«La vida es como un piano, en el que hay blanco y negro, pero hay que saber tocar ambos para obtener una hermosa melodía». - Anónimo

Según un estudio científico canadiense, la música reduce los niveles de estrés significativamente, tanto en los que la aman como en los que ni les va ni les viene. Por lo tanto, tocar algún tipo de instrumento musical y tocar el piano, en particular, puede ser una excelente manera de mejorar tu calidad de vida.

¿Por qué no tomar clases particulares de piano? En este artículo te contamos cómo se desarrolla paso a paso una clase particular para que puedas convertirte en pianista.

Primer contacto con tu profesor de piano

Hoy en día, mucha gente quiere introducirse en el mundillo de la música. ¿Por qué? Entre otros motivos, porque se trata de una actividad creativa que permite trabajar varios aspectos como la coordinación de las manos o el oído musical.

Guitarra, batería, saxofón, flauta, armónica o piano, sea cual sea el instrumento, aprender a tocar un instrumento requiere tiempo y dinero.

Por suerte para los pianistas que están empezando, es posible encontrar un piano que encaje con tu presupuesto (piano de cola, piano vertical, sintetizador, piano digital, teclados, etc.).

Una vez que tengas el instrumento, ¿cómo se desarrollan las clases de piano y, especialmente, cómo funciona una clase a domicilio?

inicio clases piano
Evalúa con la ayuda de tu profesor cuál es tu nivel musical.

Las clases particulares permiten beneficiarse de muchas ventajas, como tener un profesor de piano para ti solo. Tendrás un seguimiento personalizado a lo largo de tu progresión. El profesor de piano sabrá cómo trabajas y cuáles son tus dificultades; de esta forma, el profesor orientará las clases para ayudarte a avanzar.

Por eso, es fundamental el primer paso en una lección de piano: conversar y concretar con el profesor cuáles son las cuestiones que deberéis trabajar (solfeo, arpegios, lectura de notas, mano izquierda, mano derecha, etc.).

Para una primera clase de piano, será imprescindible que conozcas a tu profesor pero también que evalúe qué nivel tienes para empezar a aprender bien, por el principio.

Si nunca has tocado un piano en tu vida, el profesor intentará darte algunos ejercicios para poner a prueba tu destreza, coordinación y oído musical.

Este punto es fundamental para empezar con una buena base al inicio de cada clase. Sobre todo, el alumno no debe dudar en compartir sus dificultades para que el profesor de piano pueda volver a ellas durante la sesión.

Por lo tanto, los primeros minutos de las clases de piano serán la base para la organización del resto de la clase.

Quizá también quieras saber cuánto cuesta una clase de piano en casa...

Repasar y aprender la técnica del piano

La segunda parte de la clase de piano consiste en repasar lo visto en la última lección para asegurarse de que el alumno ha adquirido todo y no tiene dudas. A continuación, el profesor de piano pide repetir ejercicios que le resulten conocidos.

El aprendiz de piano normalmente debe haber revisado entre clase y clase, que es lo que le permitirá progresar. Además, al tocar con regularidad, el cerebro genera automatismos y mecanismos. De esta manera, tocar el piano se vuelve cada vez más fácil gracias a la memoria de procedimiento.

La técnica del piano consta de:

  • Saber descifrar una partitura.
  • Reconocer una nota en el piano.
  • Saber cómo coordinar las dos manos.
  • Aprender los acordes.
  • Poder tocar las escalas, etc.

La técnica te permitirá tener una base sólida para poder tocar cualquier canción después y poder tocarla en armonía.

trabajo clases de piano
Coordinar las dos manos requiere cierto rigor.

Una vez repasados los ejercicios de la clase anterior, y una vez convencido el profesor de que los conocimientos se han adquirido correctamente, pasará a enseñarte nuevos ejercicios. Hacerlos en clase varias veces seguidas ayuda al alumno a avanzar, mientras toma nota de los consejos del profesor.

Una vez en casa, es imposible que te signa corrigiendo. Por lo tanto, es importante ver este paso como una forma de experimentar y sobre todo de cometer errores. Porque seguro que ya lo sabes: «aprendemos a base de cometer errores».

El profesor de piano te mostrará la posición correcta de las manos, del pecho, el tempo correcto, etc.

Posteriormente, deberás repetir los ejercicios varias veces para asegurarte de que comprendes los ejercicios y de que cuando estés en casa, serás capaz de repetirlos por ti solo.

Esta es la mayor parte del trabajo de las clases de piano, ya que el cerebro tiene que aprender nuevas habilidades. Una vez finalizado este paso, ya tienes casi todo el trabajo hecho.

Aprender a tocar canciones al piano

Una vez adquirida la técnica, el profesor de piano te ayudará a poner en práctica los nuevos conocimientos adquiridos a través de piezas musicales. Por lo general, el alumno puede aprovechar este tiempo para aprender a tocar piezas que le gustan mucho.

Aprender una canción al piano es todo un proceso de aprendizaje que te permite utilizar muchas técnicas a la vez y repasar todo lo que se ha visto desde el principio en función de la canción que elijas.

Tocar una canción que te guste te ayudará a mantener la motivación hasta el final y las ganas de progresar.

La elección de las canciones es a veces lo que impulsa a los estudiantes de música a saltarse las clases de piano porque las canciones suelen ser las impuestas por los profesores de conservatorio o de las escuelas de música.

Para darte algunas ideas para tus próximas clases de piano, aquí te dejamos algunas canciones para principiantes:

  • Imagine de John Lennon.
  • Para Elisa de Beethoven.
  • Comptine d’un autre été de Yann Tiersen.
  • Someone like you de Adele.
  • Hallelujah de Léonard Cohen.

Y para seguir avanzando, estas canciones pueden ayudarte:

  • El lago de los cisnes de Piotr Ilich Chaikovski.
  • Life on mars de David Bowie.
  • En la gruta del rey de la montaña de Edvard Grieg.
  • Claro de luna de Claude Debussy.

El objetivo es sobre todo que los alumnos aprendan mientras se divierten tocando

piano clases particulares
No hay nada mejor que aprender de nuestros ídolos...

Durante esta etapa, el profesor te enseñará la partitura de la pieza, por partes, con el fin de hacer menor la dificultad.

Además, los profesores de música pueden transcribir la música para que sea más fácil de tocar que el original. Por lo tanto, ciertas piezas que pueden parecer demasiado complicadas a veces son aptas para los principiantes.

Sea cual sea el estilo de música (jazz, rock, blues, etc.), puedes simplificar muchas canciones para poder tocar las que más te gusten y no acabar tirando la toalla; así que no lo dudes y pregúntale a tu profesor de música.

A cada profesor su clase particular de piano

La estructura general de las clases de piano suele ser la misma, pero las clases particulares se diferencia por la especificidad que pueden llegar a tener en función del profesor de piano elegido. Es imposible decir con certeza que una clase de piano va a ser de esta o aquella manera.

Para asegurarte de que la forma de enseñar de tu profesor es la adecuada para ti, opta por comentarlo con él de antemano y preguntarle sobre cómo puede ser una clase típica.

Algunos profesores particulares te dirán que es imposible definir tal información porque algunos profesores van preparando sus clases sobre la marcha y de acuerdo con los deseos y afinidades del alumno.

Se trata de que hables con el profesor para determinar qué te hace feliz y qué te gustaría aprender y tocar. La forma en que aprendes y tu personalidad también desempeñan un papel importante en la forma de presentar la clase.

clase individual piano
Cada maestrillo tiene su librillo (o su técnica de piano).

Algunos alumnos necesitan que los estimulen con una variedad de ejercicios para evitar que se aburran o que tiren la toalla, mientras que hay otros que necesitan estar concentrados en una tarea específica.

Además, aprender a tocar el piano no es igual para los niños que para los adolescentes o adultos. Los gustos musicales también varían enormemente (música de cámara, jazz, rock, etc.).

El trabajo del profesor en las lecciones de música es ponerse de acuerdo con todos sus alumnos manteniendo su propio enfoque y método de aprendizaje musical (método de piano, ejercicios de autoaprendizaje, etc.).

Empezar a tocar piano (clases particulares de piano, despertar musical, clases de piano en casa, clases de piano clásico, clases de piano de jazz, etc.) no es lo mismo que prepararse para la prueba de acceso al conservatorio.

Asimismo, se puede impartir un curso de piano sobre diferentes cuestiones (historia de la música, formación musical, clases de teoría musical para leer una partitura y saber descifrar las notas, etc.).

Aprender a tocar el piano, aprender teoría musical y componer música es un proceso personal que varía de unos a otros. Lo principal es que te gusten tus clases de piano y que encuentres un profesor de música que sea pedagogo.

Quizás puedas llegar a ser casi tan famoso como Chopin, Mozart, Bach, Liszt, Beethoven, Offenbach u otros grandes virtuosos del piano

¿Necesitas un profesor de Piano?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5 - 1 voto(s)
Cargando…

Elvira

Soy traductora y profesora de inglés, francés y español. Disfruto leyendo y viendo series de televisión cuando el tiempo libre me deja. «Tell me and I forget. Teach me and I remember. Involve me and I learn» - «Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo».