«En los negocios no existen los amigos: no hay más que clientes.» - Alejandro Dumas

Quizá te encuentres en ese momento de la vida, tal vez incluso tras haber terminado la carrera y llevar diez años trabajando, en el que te estés replanteando tu vida, en el que estés barajando qué posibilidades profesionales tienes y cuáles te gustaría alcanzar.

Si lo tuyo es la contabilidad, te unirás a un total de 370.800 personas que trabajan en el sector de la contabilidad y de las actividades jurídicas, según un informe del Instituto Nacional de Estadística (4 trimestre, 2019).

Sin embargo, puede que te encuentres inmerso en esa encrucijada, donde la incertidumbre y las limitaciones de la vida pueden paralizar tu poder de toma de decisiones. ¿Quieres saber qué razones existen para dedicarse a la contabilidad? ¿Necesitas un empujoncito?

En primer lugar, hay que olvidarse de la noción preconcebida de que todos los contables son genios de las matemáticas. Sí, puede ser, pero en la actualidad, los programas informáticos agilizan mucho los procesos y, de hecho, son los que ejecutan gran parte del procesamiento numérico.

En segundo lugar, debes comprender que los contables son necesarios en todos los sectores. Todo el mundo requiere los servicios de los profesionales financieros, desde los diseñadores de moda hasta los cineastas, desde los magnates inmobiliarios hasta las organizaciones sin ánimo de lucro.

Por otro lado, formar parte de un colegio de contables o de una asociación como la AECA, la Asociación Española de Contabilidad y Administración de Empresas, puede ofrecerte diferentes oportunidades tanto académicas como laborales no solo en España, sino en todo el mundo. Piensa en los principales centros de negocios del planeta: Nueva York, Fráncfort, Tokio, Zúrich, Hong Kong, Chicago o Singapur.

La contabilidad es también una de las pocas profesiones que no se ve amenazada por la automatización. Aunque los programas informáticos y la inteligencia artificial mejoren y reduzcan el tiempo que le dedicas al análisis numérico, esto no se traduce en que te quitarán tu puesto de trabajo en el futuro, sino que tendrás más tiempo para reunirte y asesorar a tu cliente sobre diferentes estrategias financieras.

Asimismo, tendrás un trabajo estable. Las recesiones de las últimas décadas se han cobrado muchas víctimas, que han terminado en las colas del paro, al reducir y reestructurar las empresas, pero el departamento financiero, al ser el que asesora sobre cómo atravesar momentos tan complicados, es también el que menos se ve afectado cuando la cosa está tirante.

Si aún no has decidido si el trabajo de contable está hecho para ti, ¿por qué no sigues leyendo para saber más sobre tus posibilidades?

Los/las mejores profesores/as de Contabilidad que están disponibles
¡1a clase gratis!
Amin
5
5 (51 opiniones)
Amin
10€
/h
¡1a clase gratis!
Ernesto
4,9
4,9 (28 opiniones)
Ernesto
22€
/h
¡1a clase gratis!
Heynar
5
5 (19 opiniones)
Heynar
26€
/h
¡1a clase gratis!
Rafael
5
5 (30 opiniones)
Rafael
12€
/h
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (15 opiniones)
Jesus
12€
/h
¡1a clase gratis!
Leonor
4,9
4,9 (28 opiniones)
Leonor
22€
/h
¡1a clase gratis!
Cristina
4,9
4,9 (13 opiniones)
Cristina
17€
/h
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (12 opiniones)
Jose miguel
20€
/h
¡1a clase gratis!
Amin
5
5 (51 opiniones)
Amin
10€
/h
¡1a clase gratis!
Ernesto
4,9
4,9 (28 opiniones)
Ernesto
22€
/h
¡1a clase gratis!
Heynar
5
5 (19 opiniones)
Heynar
26€
/h
¡1a clase gratis!
Rafael
5
5 (30 opiniones)
Rafael
12€
/h
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (15 opiniones)
Jesus
12€
/h
¡1a clase gratis!
Leonor
4,9
4,9 (28 opiniones)
Leonor
22€
/h
¡1a clase gratis!
Cristina
4,9
4,9 (13 opiniones)
Cristina
17€
/h
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (12 opiniones)
Jose miguel
20€
/h
1ª clase gratis>

¿Qué titulaciones existen para ser contable?

Para trabajar en el mundo de la contabilidad, existen numerosas alternativas, ya que tus opciones no se reducen únicamente a un grado universitario. Ser contable es una carrera de fondo ya que existen numerosos puestos de trabajo que podrás desempeñar según te especialices en una u otra titulación.

que estudiar para ser contable
Los estudios contables son largos y laboriosos pero al final, la compensación potencial vale la pena.

Para poder acceder a un grado universitario o a un grado superior de Formación Profesional sobre contabilidad, necesitarás cursar el Bachillerato de la rama de Ciencias Sociales. ¿Por qué? Porque te preparará para las asignaturas que verás en los años siguientes (economía, gestión, administración de empresas...). Por supuesto, el currículo puede variar según la Comunidad Autónoma, pero el itinerario es indispensable para poder acceder al siguiente paso.

Una vez realizada tu prueba de acceso a la Universidad, si este es el camino que quieres seguir, debes saber que existen diferentes carreras universitarias en contabilidad que podrás cursar en muchas de las universidades españolas:

  • Grado en Administración y Dirección de Empresas
  • Grado en Finanzas y Contabilidad
  • Doble Grado de Administración y Dirección de Empresas y de Finanzas y Contabilidad
  • Doble Grado en Derecho y en Finanzas y Contabilidad
  • Grado en Finanzas, Banca y Seguros
  • Grado en Dirección y Gestión Pública
  • Doble Grado en Finanzas y Contabilidad y Relaciones Laborales y Recursos Humanos
  • Grado en Gestión y Administración Pública (Plan 2018)
  • Grado en Finanzas y Seguros
  • Grado en Economía y Finanzas
  • Grado en Gestión Económico-financiera

Tras tu grado, podrás acceder al mercado laboral o continuar tu formación mediante un programa de posgrado con el que poder especializarte.

Por otro lado, la Formación Profesional es otra vía accesible para todos los que quieran empezar a trabajar cuanto antes. Encontrarás cursos de grado medio (para los cuales será indispensable tener el título de la ESO o realizar la prueba de acceso a grado medio) y grado superior (para los cuales, necesitarás el título de Bachillerato o aprobar la prueba de acceso). Algunos ejemplos serían:

  • Ciclo Formativo de Grado Superior en Administración y Finanzas
  • Ciclo Formativo de Grado Superior en Administración y Finanzas + Asistencia a la dirección
  • Ciclo Formativo de Grado Medio en Gestión Administrativa
  • Ciclo Formativo de Grado Superior de Asistencia a la Dirección

Por supuesto, como en cualquier profesión, la actualización y la formación continua van de la mano de la experiencia por lo que una vez finalizados tus estudios, no dejes de seguir formándote,  ya sea con cursos de experto, de formación o de herramientas informáticas.

¿Cuánto tiempo se tarda en ser contable?

Como la vía preferente para estudiar contabilidad y trabajar como contable es la alternativa universitaria, debes saber que si optas por esta opción, tardarás cuatro cursos académicos (4 años) en completar tu grado, siempre que no sea un grado doble.

requisitos para ser contador
La contabilidad es una disciplina muy demandada en las empresas de todo tipo.

El grado universitario de Administración y Dirección de Empresas (ADE) consta de 240 créditos, al igual que el grado de Finanzas y Contabilidad. Aunque sus programas son similares, la principal diferencia estriba en que el programa de ADE busca formar a profesionales para que sepan cómo dirigir una empresa o encargarse de un departamento, como el de contabilidad. En el caso del grado de Finanzas y Contabilidad, su objetivo es prepararte con vistas a la gestión de inversiones, la banca, la auditoría, la consultoría de gestión y demás.

A pesar de ello, encontramos asignaturas similares como:

  • Introducción a la Economía
  • Matemáticas
  • Contabilidad
  • Macroeconomía
  • Microeconomía
  • Derecho

Este tipo de grados se encuentran en prácticamente casi todas las Facultades de Ciencias Sociales, Economía o Derecho del país, tanto del ámbito público como privado.

No obstante, hay universidades que destacan sobre el resto como la Universidad Carlos III, la Universidad Pompeu Fabra, la Universidad Autónoma de Barcelona, la Universidad de Málaga o la Universidad Pablo de Olavide, por sus especializaciones, acreditaciones, tipo de docencia o prácticas en empresa.

¿Qué salario cobra un contable?

El salario de un contable puede variar enormemente según muchos criterios:

  • Titulación
  • Puesto
  • Tipo de entidad para la que trabaja
  • Trabajo por cuenta propia o ajena
  • Experiencia
  • Especialización (contabilidad pública, financiera, general, corporativa...)
como ser contable
La contabilidad manual es cosa del pasado. Todo se ha informatizado y algunas empresas de contabilidad también han comenzado a utilizar la inteligencia artificial.

Según el portal de trabajo Indeed, el sueldo medio de un contable en España en el año 2021 es de 19.998 euros netos, sueldo que puede ascender hasta los 25.652 euros brutos al año en empresas como Deloitte, o incluso hasta los 38.000 en Vodafone o los 50.000 en Airbus.

En España, según el portal Glassdoor, también especializado en empleo, la empresa española Arriaga Asociados es una de las que más paga a sus contables: entre 52.000 y 57.000 euros brutos al año. No está mal, ¿verdad?

Como decimos, al empezar este sueldo no suele ser real, pero hay que quedarse con las ganancias posibles: estabilidad, poner en marcha tu propia empresa, flexibilidad... Son incentivos que ofrece el trabajo de contable, aunque no se vean reflejados en nómina, puesto que añaden un valor extra al salario que ganes al mes.

¿Dónde puedes trabajar como contable?

La respuesta a esta pregunta es bastante sencilla: EN CUALQUIER SITIO.

ser contador publico
Contar dinero solía ser la principal ocupación de los contables, pero ha sido reemplazada por la consultoría.

Los contables son necesarios en casi todos los sectores, desde una pequeña tienda de barrio hasta un conglomerado de empresas multinacionales; todas las empresas registradas deben presentar declaraciones de impuestos (anuales o trimestrales) al Gobierno, por lo que toda empresa se convierte en un empleador potencial.

En concreto, este tipo de declaraciones se envían a la Agencia Estatal de Administración Tributaria (Hacienda) que, por cierto, emplea a miles de contables públicos para ayudar al gobierno a calcular y recaudar impuestos en todo el país, sobre todo durante la campaña de la Renta cada año.

Además de las agencias gubernamentales, muchas empresas necesitan los servicios que prestan los contables: colegios y universidades, tiendas minoristas, proveedores de atención médica o incluso el sector hotelero. Aunque sean autónomos, los médicos, las enfermeras, los abogados o los actores pueden necesitar de tu experiencia para asegurarse de que su declaración de impuestos es correcta.

No obstante, el trabajo de contable implica mucho más que presentar una declaración de impuestos.

En la actualidad, las empresas de contabilidad exprimen al máximo sus servicios con la consultoría. El trabajo ha evolucionado, los contables ya no son simples contables que se aseguran de que todas las facturas sean emitidas, pagadas y archivadas.

Cualquiera puede usar un programa de contabilidad para hacer eso, pero lo que la mayoría de la gente y casi ningún programa puede hacer es analizar informes y ver qué aspectos de una empresa pueden ser más eficientes desde el punto de vista financiero.

Pronósticos, impuestos, presupuestos, informes de nómina, auditorías o informes financieros, son servicios que cualquier empresa de contabilidad proporcionará a sus clientes, lo que implica que cada empresa tiene una necesidad diferente.

En cualquier caso, la contabilidad es mucho más que llevar un simple libro de contabilidad y hoy en día sigue siendo una profesión fundamental para el mundo empresarial.

¿Necesitas un profesor de Contabilidad?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5 - 1 vote(s)
Cargando...

Elvira

Soy traductora y profesora de inglés, francés y español. Disfruto leyendo y viendo series de televisión cuando el tiempo libre me deja. «Tell me and I forget. Teach me and I remember. Involve me and I learn» - «Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo».