Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

La importancia de mejorar la técnica de guitarra

Por Raquel, publicado el 04/07/2016 Blog > Música > Guitarra > ¿Cómo Mejorar la Técnica de Guitarra?

Sea cual sea vuestro estilo de música (blues, rock, funk, reggae, hard rock, metal, country…), tenéis que conocer las bases de la guitarra para aprender a tocarla. Tenéis que aprender a colocar los dedos para hacer determinados acordes o arpegios. Cada estilo tiene sus técnicas, pero es imposible avanzar si no se conocen.

Una constante en todos los estilos

Si hay algo que todos los estilos tienen en común es la técnica. Ya busquéis tocar virtuosamente, como Satriani, o con estilo y sentimiento como Richie Havens, debéis dominar la técnica.

Entonces, ¿qué hay que hacer para tocar bien? ¿Cómo se desarrolla la técnica? Y, sobre todo, ¿qué es la técnica? La técnica consiste en ser capaz de obtener el sonido justo y el acabado que queremos.

¿Por qué mejorar la técnica de guitarra?

Por un lado, os ayudará a ganar confianza en vosotros y en vuestra capacidad. Por otro, os permitirá dominar mejor vuestro instrumento para tocar lo que queráis. Mejorar la técnica de guitarra supone adquirir ciertos automatismos. ¿Cuáles? Pues pueden estar relacionados con la postura, la forma de sujetar la guitarra o de colocar los dedos o los brazos, o de usar los músculos correctos.

Aprendiendo a cuidar estos detalles podréis distinguiros de otros guitarristas e iniciar un nuevo rumbo.

¿Qué aporta la mejora de la técnica?

Los beneficios de mejorar vuestra técnica de guitarra son evidentes:

  • Una auténtica fluidez en el desplazamiento de dedos.
  • Un aumento de velocidad.
  • Mejor forma de colocar los acordes para que no sean bruscos
  • Una mayor comodidad del cuerpo
  • Una buena estimulación de los músculos para no tenerlos en tensión

Las distintas técnicas

Existen numerosas técnicas de guitarra a las que podéis hacer frente. Según vuestro estilo musical y vuestra habilidad, tendréis qué descubrir en qué debéis mejorar.

  • Los movimientos de la púa
  • El legato: ligar un sonido con una serie de toques de púa
  • El string-skipping o salto de cuerdas
  • El finger-picking, que consiste en tocar con los dedos
  • El tapping: tocar con las dos manos como si tocases un piano
  • El vibrato
  • El bend, que consiste en tocar una cuerda y moverla para hacer que salga un sonido agudo

Los orígenes del tapping El precursor del tapping: Eddie Van Halen

Una buena forma de desarrollar la técnica de guitarra

Quizá ya lo sabéis, pero el aprendizaje de guitarra requiere un entrenamiento regular para dejar trazos permanentes. Ya estéis aprendiendo con un profesor particular, en una escuela de música, en una asociación o por vosotros mismos ante la pantalla de un ordenador, debéis practicar de manera constante. Así desarrollaréis vuestras competencias y adquiriréis ciertos automatismos que conservaréis toda la vida.

Estar a gusto

Para desarrollar la técnica de guitarra, sea cual sea, tenéis que estar a gusto al tocar. Buscad una silla cómoda en la que podáis sujetar la guitarra adecuadamente. Vuestro objetivo es conseguir un buen acabado y no dañar la espalda inútilmente.

No escojáis sillas o sofás con apoyabrazos porque no tendréis espacio de movimiento suficiente y tendréis que inclinaros sobre la guitarra, con lo que adquiriréis malos hábitos.

Sujetar bien la guitarra

Es esencial que aprendáis a sujetar bien la guitarra si queréis mejorar vuestra técnica con las 6 cuerdas. Si sois diestros, mantened la guitarra de modo que la mano derecha esté a medio camino entre el rosetón y el puente. La mano izquierda tendrá que sujetar el mástil.

Adquirir buenos hábitos Aprender buenos hábitos para tocar la guitarra

Sujetad la guitarra contra vosotros y orientadla de modo que la cuerda más fina (la más aguda) este hacia abajo. Intentad que la guitarra toque vuestro vientre y vuestro torso. Debe reposar sobre la pierna que corresponda a la mano con la que toquéis las cuerdas (mano derecha, pierna derecha, por ejemplo).

Afinar la guitarra

Es imposible tocar bien la guitarra si no se mejora la técnica. No obstante, antes de cada sesión, antes de empezar una clase o de tocar en público, no podéis olvidaros de afinar la guitarra para obtener el sonido justo y preciso. Tocar una guitarra sin afinar puede hacer que las sesiones de aprendizaje sean de lo más frustrantes.

Escoged el medio más adecuado para afinarla: diapasón, afinador eléctrico, afinador en línea, la técnica de las cuerdas adyacentes o incluso utilizando una aplicación de vuestro Smartphone.

Saber manejar la púa

Para perfeccionar vuestra técnica, tenéis que saber manejar la púa de manera impecable para así no adquirir malos hábitos o tensar los músculos de manera dolorosa.

Trabajar las bases para mejorar la técnica de guitarra

Entrenar el encadenamiento de acordes

Para tocar de manera fluida, intentad encadenar los acordes hasta que cada cuerda suene de la misma manera y con la misma intensidad. Podéis empezar por los acordes de primera posición.

Hay acordes de Do, de Sol, de Fa, de Mi, de Re y de La, pero también hay acordes menores.

Trabajar con un metrónomo

Para garantizar una regularidad y un ritmo perfecto, utilizad un buen metrónomo; ese será vuestro accesorio perfecto para la guitarra. Os obligará a tocar en tiempo y a mantener el sentido del ritmo con el instrumento.

Trabajar las escalas

Si vais a clases de guitarra con un profesor particular o en una escuela de música, seguramente os den hojas y tablaturas de guitarra con las escalas más básicas. Si, entre todas las técnicas para aprender a tocar la guitarra, habéis decidido aprender de manera autodidacta, debéis empezar por practicar las escalas mayores, menores y de séptima. Después, no olvidéis aprender la escala pentatónica, muy conocida entre los músicos de rock y blues, que consta de 5 notas y también recibe el nombre de “escala de blues”.

Si practicáis bien las escalas, mejoraréis vuestra destreza con el instrumento. Un consejo: escoged una escala, haced un solo dentro de un fragmento de canción y tocadla en orden, saltando una nota, etc.

Aprender algunas canciones

No os pedimos que aprendáis canciones difíciles y que toquéis el famoso solo de Stairway to Heaven, por ejemplo. Sin embargo, sí os decimos que es importante conocer las canciones más básicas con sus acordes de guitarra correspondientes, como algunas de los Beatles, Nirvana u Oasis.

Imagen de "Wayne's World" « Stairway to Heaven » según Wayne Campbell (película « Wayne’s World »)

Aprendedlas para practicar de la manera más agradable posible. En vez de aprender un simple riff, podéis aprender toda la canción para entender así cómo se debe articular un fragmento en concreto. Así comprenderéis mejor la importancia de la composición con la guitarra y mejoraréis vuestro aguante.

Desarrollar una rutina

Un entrenamiento regular

Para mejorar vuestra técnica de guitarra, debéis tocar con regularidad. De hecho, es preferible que le dediquéis a vuestra guitarra unos 10 o 15 minutos todos los días, en lugar de 3 horas una vez a la semana. Por un lado, desarrollaréis una mejor resistencia y también mejoraréis vuestra memoria muscular, necesaria para tocar con fluidez.

Si podéis, practicad unas 4 o 5 veces a la semana para ganar una mayor destreza, intentad marcaros un horario fijo. Si os preguntáis cuándo podríais tocar, debéis saber que no hay ningún momento malo: después de la jornada laboral, a medio día, antes de desayunar…

Siempre calentar

Al igual que si fueseis a hacer deporte, debéis acordaros de calentar. Situaos en una zona cómoda, haced algunos ejercicios para calentar los dedos, tocad algunas notas de escalas simples… Cualquier ejercicio que se pueda repetir os servirá a modo de calentamiento.

Combinar trabajo y placer

Para mantener la motivación al máximo, tocad fragmentos que os gusten. Empezad por las escalas y después encadenadlas con otras cosas que os parezcan más entretenidas. No os olvidéis de hacer algunas pausas durante las sesiones.

Disfrutad la guitarra Debéis divertiros con la guitarra

Alternad las sesiones “obligatorias”, como los ejercicios o las escalas, con otros momentos de relajación para tener una mejor perspectiva durante vuestro aprendizaje. Así podréis prestar atención a cómo colocáis los dedos para hacer determinados acordes o arpegios.

Marcarse un desafío

Para mejorar vuestra técnica de guitarra, debéis marcaros un objetivo (realizable, por supuesto). Sería inútil que intentaseis hacer técnicas profesionales si todavía no domináis las más simples.

Marcaos un pequeño reto semanal e intentad alcanzarlo de manera progresiva. Anotad vuestros avances y fijaos en todo el trabajo que habéis hecho.

También podéis apuntaros a clases particulares o a domicilio para aprender.

Compartir

A nuestros lectores les ha gustado este artículo
¿Este artículo te ha proporcionado la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 1 votos)
Loading...

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz