Inglés
Dibujo
Programación
Euskera
Inglés
Relajación
Economía
Español para extranjeros
Superprof, una comunidad de
1.421.871
profesores particulares independientes
TOP 10 profesores
Matemáticas
Español para extranjeros
Matemáticas
Canto
Lenguaje musical
Dibujo
Violín
Inglés
Inglés
Dibujo
Programación
Euskera
Inglés
Relajación
Economía
Español para extranjeros
Matemáticas
Español para extranjeros
Matemáticas
Canto
Lenguaje musical
Dibujo
Violín
Inglés
Superprof, una comunidad de profesores particulares independientes
TOP 10 profesores
Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Hacerse yogui, ¿un remedio infalible contra determinados dolores?

Por Coral, publicado el 26/05/2017 Blog > Deporte > Yoga > ¿Se Puede Hacer Yoga Estando Enfermo o Lesionado?

Hacer yoga es beneficioso para el cuerpo. Esta tradición milenaria llegada de India está cada vez más de moda. Hoy en día se calcula que hay casi 2 millones de yoguis en España.

Hay múltiples tipos de clases de yoga según las ganas y las posibilidades de cada uno. Hatha Yoga, Nidra Yoga, Ashtanga, Power Yoga… así, podemos iniciarnos al yoga a cualquier edad. Que tu elección se oriente hacia la práctica del yoga suave o hacia clases más dinámicas, verás que los beneficios son numerosos.

Pero claro, cuando nuestro cuerpo empieza a darnos problemas, cuando sufrimos determinadas patologías, ¿es aconsejable seguir haciendo yoga habitualmente o iniciarse?

Descubramos juntos, según las patologías, los riesgos o los beneficios que supone el yoga. En todos los casos, es importante, antes de retomar el camino de las clases de yoga o de hacer yoga en casa, solicitar la opinión de tu médico.

Jose miguel

¡Nuestros profesores son tan felices!

”Con Superprof he encontrado alumnos serios, motivados y que están deseando aprender. ¡Os recomiendo Superprof!”

¿Se puede hacer yoga con una tendinitis?

La tendinitis es muy corriente. Esta inflamación del tendón está generalmente ligada a gestos repetitivos. Los deportistas forman parte de las personas que sufren de tendinitis. Si la tendinitis se cura fácilmente, la base del tratamiento es el reposo.

Entre las tendinitis frecuentes destacan:

  • La tendinitis de Aquiles,
  • De la muñeca,
  • De la rodilla,
  • Del codo,
  • De espalda.

Es evidente que si sufres una tendinitis, tendrás que adaptar durante algunas semanas tu práctica del yoga para no cargar el tendón afectado. En caso contrario, te arriesgas a dañar de forma duradera el tendón. La tendinitis puede convertirse entonces en una afección crónica.

Pide consejo a tu profesor de yoga para adaptar las posturas y poder hacer yoga a pesar de la tendinitis.

¿Se puede hacer yoga con artrosis?

Prevenir y aliviar los síntomas de diversas patologías. Además de los tratamientos médicos, los masajes y el fisio, ¿has probado el yoga?

Al envejecer, las articulaciones se debilitan y esto puede conducir a padecer enfermedades crónicas, como la artrosis.

Igualmente llamada osteoartritis, esta patología se produce cuando los cartílagos de las articulaciones se desgastan. Es la enfermedad reumática más frecuente, especialmente entre personas de edad avanzada. Es por tanto una enfermedad que reduce la movilidad, ya que los pacientes tienen cada vez más dificultad para realizar los movimientos cotidianos y estos resultan dolorosos.

Esta enfermedad evolutiva puede requerir de una intervención quirúrgica y la colocación de prótesis para remplazar la articulación desgastada (prótesis de cadera, de rodilla…). El tratamiento médico se basa en la gestión del dolor y el ejercicio para preservar la movilidad del miembro afectado.

Un estudio reciente a puesto en relieve los beneficios del yoga para los casos de artrosis.

Dado que el ejercicio es esencial para canalizar la evolución de la patología, el yoga aparece en efecto muy indicado para los pacientes que sufren de artrosis.

Las posturas sencillas, siempre realizadas con suavidad, en función de las posibilidades de los pacientes, ofrecen auténticos beneficios:

  • Refuerzo muscular en torno a las articulaciones,
  • Mejora de la flexibilidad de las articulaciones,
  • Reducción del dolor,
  • Gestión del estrés y relajación.

Existen clases de yoga especialmente adaptadas a los más mayores para ayudar a conservar su movilidad a largo plazo.

Hacer yoga con dolor de espalda

Otra patología corriente: el dolor de espalda. Mala posición de la espalda o patología más grave, ¿quién no ha sufrido nunca de dolor de espalda? Una dolencia aún más corriente dado que está íntimamente ligada a nuestro estado nervioso. El estrés es en efecto un elemento que puede generarlo y es un factor que agrava el dolor de espalda.

¿Tienes dolores lumbares o cervicales frecuentemente?

El yoga es una actividad que te tienes que plantear seriamente. El yoga previene el dolor de espalda de diferentes maneras:

  • Relajación, gestión del estrés,
  • Refuerzo muscular,
  • Estiramiento de la espalda,
  • Meditación,
  • Mejora de la elasticidad…

Todos estos puntos son esenciales para preservar tu espalda y prevenir los dolores dorsales. El yoga te permitirá igualmente tomar consciencia de tu cuerpo, aprender a gestionar mejor tus emociones y vivir con plena consciencia.

Yoga contra los dolores de espalda. Los dolores dorsales pueden ser un hándicap en el día a día. El yoga puede ayudar a aliviarlos de forma eficaz.

¿Se puede hacer yoga con una escoliosis?

Entre las causas de dolores dorsales, está la escoliosis.

Esta deformación de la columna vertebral puede suponer un grave problema para las personas afectadas. Generalmente se manifiesta en la infancia o la adolescencia, y debe ser tratada rigurosamente para evitar que la deformación empeore.

Hacer yoga con una escoliosis puede ser una auténtica terapia.

Algunas posturas específicas tienen una auténtica acción correctiva sobre la deformación. Es lo que indica un estudio que ha demostrado que la columna puede enderezarse gracias al yoga. No solamente esta práctica limita la evolución de la deformación, sino que además, permite reducirla.

La postura de la plancha lateral (Vasisthasana), realizada regularmente, parece reducir eficazmente la curvatura de la columna vertebral. Además, hacer yoga alivia el dolor debido a la escoliosis y refuerza los músculos dorsales en profundidad. Evidentemente, la práctica de posturas yóguicas tiene que realizarse bajo control, para evitar cualquier mal posicionamiento.

¿Se puede hacer yoga con una ciática?

Otra patología relacionada con la espalda, la ciática.

Este nervio, que parte de la parte inferior de la espalda y llega hasta el pie, puede causar dolores agudos cuando una de sus cinco raíces está comprimida a la altura de las lumbares. En este caso, el dolor es fulgurante y especialmente incapacitante. En caso de crisis, es difícil moverse, incluso encontrar una postura no cómoda, sino tan solo soportable.

Sin embargo, ¡el secreto para aliviar la ciática es la actividad!

Es esencial continuar andando, por ejemplo, y practicar actividades cotidianas con suavidad para reducir la presión. Si en los peores momentos de la crisis, a veces es imposible moverse, en cuanto que el dolor comienza a calmarse, adoptar determinadas posturas de yoga alivia la ciática.

Entre ellas, encontramos sobre todo los ejercicios que permiten estirar y relajar la espalda o trabajar los músculos de las piernas.

Es importante hacerlos con suavidad, sin forzar. La torsión sentada puede ofrecer también un auténtico alivio del dolor al reducir la presión sobre el nervio. Si sufres regularmente de ciática, también se aconseja practicar yoga de manera preventiva. Reforzarás los músculos y eso limitará que se produzcan nuevas crisis.

¿Se puede hacer yoga con una hernia discal?

La hernia discal, otra patología dorsal común, puede ser especialmente incómoda.

Cuando el disco que une dos vértebras se desgasta, el núcleo forma una hernia que, con la presión, resulta especialmente dolorosa.

El reposo absoluto es inevitable.

En los casos más graves, se puede plantear la intervención quirúrgica. En todos los casos, es importante estar tumbados hasta que los dolores remitan. El yoga puede ayudarte a superar este momento difícil, pero no se trata de ponerte a hacer posturas.

El yoga, implica también meditación, ejercicios de respiración y relajación.

Técnicas simples que permiten gestionar el dolor y reforzar la moral. Es sobre todo el caso del Nidra Yoga, con sus técnicas de visualización.

Una vez que el paciente nota alivio, el yoga favorece la reeducación para recuperar una mejor movilidad. Estirar la espalda y reforzar la musculatura, puede ser beneficioso. Sin embargo, las posturas tienen que ser cuidadosamente elegidas y estar perfectamente ejecutadas, con suavidad para no correr riesgo de lesiones.

La postura del saltamontes es beneficiosa para la columna vertebral. La postura del niño, imprescindible para relajarse de forma eficaz.

Hacer yoga con la regla

Situémonos ahora del lado femenino, que se ve confrontado con distintas situaciones. La primera: la regla.

La regla viene acompañada de cambios de humor, síndrome premenstrual, dolores abdominales, a veces nauseas, disminución de energía…

Con diferente intensidad, según cada mujer.

Entonces, ¿cómo hacer yoga cuando se tiene la regla y solo tenemos ganas de quedarnos tumbadas en la cama con la bolsita de agua caliente hasta que estemos mejor?

Es necesario centrar nuestra práctica de yoga en posturas suaves, que permitan:

  • Relajarse,
  • Estirarse,
  • Recuperar una cierta vitalidad,
  • Reducir los dolores menstruales.

Algunas posturas son especialmente eficaces. Estos momentos de relajación, en los que tomamos consciencia de nuestro cuerpo y trabajamos la respiración, son especialmente beneficiosos para superar este temido periodo mensual.

Para las que tienen la suerte de no saber lo que son los dolores menstruales, ¡ningún problema! Podéis continuar haciendo yoga dinámico, llevando cuidado aún así  con evitar durante algunos días las posturas invertidas y las torsiones, que pueden tener una incidencia negativa.

Hacer yoga con tu bebé

Después de la regla, hablemos de bebés, aunque en este caso, ¡no se trata de una enfermedad!

Al contrario, es un gran momento en la vida de una mujer. También en este caso, el yoga puede acompañarte para abordar los cambios poco a poco, con toda serenidad.

El yoga prenatal te permitirá aprovechar mejor tu embarazo y prepararte para el parto. Cuidado con seguir clases adaptadas para mujeres embarazadas, por supuesto. Si comienzas, el embarazo no es el mejor momento para lanzarse a las clases de yoga tradicional.

Está, por el contrario, desaconsejado.

Una vez que tu bebé ha llegado, no es cuestión de privarse de las sesiones de yoga, auténtica burbuja en tu horario sobrecargado de mamá.

Aprovecha estos momentos de paz y armonía con tu bebé. Las sesiones de yoga para jóvenes mamás acogen también a los lactantes. Redescubrimos nuestro cuerpo, se trabaja con suavidad. Aprovechamos también para estrechar nuestro vínculo con el bebé e intercambiar con otras mamás. Un auténtico remedio contra el baby blues.

El yoga te aporta incontables beneficios. Posturas sencillas que permiten estirar los músculos, relajarlos y reforzarlos.

Hacer yoga con la Wii

¿Eres más bien hogareña?

¿Discreta?

¿Las clases en grupo no te atraen?

Puedes probar el yoga en casa con la Wii. Descubrirás posturas sencillas, ejercicios de equilibrio para iniciarte poco a poco a la práctica yóguica.

Cuidado, corres el riesgo de que te entren ganas de acudir a un auténtico curso de hatha yoga y querer ir más lejos. En efecto, con la Wii, el yoga puede parecerse a una clase de gimnasia. Por el contrario, cuando se aprenden las bases del yoga con un profesor, descubres una auténtica filosofía de vida, a aplicar en tu día a día para recuperar la serenidad física y mental.

¿Convencida? El yoga puede ayudarte de forma eficaz en diferentes etapas de tu vida a conocer mejor tu cuerpo, respetarlo y reforzarlo.

 

 

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Loading...

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz