Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Las aptitudes que hay que tener para ser profesor particular

Publicado por Marisol, el 17/02/2017 Blog > Clases particulares > Apoyo escolar > Cualidades Necesarias para Impartir Clases Particulares

«Es el verdadero arte del maestro despertar la alegría por el trabajo y el conocimiento», dijo Albert Einstein. Tal vez por eso has tomado la decisión de convertirte en profesor particular e impartir clases de apoyo escolar a domicilio.

Tanto si se trata de un trabajo extra para ganar un dinerillo como si es tu actividad principal, uno no se convierte en profesor a domicilio de la noche a la mañana. Transmitir tus conocimientos a los alumnos para ayudarles a progresar de manera efectiva requiere habilidades esenciales.

Cualidades profesor Ya está decidido: ¡vas a ser profesor particular!

En primer lugar, parece obvio decir que tienes que tener un profundo conocimiento de la materia que vas a enseñar. Pero más allá de este importante aspecto, el profesor particular debe poseer ciertas cualidades humanas para impartir clases de apoyo de calidad.

Descubre todo lo que debes saber sobre las clases de apoyo escolar.

Gusto por transmitir tus conocimientos

El apoyo escolar supone un momento de intercambio entre dos personas, de compartir.

Ya sea que el alumno tiene dificultades en clase o simplemente quiere sacar mejores notas, ha recurrido a ti para adquirir nuevos conocimientos y consolidarlos. Así, el gusto por transmitir tus conocimientos es una cualidad que forma parte de la profesión de profesor a domicilio. Esta generosidad hará que te guste ayudar a un alumno a progresar.

Es importante que te guste lo que haces, simplemente porque el alumno lo notará. Seguro que tuviste un profesor en el colegio o en el instituto que iba todos los días un poco arrastrando los pies. No parecía muy entregado y recitaba las lecciones mecánicamente. Aunque era muy competente en la asignatura que impartía, sus clases eran aburridas debido a su comportamiento.

Cualidades profesor ¡Haz que tus clases sean divertidas!

Por lo general, los profesores que aburren a sus alumnos no quieren realmente compartir sus conocimientos. E igual que sucede en una clase de treinta alumnos también puede suceder, por supuesto, en una clase particular.

Desde el primer contacto, un alumno o sus padres sentirán tu pasión y tu generosidad. Poseer estas cualidades esenciales te permitirá dar más clases particulares, ya que la primera impresión que darás será excelente.

Este entusiasmo también tendrá un impacto positivo en tus alumnos. Tener un profesor particular que demuestra su entusiasmo al impartir una clase a un alumno es esencial para que este mejore.

Tu sonrisa permanente, tu deseo de enseñar y tu gusto por compartir inspirarán a tus alumnos a involucrarse por completo en tus clases. Los ejercicios que hagáis juntos, los deberes que les pongas y el conocimiento que les transmitas no representarán una carga para él.

Debido a una clara relación de causa y efecto, la pasión y la generosidad que le pongas a tus clases aumentarán rápidamente el número de alumnos a los que les das clase. Después de todo, ¿no es el boca a boca la mejor manera de darse a conocer?

¿Quieres saber las ventajas que tienen las clases de apoyo escolar?

Paciencia y metodología para ser profesor particular

Más allá de la pasión y el gusto por transmitir conocimientos, la profesión de profesor a domicilio también requiere cierta paciencia y metodología.

La paciencia es necesaria sobre todo porque podemos tener alumnos en situación de fracaso escolar. No es siempre el caso, por supuesto, pero los padres de los alumnos que rechazan por completo el sistema educativo suelen recurrir a un profesor particular para devolverle el gusto por aprender a sus hijos.

Cualidades profesor La paciencia es esencial para impartir clases particulares.

En estos casos, ser paciente te permitirá acompañar mejor a tu alumno al tomarte tu tiempo para entender sus lagunas y sus dificultades. No se mejora en un abrir y cerrar de ojos, por lo que esta perseverancia ayuda al profesor a no desanimarse en caso de que el alumno progrese lentamente.

Ser impaciente y querer que las notas de tus alumnos suban desde la primera hora de clase no es la mejor actitud a adoptar. Al contrario, tienes que tomarte tu tiempo en descubrir cómo es tu alumno y familiarizarte con su personalidad, lo cual te ayudará a adaptar tu método de enseñanza a su personalidad para obtener buenos resultados a largo plazo.

Además de paciencia, el profesor debe poner en práctica un buen método de enseñanza y tener pedagogía, lo cual es de hecho una cualidad inherente a esta profesión. En concreto, la pedagogía es el arte de enseñar dando deseo por aprender.

Para profundizar en esta definición, se podría consultar la etimología de la palabra «saber». Proviene del latín «sapere» que significa «tener sabor/gusto». Después «sapere» también tomó el significado de «tener conocimiento». Increíble, ¿verdad? La pedagogía, por tanto, es dar a los alumnos gusto por aprender.

Y como se suele asociar el gusto o el sabor con la cocina, vamos a ir más allá con la comparación. Cuando se come pasta sin sal, ni salsa ni especias, está sosa, pero si se añade una salsa y condimentos, tiene más sabor.

Cualidades profesor Cómo dar más sabor a tus clases.

El principio es el mismo en cuanto a la pedagogía. Tu papel como profesor particular es dar gusto y sabor a tus clases.

El método de enseñanza o el enfoque pedagógico será diferente de un profesor a otro y depende de muchos factores, pero, por ejemplo, los soportes divertidos y los ejercicios interactivos en línea suponen una excelente manera para dar gusto por aprender.

¿Sabes qué formación es necesaria para impartir clases de apoyo escolar? ¿Es necesario contar con algún título?

Una cierta adaptabilidad para dar clases a domicilio

Cuando uno decide convertirse en profesor particular e impartir clases de apoyo, hay que tener una buena capacidad de adaptación.

Ya impartas clases particulares de francés, de física y química o de matemáticas, son clases particulares. Pero, a diferencia de un profesor tradicional que se ocupa simultáneamente de treinta alumnos, un profesor a domicilio puede cambiar de alumno varias veces a la semana.

Cualidades profesor ¡Un profesor particular debe saber adaptarse rápidamente!

Así, aunque enseña exactamente la misma asignatura a cada uno de ellos, el método de enseñanza será diferente cada vez. Por ejemplo, un profesor que imparte clases de inglés da clase a un alumno de primaria que quiere ponerse al día, mientras que su próxima clase es a un alumno de 2º de Bachillerato que quiere preparar selectividad. Evidentemente, estas dos clases, aunque ambas son de inglés, serán muy diferentes.

Esta es la razón por la que el apoyo escolar a domicilio requiere mucha adaptabilidad. Como profesor, debes ser capaz de adaptar tu metodología según tu alumno.

Y esto no solo ocurre con las clases de idiomas, sino con todas las materias. Por tanto, esta adaptabilidad es esencial, ya impartas clases de matemáticas, de filosofía o de historia y geografía.

Descubre las diferentes formas de impartir clases de apoyo escolar.

La sociabilidad de los profesores de apoyo escolar

Las clases particulares a domicilio también requieren cierta sociabilidad. De hecho, ya seas profesor de inglés, de matemáticas o de cualquier otra asignatura, se crea una relación auténtica con los alumnos.

Por tanto, la comunicación debe estar presente en todas tus clases y desde el primer contacto. Tener don de gentes y ser sociable te ayudará a dar una buena impresión a tus alumnos o sus padres durante el primer contacto, lo cual favorece un clima de confianza, esencial para que te elijan como profesor.

Después, conforme van avanzando las clases, a veces pueden aparecer algunos problemas con los alumnos. Una vez más, la comunicación es la mejor manera de encontrar soluciones adaptadas a cada situación. Hay que hablar con el alumno para explicarle los esfuerzos que tiene que realizar y explicarles a los padres las dificultades que tiene su hijo.

Por ejemplo, cuando el alumno se preparar para algún examen, como la selectividad, es normal que tenga mucho estrés. Las habilidades interpersonales del profesor ayudarán al alumno a calmarse y a entender todos los temas con la mayor tranquilidad posible.

Como ves, esta profesión no solo requiere sólidos conocimientos de la materia que se imparte, sino también otras cualidades esenciales. Ser paciente, poner en práctica una buena metodología, ser apasionado, querer transmitir conocimientos y ser relativamente sociable son aptitudes esenciales para ser un buen profesor particular.

Si no tienes estas cualidades y quieres impartir clases de apoyo, no te preocupes porque se pueden mejorar. ¡Todo se puede cambiar!

Si cursas estudios que tengan que ver con la educación o incluso tomas clases de teatro, por ejemplo, ¡podrás aumentar tus posibilidades de convertirte en el profesor particular con el que todos los alumnos sueñan!

¿Te interesa saber cómo encontrar alumnos para tus clases particulares?

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene toda la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar