El francés es un idioma fascinante que hablan más de 270 millones de personas en todo el mundo. Para los españoles y los occidentales en general, es uno de los idiomas más fáciles de aprender porque tiene raíces comunes con el español, y también con el italiano e incluso el inglés. No te preocupes si no puedes llevar a cabo clases de francés en algún país francófono, ya que en Superprof te ofrecemos cursos frances madrid para que aprendas desde el primer minuto.

Sin embargo, el aprendizaje de una lengua no se consigue de un día para otro, sino que requiere tiempo, una inversión personal, dedicación; además de conocer los fundamentos básicos de la gramática francesa, la sintaxis, la ortografía y el vocabulario más usado. Pero lo más importante es saber expresarse, tanto de forma oral como escrita.

El francés es una lengua viva y, como tal, el alumno debe mantenerla viva mediante conversaciones. Pero ¿cómo se puede tener una conversación en francés cuando no se conoce mucho el idioma, cuando se tiene un vocabulario limitado, cuando balbuceamos para evitar equivocarnos?

En este artículo, te hablamos de cinco trucos que te ayudarán a desenvolverte bien en cualquier conversación y así progresar en francés. Ser capaz de comunicarse en francés con un nativo o alguien que lo hable es esencial. Para poder desenvolverte solo, por ejemplo para concertar una cita, hay que conocer el vocabulario básico en francés.

Aprender a hablar en francés también implica conocer las expresiones útiles en una conversación. No hace falta obligatoriamente un diccionario español-francés. Simplemente bastará conocer las frases clave para comunicarse y conversar. Para ello, puedes aprender mientras te diviertes, sin dejar a un lado las clases de frances.

La plataforma que conecta profes particulares y estudiantes
¡1a clase gratis!
Catherine ch
5
5 (85 opiniones)
Catherine ch
Francés
9€
/h
¡1a clase gratis!
Robin
4,9
4,9 (22 opiniones)
Robin
Francés
20€
/h
¡1a clase gratis!
Lisa
4,9
4,9 (18 opiniones)
Lisa
Francés
15€
/h
¡1a clase gratis!
Sylvia
4,9
4,9 (15 opiniones)
Sylvia
Francés
30€
/h
¡1a clase gratis!
Adolfo
4,9
4,9 (7 opiniones)
Adolfo
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Gloria
5
5 (41 opiniones)
Gloria
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
María
5
5 (17 opiniones)
María
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Adrien
5
5 (13 opiniones)
Adrien
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Catherine ch
5
5 (85 opiniones)
Catherine ch
Francés
9€
/h
¡1a clase gratis!
Robin
4,9
4,9 (22 opiniones)
Robin
Francés
20€
/h
¡1a clase gratis!
Lisa
4,9
4,9 (18 opiniones)
Lisa
Francés
15€
/h
¡1a clase gratis!
Sylvia
4,9
4,9 (15 opiniones)
Sylvia
Francés
30€
/h
¡1a clase gratis!
Adolfo
4,9
4,9 (7 opiniones)
Adolfo
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Gloria
5
5 (41 opiniones)
Gloria
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
María
5
5 (17 opiniones)
María
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Adrien
5
5 (13 opiniones)
Adrien
Francés
12€
/h
Ver todos los profes>

1. Ser consciente de tus dificultades en francés

Todo el mundo lo sabe: hablar un idioma en unas semanas es casi imposible e, incluso si llevas estudiándolo durante más tiempo, nadie te reprochará nada si cometes errores, sobre todo los nativos. Sin embargo, en Superprof te proponemos que eches un vistazo a nuestras clases de frances para principiantes y te pongas manos a la obra.

Por tanto, el primer consejo que te damos para mejorar tu expresión oral en francés es que admitas cuáles son tus límites y cuáles son tus dificultades. Es normal que te frustres por no poder decir en francés lo que piensas en español, pero a veces hay que ser humilde y reconocer que se tienen límites.

conversar en francés
¿Es un poco pronto para leer Madame Bovary en francés?

Al identificar lo que sabes, lo que quieres aprender y lo que no sabes, puedes hacer la distinción en tu aprendizaje, lo que te ayudará a mejorarlo y ser más eficaz. Cuando hables con un francés, intenta hacerte entender para que no haya malentendidos y no pierdas la confianza en ti mismo, ya que en todo aprendizaje siempre hay altibajos.

Todos los estudiantes atraviesan períodos de brillantez en los que se tiene la impresión de aprenderlo todo muy rápido y otros momentos en los que uno cree que se estanca y que parece que ya no aprende nada. Estas fases son normales y hay que aceptarlas.

Al saber el camino que ya has recorrido y el que te queda por aprender, siempre harás progresos. Hablamos del autodiagnóstico. Si identificas lo que tienes que trabajar, reajustarás tus conocimientos sobre los verbos, los adjetivos y los sustantivos, tendrás una visión clara de todo y ese será un signo evidente de que vas por el buen camino para aprender el funcionamiento de la lengua francesa.

¿Sabías que puedes aprender francés viendo películas en VO?

2. No te preocupes por cometer errores de pronunciación

Aprender francés y hablarlo cuando no es tu lengua materna implica necesariamente cometer errores. A veces, la mejor manera de darse cuenta es escuchar el idioma a menudo, con podcasts en francés, por ejemplo.

Ya sea por la falta de palabras en francés o el vocabulario que a veces es aproximado o demasiado simple, por errores de gramática y de conjugación o por errores de sintaxis, siempre hay algo que no es perfecto. Pero esto siempre forma parte del aprendizaje de un idioma; estos errores los cometes tú como puede cometerlos cualquier persona que no sea francófona; o incluso siéndolo.

Lo importante no es la manera o la exactitud con la que te expresas, sino lo que dices, el contenido en sí mismo. Si vas a Canadá o visitas algunas ciudades francesas como Lyon, Toulouse o Nantes, te darás cuenta de que hay mil y una formas de hacerte entender. Los errores lingüísticos no importan si tu interlocutor ha conseguido entenderte: eso demostrará que has sabido transmitir tu mensaje correctamente.

Después, con experiencia, un buen diccionario francés y práctica, podrás mejorar el vocabulario, las inflexiones, la entonación, las conjugaciones, etc.

conversar en frances
¡No dudes en preguntar a tu interlocutor para hacerte entender!

Si no consigues decir una palabra en concreto, intenta encontrar un equivalente, un sinónimo. También puedes aprender algunas frases útiles en francés como «¿Cómo se dice X en francés?». No dudes en hacerle preguntas a tu interlocutor, como «¿Qué significa esa palabra?». Por un lado, mostrarás interés en la conversación y él estará encantado de ayudarte y, por otro, podrás aprender vocabulario nuevo, descubrir nuevas estructuras sintácticas e incluso aprender un vocabulario más familiar o de argot.

Tanto si tu interlocutor es tu profesor de francés como si es un nativo, pregúntale siempre lo que no entiendas y pídele que corrija tus errores, por lo menos los más importantes.

Por último, si por un descuido molestas a tu interlocutor, discúlpate inmediatamente y explícate: «Perdón, soy español, no hablo muy bien francés. Lo estoy aprendiendo». Si ves que se ríe o frunce el ceño, pregúntale qué pasa para dejar las cosas claras lo antes posible.

¿Te gustaría llegar a ser billingüe de francés?

3. Dile a tu interlocutor que tienes dificultades para expresarte en francés

Cuando estés con tu interlocutor, no dudes en sincerarte con él. En lugar de que haya malentendidos, o incluso le ofendas o le mosquees, es preferible admitir que tienes dificultades para hablar en francés de manera fluida y comprensible.

Al hacer este acto de valentía y de reconocimiento de tus límites de asumir públicamente que tienes dificultades a la hora de expresarte en otro idioma, a tu interlocutor le gustará tu sinceridad y será compasivo contigo.

Lo importante, no lo olvides, no es decir bien las cosas, sino poder transmitir tu mensaje. Al mostrar tus límites y pedir ayuda, seguro que siempre aprendes algo nuevo en francés. A tu interlocutor le tranquilizará saber cuáles los tus límites y, sobre todo, que tú los admites, y estará encantado de ayudarte a entender y traducir algunas palabras.

Descubre cómo aprender francés con YouTube.

Habla en presente

A menudo, cuando se aprende un idioma como el francés, oyes palabras que parecen familiares, pero que no se parecen en nada a lo que has aprendido. Sobre todo ocurre con los verbos: no los reconoces porque a veces cambian totalmente dependiendo del tiempo verbal que se utilice. Puede pasar cuando tu interlocutor hable en pasado, utilice el condicional o te proponga quedar para el día siguiente. Por ejemplo, para el verbo savoir, el presente de indicativo es je sais y el imperfecto de subjuntivo es je susse.

Cuando se aprende francés, uno de los puntos básicos del aprendizaje es conocer los diferentes tiempos verbales, tanto de los verbos regulares como de los irregulares, pero para no equivocarte, hacerte entender perfectamente y sobre todo no liarte con los diferentes tiempos verbales, habla siempre en presente. Aunque no sea correcto sintácticamente, lo importante es que transmitas lo que quieres decir.

conversar en frances
Recibir clases de francés en línea.

Para aprender a dominar los tiempos verbales, puedes:

  • Tomar clases de francés con un profesor que te proporcionará listas de verbos con las conjugaciones que hay que aprender de memoria.
  • Hacer tus propias listas de verbos con tablas de las conjugaciones más importantes (passé composé, imperfecto, futuro, condicional y presente).
  • Hacer también listas de vocabulario, tratando de integrarlo en situaciones concretas.

La ventaja de hacer tú mismo las listas de palabras es que las retendrás más fácilmente y que sabrás utilizarlas en las situaciones adecuadas.

¿Quieres 15 consejos para aprender francés rápidamente?

La plataforma que conecta profes particulares y estudiantes
¡1a clase gratis!
Catherine ch
5
5 (85 opiniones)
Catherine ch
Francés
9€
/h
¡1a clase gratis!
Robin
4,9
4,9 (22 opiniones)
Robin
Francés
20€
/h
¡1a clase gratis!
Lisa
4,9
4,9 (18 opiniones)
Lisa
Francés
15€
/h
¡1a clase gratis!
Sylvia
4,9
4,9 (15 opiniones)
Sylvia
Francés
30€
/h
¡1a clase gratis!
Adolfo
4,9
4,9 (7 opiniones)
Adolfo
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Gloria
5
5 (41 opiniones)
Gloria
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
María
5
5 (17 opiniones)
María
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Adrien
5
5 (13 opiniones)
Adrien
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Catherine ch
5
5 (85 opiniones)
Catherine ch
Francés
9€
/h
¡1a clase gratis!
Robin
4,9
4,9 (22 opiniones)
Robin
Francés
20€
/h
¡1a clase gratis!
Lisa
4,9
4,9 (18 opiniones)
Lisa
Francés
15€
/h
¡1a clase gratis!
Sylvia
4,9
4,9 (15 opiniones)
Sylvia
Francés
30€
/h
¡1a clase gratis!
Adolfo
4,9
4,9 (7 opiniones)
Adolfo
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Gloria
5
5 (41 opiniones)
Gloria
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
María
5
5 (17 opiniones)
María
Francés
12€
/h
¡1a clase gratis!
Adrien
5
5 (13 opiniones)
Adrien
Francés
12€
/h
Ver todos los profes>

4. Tranquilízate y concéntrate antes de hablar en francés

Si ya has llevado a cabo estos pasos y los resultados no son los esperados, párate un momento a pensar sobre tu aprendizaje. Respira hondo, tranquilízate y reflexiona.

Cuando tengas que traducir una palabra o una expresión o tengas que entender lo que dice tu interlocutor y tengas problemas para hacerlo, recuerda las bases de tu aprendizaje. Siempre hay una manera de rectificar intentando entender y descomponer la palabra o expresión en cuestión.

Aprende a expresarte con confianza

La dificultad a la hora de aprender francés no es un muro infranqueable; al contrario, tienes que verlo como un desafío que hay que superar y encontrar una manera de manejar la situación explicándote lo mejor posible.

conversar en frances
Es más importante transmitir el mensaje que la manera de hablar.

Pregúntale directamente a tu interlocutor qué quiere decir y pídele que hable más lentamente y que articule mejor las palabras. Dile que no eres nativo francés, pero que estás aprendiendo el idioma.

Asume lo que dices, aunque no pares de cometer faltas o incoherencias y dilo con confianza. Probablemente tu interlocutor te corregirá y así podrás progresar en tu deseo de hablar francés correctamente.

5. ¿Cómo te pueden ayudar las clases de francés?

Si realmente no tienes el nivel suficiente para seguir una conversación en francés, puede ser interesante que optes por tomar clases con un profesor con experiencia. Ya sea con un curso de frances online, clases nocturnas en un instituto o clases particulares con un profesor autónomo, seguro que encuentras las clases que te ayuden a mejorar tu nivel de francés.

conversar frances
Clases particulares de francés para practicar tu expresión oral.

Gracias a tu profesor, practicarás tu expresión oral y escrita en francés y esta práctica te ayudará a estar más cómodo para conversar de manera más fluida.

¿Por qué tomar clases de francés? Aquí tienes algunas ventajas:

  • La oportunidad de hablar y de sumergirte completamente en un ambiente francófono, tú solo con tu profesor o en grupo con otros alumnos. Así mejorarás tu comprensión oral.
  • Las clases de francés te enseñarán a cambiar tu vocabulario y expresarte para que tus interlocutores te entiendan.
  • El profesor es un profesional, te proporcionará un buen método de enseñanza y te ayudará a mejorar.

 También tenemos para ti 5 métodos para aprender francés cuanto antes.

6. Anticípate a la situación

Si ya sabes de antemano que vas a tener que enfrentarte a una situación en la que tendrás que comunicarte en francés, lo más lógico será prepararla previamente.

Aunque es cierto que puede darse una situación repentina, lo más frecuente es que sepas que vas a tener que comunicarte en otro idioma.

Imagínate que vas a clases particulares de francés. Normalmente en los cursos de idiomas los profesores intentan que las clases sean interactivas para que los estudiantes pongan en práctica lo aprendido y cojan fluidez a nivel oral desde el primer día. Por lo tanto, es muy probable, que el profe te mande leer en alto, hacer algún juego de preguntas y respuestas, o hacer un pequeño monólogo sobre algún tema. Lo mejor por lo tanto es que vayas con los temas al día. Justo antes de la clase repasa el vocabulario y lo que has visto el día anterior. Así mismo, si el profe os ha mandado ejercicios para casa, hazlos siempre que puedas.

Aprovecha las clases de frances.
No te dejes preguntas en el tintero, los profes están para resolverlas.

Desde el momento en el que empiezas a aprender un idioma, tienes que intentar estar en inmersión lingüística el mayor tiempo posible, las clases al final son solo una pequeña parte de un todo; de todo lo que tienes que hacer para aprender francés, inglés o cualquier otro idioma. Por ello, no te limites a ir solo a clase. Aunque estés atento y participes, no es suficiente con esas horas de curso.

Pensando en otro ejemplo, si te vas a ir de viaje a un lugar en el que se habla francés, prepárate unas frases antes de irte. Por un lado, hazte un minidiccionario con palabras que sabes que se usan mucho en un viaje. Te recomiendo algo básico para entender direcciones (izquierda, derecha, calle, plaza...), algo relacionado con la comida y los restaurantes (agua, plato, verdura, pollo...) y lo que vayas a visitar y donde vas a quedarte a dormir (hotel, monumentos, supermercado, farmacia...). Además, si tienes alguna necesidad especial, imagina, a modo de ejemplo, que eres alérgico al gluten, es mejor que lleves siempre todas las palabras clave en francés (sin gluten, alergia al trigo...).

Otro caso, podría ser que vayas a conocer a una persona que habla francés. Obviamente es imposible prepararte todos los temas que pueden salir en una conversación; pero sí puedes tener aprendidas y ensayadas expresiones que siempre se dicen cuando conoces a una persona: ¿a que te dedicas? ¿dónde vives? Del mismo modo, practica también las respuestas para saber contar un poquito sobre ti. Aunque después no puedas seguir toda la conversación en francés, ya habrás creado un ambiente cómodo y tu interlocutor seguramente hará todo lo posible para que lo entiendas o intentará atreverse con el español u otro idioma que tengáis en común.

Y es que cuando aprendes un idioma y empiezas a moverte en ambientes multilingües, la gente está mezclando varios idiomas todo el rato. Al principio puede que te cueste cambiar de una a lengua a otra tan rápido, pero después lo harás sin darte cuenta. Empezar la conversación en un idioma y acabarla en otro. Hablar en una lengua y meter expresiones en otra. Así es la vida de los bilingües. Y es que aprender idiomas y conocer varias lengua es tener la posibilidad de acceder a muchos más recursos, otras realidades, llegar a más personas y culturas.

7. Consejos para hablar por teléfono en francés

El teléfono es una gran herramienta que nos permite comunicarnos. Sin embargo, no es lo mismo que comunicarse en persona, ni tampoco por videollamada; y es que perdemos algo fundamental, la visión de la cara y de la expresión de la otra persona.

Quizás no hemos sido conscientes de este hecho hasta este año, 2020, en el que hemos descubierto que con el uso de la mascarilla hay ocasiones en que tenemos dificultad para comunicarnos. Los labios y la expresión facial son clave en la comunicación entre personas, la voz no lo es todo.

Hablar por teléfono en francés es una buena forma de practiar.n
No pongas el altavoz al realizar una llamada en otro idioma, ya que distorsiona la voz.

Pues bien, cuando hablamos por teléfono solo tenemos la voz. Además, nos llega por un canal artificial, lo que a veces genera distorsiones en el tono.

Por todas estas razones, hablar por teléfono dificulta la comprensión del mensaje. Cuando lo haces en una lengua que dominas, no suele haber problema, ya que aunque te pierdas algunas palabras puedes entender el sentido de la frase. Pero con una lengua extranjera, como sería este caso el francés, la situación se dificulta, y la perdida de información puede hacer que no llegues a entender el sentido del mensaje.

Te dejamos este vídeo de esta divertida pareja francohispana para que conozcas expresiones muy útiles si recibes o tienes que hacer una llamada en francés.

8. Expresiones en francés para principiantes

Saludos y despedidas

Bonjour! - ¡Buenos días!

Bonsoir - Buenas noches/tardes

Bonne nuit - Buenas noches (justo antes de acostarte)

Salut! - ¡Hola!

Ça va? - ¿Cómo vas?

Comment ça va? - ¿Qué tal?

Au revoir - Adiós

À toute à l'heure - Hasta luego

À bientôt - Hasta pronto

Fórmulas de cortesía

En algunos países francófonos, especialmente en Francia, el uso de fórmulas de cortesía es muy habitual y en contextos de nuestro día a día, la famosa politesse française. Hay que saber que es una cultura menos próxima que la española, por lo que el interlocutor francés acostumbra a marcar una mayor distancia lingüísticamente hablando.

Un ejemplo de ello es el extendidísimo uso que tiene la fórmula culta usted, en francés vous. Así como en español el usted o ustedes, entendido en su forma culta y registro formal (en muchas zonas hispanohablantes se utiliza como sinónimo de tú o vosotros) apenas se usa.

Sin embargo, en Francia el vous se utiliza prácticamente a diario. Cuando nos dirigimos a una persona que no conocemos, cuando aún no tenemos confianza con una persona que estamos conociendo, hacia personas mayores que nosotros... Incluso con personas que sí conocemos pero entre las que existe una jerarquía: profesor-alumno, trabajador-empleado.

Aquí te dejamos también otras fórmulas de cortesía:

S'il te plaît - Por favor

S'il vous plaît - Por favor (+ formal)

Merci - Gracias

Merci beaucoup - Muchas gracias

De rien - De nada

Je vous en prie - De nada (+ formal)

Avec plaisir - Con mucho gusto

Pardon - Perdón

Excusez-moi - Discúlpame

Desolé - Lo siento

Je suis désolé(e) - Lo siento mucho

Bienvenue! - Bienvenido/a

Bon appétit - ¡Qué aproveche!

Santé - Salud (cuando brindas)

À tes souhaits - Salud/Jesús (cuando estornudas)

Es importante utilizar por favor y gracias en francés.
¡No empieces a comer hasta que escuches estas dos palabras! | Foto de Dan Smedley en Unsplash

La identidad

Les papiers d'identité - la documentación

Le passeport - el pasaporte

La carte d'identité - el carnet de identidad

le nom/le nom de famille - el apellido (normalmente se utiliza solo uno)

le prénom - el nombre

l'âge - la edad

le sexe - el sexo

le domicile - el domicilio

l'adresse - la dirección

la nationalité - la nacionalidad

le número de téléphone/portable - el número de teléfono/móvil

Presentarse en francés

Comment tu t'appelles? Je m'appelle Margot.

¿Como te llamas? Me llamo Margot.

Je suis espagnole. Et toi?

Soy española. ¿Y tú?

Tu fais quoi dans la vie? Tu travailles dans quel domaine? Je travaille dans l'administration, dans une petite entreprise prêt de chez moi. Mais je suis infiermière, j'ai étudié pendant quatre ans. 

¿A qué te dedicas? ¿En qué sector trabajas? Trabajo en la administración, en una pequeña empresa cerca de dónde vivo. Pero soy enfermera, estudié durante cuatro años.

J'ai treinte (30) ans. Quel âge tu as?

Tengo treinta años. ¿Cuántos años tienes?

Je fais du sport deux fois par semaine, je practique de la natation. J'aime aussi faire du vélo dans la nature.

Hago deporte dos veces por semana, practico natación. Me gusta montar en bici en la naturaleza.

Tu as voyagé beaucopu? Dans quels pays tu as éte?

¿Has viajado mucho? ¿En qué países has estado?

Tu as des animaux de compagnie? Moi j'ai un chien.

¿Tienes mascotas? Yo tengo un perro.

J'adore la cuisine libanaise.

Adoro la cocina libanesa.

¿Que te ha parecido está pequeña presentación? Te animo a que cojas este ejemplo y lo modifiques adaptándolo a ti.

Hay un montón de recursos para aprender francés y miles de profes dispuestos a ayudarte. En la capital catalana, por ejemplo, puedes beneficiarte de nuestros cursos de frances en barcelona.

C'est partie!

¿Necesitas un profesor de Francés?

¿Te gustó este artículo?

4,67/5 - 3 voto(s)
Cargando…

Cristina

Redactora, traductora y revisora. Me encanta contar historias, escuchar a los demás y ver atardeceres. Me gusta bailar y perderme haciendo senderismo. Mi lugar preferido es el mar, que todo lo cura.