«Nuestra voz es la música que hace el viento al atravesar nuestro cuerpo». - Daniel Pennac

El canto y el dominio de la voz componen un universo mucho más importante de lo que cualquiera podría pensar. De hecho, mientras hablamos durante todo el día, nuestra voz se convierte en un órgano vital, que nos permite expresar diferentes emociones, de acuerdo con la entonación que le demos o la respiración.

Este mismo órgano vocal nos permite también cantar, dando así luz a talentos cada vez más reconocidos en los conservatorios. Por ejemplo, según la web Musical Chairs, en España, encontramos más de 60 conservatorios repartidos por toda la geografía.

Una buena manera de aprender a dominar la voz, que nos hace darnos cuenta de que no tenemos por qué saber cómo es nuestra voz.

Cuerdas vocales, calentamiento, vocalización, rítmica... Hay muchos tipos de voces que obedecen a criterios específicos. Por lo tanto, lo que abordaremos en este artículo es el modo según el cual podrás saber dónde ubicar tu tesitura dentro de la escala de voz y si podrás convertirte en un coach vocal sin conocer tu propia tesitura. ¡Vamos allá!

Agustín
Agustín
Profe de Canto
5.00 5.00 (20) 20€/h
¡1a clase gratis!
Luis
Luis
Profe de Canto
5.00 5.00 (25) 25€/h
¡1a clase gratis!
Virginia
Virginia
Profe de Canto
4.89 4.89 (19) 25€/h
¡1a clase gratis!
Pilar
Pilar
Profe de Canto
5.00 5.00 (13) 30€/h
¡1a clase gratis!
Lupe
Lupe
Profe de Canto
4.92 4.92 (12) 25€/h
¡1a clase gratis!
Pilar
Pilar
Profe de Canto
4.89 4.89 (19) 30€/h
¡1a clase gratis!
Lluís
Lluís
Profe de Canto
4.96 4.96 (45) 40€/h
¡1a clase gratis!
Santiago
Santiago
Profe de Canto
4.78 4.78 (9) 25€/h
¡1a clase gratis!

Los diferentes tipos de voz

El órgano vocal de la voz.
La voz es el punto de anclaje de una canción exitosa y de un tono adecuado. De esta manera, es aconsejable ser lo más preciso posible para trabajarla de la mejor manera y conocer con precisión la tesitura de cada uno, como Ray Charles, por ejemplo.

En primer lugar, debemos poner las cosas en contexto y presentar brevemente los diferentes tipos de voz que podemos encontrar, dependiendo de si somos hombre o mujer. Básicamente, porque encontramos diferencias biológicas, con ciertas excepciones, eso sí, pero ya suponen un criterio para calificar el tipo de órgano vocal, nuestra tesitura.

Las voces femeninas

Las voces de las mujeres se dividen principalmente en cuatro tipos, es decir, en cuatro familias:

  • Las sopranos, cuyo tipo de voz es más común; también es común en voces de niños; corresponde a la tesitura más aguda.
  • Las mezzosopranos, que también corresponden a algunos niños, se asemejan a una voz media, con una tendencia aguda.
  • Las altos, que están directamente relacionadas con la voz grave.
  • Las contraltos, la voz más grave de todas, ¡poco común!

Las voces masculinas

En el caso de los hombres, también diferenciamos cuatro tipos de voz, entre laringe y cuerdas vocales, que determinarán qué técnicas vocales deberán adoptar con respecto al canto:

  • La voz de contratenor (o contralto), el tipo de voz más agudo; se suele asimilar al falsete.
  • La voz de tenor, una voz masculina bastante aguda.
  • La voz de barítono, una voz moderadamente grave, la más común entre los hombres.
  • La voz de bajo, la más grave de todas, si consideramos todas las familias.

¿Podemos escoger nuestro tipo de voz?

La naturaleza de la tesitura de la voz.
La naturaleza es así, y la mayoría de las veces, nos da un tipo particular de voz, que debemos aceptar tal y como es.

Esto es algo que parece evidente, pero no podemos escoger una voz, nacemos y nos desarrollamos con una voz determinada conforme van pasando los años. Como herramienta de trabajo, nos permite vincular nuestro carácter, deseos y perspectivas profesionales a base de tiempo, trabajo y ambición.

La voz de un cantante depende de múltiples criterios, como la morfología (sí, la respiración y el aparato vocal son los fundamentos básicos de la voz), o la personalidad. Por ejemplo, una voz más o menos grave será posible gracias al grosor de las cuerdas vocales, ¡pero no solo por eso!

De hecho, la potencia de los pulmones, o la capacidad de la cavidad del rinofaríngea serán elementos de peso para definir el tipo de voz que un@ tiene. Por supuesto, sin olvidar la fatiga vocal.

La idea principal no es cambiar la voz, sea cual sea, sino domesticarla, trabajarla y hacerlo de manera coherente con las expectativas y deseos. Entre los diversos consejos que se pueden dar, citamos:

  • Adoptar una postura recta, para respirar más fácilmente.
  • Respirar por el diafragma. Se necesita trabajo, pero cuando se infla el abdomen al inhalar y se desinfla al exhalar, ¡salimos ganando!
  • ¡Articular cada armónico, cada consonante, cada vocal, será mucho más sencillo.

Más allá de determinar tu tipo de voz, se trata sobre todo de saber domesticarla, para dominarla en el mejor de los casos. Por ejemplo, una voz mixta es un órgano vocal entre Beyonce y Ariana Grande. Podemos decir muchas cosas de la voz, ¡nunca lo olvidemos!

Aprender a adaptar la tesitura

Timbre de voz
Ya seas un cantante, una corista o un amante de la buena música y la técnica vocal, ¡trabajar tu tipo de voz es esencial para tener éxito y cantar bien!

La voz no engaña aunque la letra engañe - André Suarès

Cuando definimos nuestro tipo de voz, podemos sentirnos tentados a determinarla nosotros mismos, pero las herramientas que tenemos a nuestra disposición pueden ayudarnos a hacerlo, gracias a la tesitura. La tesitura representa el rango de notas que un cantante puede cantar, pero también la amplitud de sonidos.

Es decir, una canción que puedes cantar de principio a fin definirá tu tesitura. Si este no es el caso, tendrás que adaptarte, o viceversa. Sí, el mundo musical es así. Entonces, ¿listo para entrar en La Voz!

La tesitura, cuestión crucial de la voz, es, por lo tanto, al cantante lo que la tierra es para una flor, es decir, la base esencial para desarrollarse. Aunque hemos enumerado las diferentes categorías anteriores (alto, bajo, contratenor, etc.), es esencial conocerlas para definir tu tipo de voz.

Esto último incluso está directamente relacionado, y para eso, se ha desarrollado una herramienta en línea: el vocalizador. Con ayuda de un ordenador, un móvil o una tablet y el micrófono, podrás pronunciar los sonidos más graves que puedes cantar, y pasar después a los sonidos más agudos.

Desde una perspectiva concreta, podrás saber cuál es tu tesitura y, como resultado, tu tipo de voz. Si no puedes, o no confías en la tecnología, no dudes en recurrir a un profe. Este estará encantado de contarte, mediante una sesión de prueba.

Canta, y ubícate dentro de la escala vocal, sencillo, ¿verdad? También puedes recurrir a Superprof para esta pequeña clase. Una hora es suficiente para definir tu tipo de voz y explorar las capacidades de esta. ¡No lo dudes!

Ciertamente, la improvisación es buena, pero resulta ser esencial cuando se trata de conocer un elemento tan importante como la voz. ¡No olvidemos que nuestro tipo de voz es el que nos seguirá (y nos servirá) potencialmente toda nuestra vida!

Controlar tu tipo de voz

Dúo de voces
Desde una perspectiva global, donde la música está relacionada con la articulación, la fonación y una actuación teatral como esta, la técnica vocal está fuertemente relacionada con el tipo de voz.

Como se ha mencionado antes, conocer nuestro tipo de voz significa aprender a domesticarla, conocerla, un poco como un viejo amigo, cuya amistad cuidamos todos los días.

Para ello, la práctica y el poder de persuasión son primordiales. Un pequeño ejemplo simple, para tener éxito a la hora de comprender el funcionamiento de nuestra propia voz: ubícate. El hecho de grabarnos, ubicarnos y comprender más simplemente la amplitud de nuestro órgano, nos ayudará también a conocer nuestras debilidades.

Aquellas partes más perfectibles serán aquellas que deberemos escuchar y reproducir más para afinar el tipo de voz.

Además, también podemos seleccionar las canciones que cantamos, nos grabemos o no. ¿Cómo? Al encontrar estrellas de música que tengan el mismo rango que nosotros.

Entonces, si eres una mujer contralto, eres como las siguientes cantantes:

  • Nina Simone
  • Alicia Keys
  • o Amy Winehouse

Del mismo modo, si eres un hombre tenor, eres como estos cantantes:

  • Freddy Mercury
  • Michael Jackson
  • The Weeknd

Cantar las diferentes canciones de estas estrellas implicará que practiques con más facilidad (y placer) para mejorar tu rendimiento.

Sin embargo, puedes hacerlo en la dirección opuesta tratando de escuchar tus canciones favoritas (¡incluso de la música actual!) para encontrar tu propio tipo de voz.

Imagina que te encanta Mariah Carey y te das cuenta de que cantar las notas que canta es relativamente fácil para ti. Lo mismo ocurre con Elvis Presley, cuyas canciones no tienen secretos técnicos para ti, te siente a gusto y reproduce las canciones del Rey con una facilidad desconcertante.

En el primer caso, es una apuesta segura que eres una soprano, y en el segundo caso, eres un barítono. Sencillo, y a menudo efectivo, ¡el mundo de los musicales y cantantes te está esperando!

Encontrar tu tipo de voz es algo bastante fácil, que simplemente debes dominar antes de unirte a un coro o de pasar una audición para un musical. Esto a lo que llamamos tesitura será tu herramienta para la vida, ¡así que disfrútala y cuídala!

¿Necesitas un profesor de Canto?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5, 2 votes
Cargando…

Elvira

Soy traductora y profesora de inglés, francés y español. Disfruto leyendo y viendo series de televisión cuando el tiempo libre me deja. «Tell me and I forget. Teach me and I remember. Involve me and I learn» - «Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo».