados de la lengua china escrita. A su vez, el japonés también guarda ciertas semejanzas con el coreano.

¿Qué semejanzas hay entre el alfabeto chino tradicional y el japonés? El texto de arriba está escrito en chino tradicional, mientras que el de abajo aparece en japonés. ¿Serías capaz de reconocer algunas de las similitudes entre ambos alfabetos?

Durante el Período Edo (1603-1868), se asientan las bases de la lengua japonesa tal y como se habla hoy en día. Durante el Período Meiji (1868-1912), numerosas palabras procedentes de Occidente entran en el vocabulario japonés.


«En el japonés existen dos silabarios para representar todos sus sonidos, creados a partir de la simplificación de ciertos kanji [caracteres chinos]. Los silabarios se denominan hiragana y katakana y son un sistema de escritura único del japonés, ausente en el chino y el coreano. El japonés moderno utiliza los tres sistemas de escritura, kanji, hiragana y katakana, circunscribiendo el uso de cada uno para diferentes funciones, si bien hay ocasiones en que dos de ellos pueden usarse indistintamente» (Wikipedia).


Las primeras huellas de la escritura japonesa

¿Sabías que los diferentes pueblos de Japón no tenían ningún sistema de escritura hasta el siglo cuarto d.C., momento en el que los monjes budistas chinos lo hicieron posible?

La enciclopedia libre también afirma que:


«Los japoneses comenzaron a usar los caracteres chinos (kanji – 漢字 significa caracteres Han) conservando el sonido original chino, (si bien adaptándolo a su propio sistema fonético) y añadiendo además la pronunciación nativa a esos símbolos. Por ello hoy día, al estudiar el sistema de kanji es necesario aprender ambas lecturas, la lectura china (onyomi 音読み) y la lectura japonesa (kunyomi 訓読み), si bien dichos adjetivos no deben prestarse a errores: ambas pronunciaciones son propias del japonés, y son diferentes a las del chino moderno».


Después, esos caracteres se utilizarían para crear un alfabeto moderno denominado «kana», que a su vez tiene dos sistemas de escritura: el hiragana y el katakana.

Te dejamos aquí un resumen de las bases del sistema de la escritura japonesa:

  • Los kanji sirven para transcribir la mayoría de las palabras con cargan semántica. La mayoría de los kanji japoneses poseen varias lecturas: tanto nativas de origen japones como de raíz china.
  • El hiragana es un silabario que sirve para la escritura de morfemas gramaticales.
  • El katakana se emplea principalmente para los préstamos procedentes de otras lenguas (por ejemplo, la palabra «maratón»).

Aprende la base del japonés: los kanjis, el hiragana y el katakana Los kanjis y los silabarios hiragana y katakana constituyen la base de la lengua japonesa. Es apasionante aprender su escritura, ¿por qué no lo intentas?

En aprendejapones.com encontrarás una tabla de correspondencia de los hiraganas, los 46 caracteres que debes aprender si estás interesado en el idioma japonés.

Los japoneses también utilizan los furiganas, que te ayudarán a la lectura del idioma. Estos consisten en kana o caracteres silábicos, impresos al lado de un kanji u otro caracter para indicar su pronunciación.

Históricamente, el libro más antiguo en japonés es el Kojiki (712), escrito en caracteres chinos.

Descubre más sobre las reglas gramaticales y la sintaxis japonesa.

La herencia china a la lengua nipona

Durante el Período Nara (710-794), los japoneses comenzaron a utilizar los ideogramas o caracteres chinos. De ahí que la pronunciación de las palabras japonesas esté asociada a los caracteres chinos. No obstante, el man’yōgana, que es como se denomina, solo toma el valor fonético y no su significado. Debido a esto, si alguna vez encuentras un texto escrito según este sistema, tendrá más caracteres que un texto convencional.

Conoce más sobre la evolución de la escritura japonesa.


«El man’yōgana (万葉仮名) es una antigua forma de escritura kana japonesa que usa caracteres chinos, llamados kanji, para representar sonidos japoneses. Aunque no está claro desde cuándo se emplea, sí está probado que se utiliza al menos desde el siglo VI. El nombre de man’yōgana procede del Man’yōshū (万葉集, Antología de la Miríada de hojas), una antología de poesía japonesa del Período Nara escrita en man’yōgana» (Wikipedia).


Al igual que el man’yōgana, el katakana se basa en el sonido. Poco a poco, los japoneses comenzaron a utilizar los katakana en sus historias, junto con los caracteres chinos. Así fue cómo se originó el texto con caracteres chinos y katakana.

Conoce más sobre los kanjis, fundamentales en la escritura del japonés. Los kanjis son caracteres chinos cuya función es escribir una parte de la lengua japonesa

Nacimiento del hiragana y su impacto en la cultura japonesa

Después surgió el hiragana, que evolucionó a partir de caracteres man’yōgana escritos en cursiva. Este silabario se desarrolló por cuestiones de rapidez de escritura (la cursiva es el nombre dado a las grafías que tienen una forma rápida como consecuencia de la simplificación de la escritura «oficial»).

Gracias a este silabario, por primera vez, los japoneses pudieron escribir como se expresaban en su quehacer diario. El sistema de escritura hiragana se creó durante la primera mitad del siglo X, dando lugar a muchas corrientes literarias, como el ensayo, el periódico y la novela, durante esta época.

No obstante, los textos en hiragana aparecen como inadaptados a la escritura de textos abstractos o lógicos, que precisan de caracteres chinos. Durante los Períodos Kamakura y Muromachi (1185-1573), el japonés escrito empieza a alejarse de la lengua hablada.

Por otro lado, ten en cuenta que, aunque ciertos aspectos hayan desaparecido, Japón es un país de tradición, por lo que no podemos olvidarnos de la caligrafía japonesa, muy presente en el país del sol naciente.

Una lenta evolución hacia el japonés moderno

Es durante el Período Edo (nombre que recibía la capital antiguamente), entre 1603 y 1868, cuando se asientan los fundamentos del japonés actual. Son los habitantes de la capital, que superan en número a los de Kyoto y Osaka, los que contribuyen al desarrollo de la lengua hablada. De hecho, numerosos términos actuales datan del Período Edo.

Por ejemplo, todavía existen numerosos pronombres para la primera y la segunda persona y para la terminología de cortesía que se inventaron en esa época. La cortesía supone prácticamente una lengua independiente en Japón, con sus propias reglas y expresiones.

Por otro lado, las lenguas escrita y hablada se van distanciando a partir de ese período.

Después de la Restauración durante el Período Meiji (1868-1912), se introducen multitud de términos procedentes de Occidente en el vocabulario japonés, por lo que los japoneses empiezan a crear nuevas palabras mediante la utilización de caracteres chinos.

El japonés aúna modernidad y tradición Japón: modernidad y tradición

En 1902, el gobierno anunció su deseo de establecer una lengua «estándar», basada en la lengua hablada dentro de la clase media de Tokio y, en 1903, se publicó el primer libro de texto para la escuela primaria, autorizado por el estado, que constituirá la base del japonés hablado.


«La concordancia de la lengua japonesa escrita con la hablada es muy difícil. Hay disputas y proposiciones, que comprenden la abolición/reducción de los caracteres chinos y la adopción del alfabeto. Muchos ensayos fracasan, puesto que la clase dirigente prefiere textos difíciles de escribir y comprender y que sea complicado expresarlo por escrito con el pronombre, el verbo auxiliar y otros componentes de la lengua hablada que varían según el interlocutor».


En 1945, se llega finalmente a un acuerdo y el japonés hablado aparece en los documentos oficiales.

Hoy en día, el japonés ha dado la vuelta al mundo y continúa evolucionando. Si deseas tener clases de japonés, elige a algún nativo o a un profesor bilingüe español-japonés. No descartes la oportunidad de un curso de idiomas en Japón para aprender esta lengua si quieres enfrentarte a las palabras japonesas que se utilizan actualmente.

Consigue un diccionario español-japonés para tus clases de conversación. ¡Siempre será de gran ayuda!

¡Descubre cómo el japonés ha influido tanto a través de su cultura!

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *