La declaración de la renta, la declaración de impuestos o declaración del IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas) es un trámite administrativo que las personas tienen que presentar para declarar lo que han ganado y cómo lo han ganado a lo largo de año. En la declaración también se tienen en cuenta otros aspectos, como la situación familiar del declarante o el patrimonio que posee.

Este trámite hay que realizarlo cada año y se declaran los rendimientos obtenidos el año anterior. Es decir, a lo largo de 2021 se realiza la declaración de lo que hemos ganado en 2020. Se trata de un trámite que se rige por plazos y que consta de unas fases claramente establecidas, que desgranaremos a continuación.

Cabe adelantar que no todas las personas, trabajen o no, están obligadas a presentar la declaración de la renta, ya que la obligatoriedad de presentarla está sujeta a condiciones, como la cantidad total de ingresos que hemos obtenido.

La declaración de impuestos es un trámite un tanto complejo pero que es necesario realizar en la vida adulta. Muchas personas optan por delegar la realización de la declaración a una gestoría, pero también es posible hacerla uno mismo.

Ya seas tú quién va a hacer la declaración del IRPF o un experto en este campo (o incluso aunque no tengas que hacerla) es conveniente saber en qué consiste este trámite, cómo se hace y los aspectos más básicos de cómo funcionan los impuestos sobre la renta (y los impuestos en general).

Para ello, desde la redacción de la revista de Superprof hemos preparado una serie de artículos en los que te contamos todo sobre la declaración de impuestos en España, los plazos de presentación de la declaración y los organismos públicos competentes que están al servicio del ciudadano para ayudar.

¡Encontrarás todos los artículos sobre la declaración de impuestos en la sección de «Contabilidad» de la revista de Superprof!

Los/las mejores profesores/as de Contabilidad que están disponibles
Amin
5
5 (53 opiniones)
Amin
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Ernesto
4,9
4,9 (29 opiniones)
Ernesto
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Heynar
5
5 (23 opiniones)
Heynar
26€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rafael
5
5 (30 opiniones)
Rafael
12€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (16 opiniones)
Jesus
12€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Leonor
4,9
4,9 (31 opiniones)
Leonor
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cristina
4,9
4,9 (14 opiniones)
Cristina
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Miguel
5
5 (10 opiniones)
Miguel
50€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Amin
5
5 (53 opiniones)
Amin
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Ernesto
4,9
4,9 (29 opiniones)
Ernesto
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Heynar
5
5 (23 opiniones)
Heynar
26€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rafael
5
5 (30 opiniones)
Rafael
12€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (16 opiniones)
Jesus
12€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Leonor
4,9
4,9 (31 opiniones)
Leonor
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cristina
4,9
4,9 (14 opiniones)
Cristina
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Miguel
5
5 (10 opiniones)
Miguel
50€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Vamos

¿Cuáles son los impuestos en España?

Pagar el IRPF
Los impuestos pueden ser directos o indirectos; proporcionales, progresivos o regresivos.

En España hay varios tipos de impuestos. Cuando hablamos de la declaración de la renta nos referimos a un impuesto en particular: el IRPF. Estas son las siglas de «Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas», es decir, un impuesto que grava los rendimientos económicos que cada persona ha obtenido.

Este impuesto está sujeto a condiciones, es decir, la cantidad de impuestos que hay que pagar depende de múltiples factores, como la situación familiar del declarante, el tipo de trabajo que realiza, el patrimonio que tiene, la realización de compraventa de propiedades, y un largo etcétera. Para que nos hagamos una idea, el formulario online de la declaración de la renta tiene más de 50 páginas y más de un centenar de epígrafes.

Entonces, ¿qué otros impuestos hay en España? Algunos de los impuestos más conocidos son:

  • El Impuesto sobre Sociedades (IS).
  • El Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA).
  • El Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentales (ITPAJD).
  • El Impuesto sobre Donaciones y Sucesiones.
  • El Impuesto sobre bienes inmuebles (IBI).
  • El Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM).
  • El Impuesto de Actividades Económicas (IAE).
  • El Impuesto sobre el Patrimonio.
  • El Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte o Impuesto de Matriculación (IEDMT).

La lista es extensa como para nombrarlos todos en este apartado, pero si te interesa este tema, consulta este artículo sobre los impuestos en España. Cabe señalar que algunos impuestos cambian de una comunidad autónoma a otra y en unas comunidades hay unos impuestos que en otras no hay.

Del mismo modo, los impuestos no son un gravamen que varía, ya que el gobierno tiene el poder de modificar, crear y suprimir impuestos.

¿Quién tiene que pagar impuestos en España?

«El Estado tiene el derecho a exigir y los ciudadanos el deber de aportar los recursos económicos necesarios para financiar las necesidades comunes.»

Como se explica en la página web de la Agencia Tributaria: «Los impuestos son unas cantidades de dinero que los ciudadanos están obligados por ley a pagar para que el Estado y el resto de administraciones públicas dispongan de los recursos suficientes con los que financiar los gastos públicos». Por lo tanto, todo el que pueda debe pagar impuestos. Si queremos vivir en sociedad y mantener los servicios para el correcto mantenimiento y funcionamiento de un país, todos tenemos que aportar en la medida de lo posible.

Algunos impuestos tienen en cuenta la capacidad económica del contribuyente a la hora de calcular la cantidad que debe pagar, que comúnmente es que cuanto más tienes más pagas. Otros impuestos son fijos, independientemente de la situación económica del ciudadano.

Cuando no pagamos los impuestos que nos corresponde estamos cometiendo un delito llamado fraude fiscal.

Rendimientos economicos personales
Los impuestos se utilizan para financiar infinidad de servicios.

¿Quién tiene que realizar la declaración del IRPF?

En España tiene que realizar la declaración de la renta toda persona que perciba rendimientos de trabajo, excepto si la suma total de los rendimientos obtenidos es igual o inferior a 22 000 € anuales. Si ganamos esa cifra o menos, no estamos obligados a presentar la declaración del IRPF a menos que durante ese año hayamos tenido dos pagadores, es decir, hayamos ganado dinero a través de dos entidades diferentes (hemos trabajos en dos empresas en un mismo año, hemos estado en el paro y después trabajando en una empresa...).

¿No te aclaras? Prueba nuestras clases de contabilidad de costos.

¿Para qué sirven los impuestos?

Luego de ver que tenemos que ceder un poco de nuestro salario para pagar los impuestos, es normal que nos preguntemos, ¿pero para qué sirven? Pues bien, la respuesta es: ¡para el gasto público! Es decir, en otras palabras, para nuestra casa común.

Y es que si bien una parte de nuestras necesidades las satisfacemos con el dinero de nuestro propio bolsillo, hay otras necesidades colectivas que no se abordan de la misma forma individualizada como puede ser comprarse ropa o alimento, por ejemplo. Por el contrario, al ser derechos sociales que buscan el bienestar general de la sociedad, se financian a través de un fondo común, el cual se cubre con los impuestos que los ciudadanos pagamos.

Así, en España, los bienes y servicios públicos, tales como la educación, seguridad, salud o ayudas sociales, buscan satisfacer necesidades básicas que cada persona no siempre puede cubrir por sí sola.

¿Cómo declaro mis impuestos?

La Agencia Tributaria ha habilitado una serie de canales para que los ciudadanos puedan hacer la declaración del IRPF de la forma que más les convenga.

El Ministerio de Haciendo engloba a la Agencia Tributaria
Logo de la Agencia Tributaria española.

Desde esta entidad se apuesta por la modernidad, por lo que se han habilitado los mecanismos necesarios para realizar todos los trámites online. No obstante, puedes solicitar una cita presencial en la oficina de la Agencia Tributaria que te corresponda.

Desde el portal de la Agencia Tributaria podrás acceder a tu perfil de la sede electrónica, en la que figuran tus datos personales y fiscales. Desde ahí podrás solicitar un borrador de la declaración de impuestos y verificar que todos los datos son correctos. Si es la primera vez que haces la declaración o tu situación personal o profesional ha cambiado, es probable que tengas que introducir o modificar datos manualmente.

Si todos los datos son correctos y no tienes ninguna duda, tan solo tienes que pulsar en «Firmar y enviar» y ya habrás concluido el trámite.

Para acceder a los trámites en la sede electrónica pincha en este enlace. Se accede con el número de DNI o NIE. Por seguridad te pedirán que utilices además otros elementos para identificarte, como tu número de referencia o el acceso a través de Cl@ve. También se puede acceder con certificado o DNI electrónico.

Si tienes dudas, en el mismo portal de la Agencia Tributaria encontrarás un completo manual sobre cómo hacer la declaración de la renta y vídeos explicativos. En esta página web también hay habilitada una línea de teléfono para obtener información tributario básica. Y si tienes dudas más específicas, la Agencia ha lanzado el Plan LE LLAMAMOS, para resolver todas tus dudas vía telefónica.

Así mismo, hay una sección denominada «Informador Renta 2020», una herramienta que te ofrece información de los aspectos más generales a tener en cuenta en la declaración de la renta.

Por lo tanto, ya sea de forma presencial o telemática, la Agencia Tributaria está a tu disposición para ayudarte y resolver cualquier duda relacionada con la declaración de impuestos.

¿Cuándo debo hacer la declaración?

Cuando pagar impuestos
La campaña de la renta suele empezar en el mes de abril. Foto del calendario descargable del estudio de diseño Silo Creativo.

No solo es importante saber qué impuestos tenemos que pagar y cómo, sino cuándo. La campaña de la declaración de la renta se rige por unos plazos estrictamente establecidos que se publican con anticipación en varios canales. Te recomendamos que consultes la página web de la Agencia Tributaria, ya que siempre mantiene actualizado el calendario de la campaña de la renta.

La campaña de la renta se lleva a cabo todos los años en las mismas fechas, por lo que una vez que estemos en el mundo laboral hemos de estar atentos. Para aquellos que deben presentar la declaración de la renta, tienen que hacerlo, normalmente, entre el 1 de abril y el 30 de junio.

Apps para facilitar tu declaración de impuestos

El Ministerio de Hacienda ha lanzado la aplicación de la Agencia Tributaria para que puedas hacer trámites administrativos desde tu móvil. La app se llama Agencia Tributaria, y puedes descargarla desde Google Play o App Store.

Así mismo, te recomendamos que te descargues otras aplicaciones que son necesarias para identificarte en la sede electrónica de la Agencia Tributaria, como Cl@ve PIN.

Ayuda para hacer la declaración de impuestos
Cl@ve PIN, la app para acceder a la sede electrónica de la Agencia Tributaria.

También existen otras apps para móvil y tablet que te ayudan a resolver dudas generales sobre los impuestos, la declaración y otros temas de interés en materia fiscal: Bottax, Taxdown o TaxScouts. Te contamos con más detalle cómo funciona cada una de ellas en este artículo sobre apps para facilitar tu declaración de impuestos.

Nota: este artículo es meramente de consulta. La información proporcionada puede no estar al día. Te recomendamos que consultes con un experto o con la Agencia Tributaria en caso de que tengas dudas sobre los impuestos que debes pagar y cómo hacerlo.

>

La plataforma que conecta profes particulares y estudiantes

1ª clase gratis

¿Te gustó este artículo? ¡Puntúalo!

5,00 (2 nota(s))
Cargando...

Cristina

Redactora, traductora y revisora. Me encanta contar historias, escuchar a los demás y ver atardeceres. Me gusta bailar y perderme haciendo senderismo. Mi lugar preferido es el mar, que todo lo cura.