"La educación ayuda a la persona a aprender a ser lo que es capaz de ser", Hesíodo (poeta).

El trabajo de un profesor o profesora, independientemente de la materia que imparta o el nivel de enseñanza, implica una gran responsabilidad, pero también puede ser una tarea que no es, precisamente, relajante ni sencilla. Obtener una plaza de docente, preparar las clases, corregir las tareas... Además del resto de cuestiones más humanas que se desarrollan en el aula cada día y que no se aprenden de un día para otro. ¡Convertirse en (un/a buen/a) profesor o profesora no es tarea fácil! Y es que no es lo mismo dominar la materia que impartes que saber cómo dar clase.

Tanto si enseñas en la educación pública española, como en la privada, en formación profesional, en una academia o si das clases particulares, hay elementos comunes para los que un título de profesorado no te prepara o, al menos, no demasiado.

Por eso, te vamos a dar algunos consejos y técnicas para dar clases que te servirán trabajes en en el tipo de centro o modalidad que sea. ¡Ser buen docente es también cuestión de experiencia y seguir aprendiendo cada día!

Los mejores profesores disponibles
Felipe
4,8
4,8 (5 opiniones)
Felipe
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (11 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (9 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Patricia
4,9
4,9 (71 opiniones)
Patricia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Mina
5
5 (19 opiniones)
Mina
35€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (1 opiniones)
Jesus
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Kasia
4,9
4,9 (31 opiniones)
Kasia
27€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (3 opiniones)
Jose miguel
15€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Elena
5
5 (6 opiniones)
Elena
14€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Antonio
4,9
4,9 (15 opiniones)
Antonio
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pamela
4,9
4,9 (13 opiniones)
Pamela
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pablo
5
5 (6 opiniones)
Pablo
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Natalia
4,9
4,9 (7 opiniones)
Natalia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
4,9
4,9 (20 opiniones)
Juan
17€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Guadalupe pilar
5
5 (36 opiniones)
Guadalupe pilar
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
5
5 (11 opiniones)
Juan
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Felipe
4,8
4,8 (5 opiniones)
Felipe
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (11 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (9 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Patricia
4,9
4,9 (71 opiniones)
Patricia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Mina
5
5 (19 opiniones)
Mina
35€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (1 opiniones)
Jesus
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Kasia
4,9
4,9 (31 opiniones)
Kasia
27€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (3 opiniones)
Jose miguel
15€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Elena
5
5 (6 opiniones)
Elena
14€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Antonio
4,9
4,9 (15 opiniones)
Antonio
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pamela
4,9
4,9 (13 opiniones)
Pamela
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pablo
5
5 (6 opiniones)
Pablo
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Natalia
4,9
4,9 (7 opiniones)
Natalia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
4,9
4,9 (20 opiniones)
Juan
17€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Guadalupe pilar
5
5 (36 opiniones)
Guadalupe pilar
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
5
5 (11 opiniones)
Juan
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Vamos

Formas de dar clase para ganarse el respeto de alumnos y alumnas

como dar clase en primaria
Ganarse el respeto de alumnos y alumnas no siempre será una tarea fácil...

Muchas veces, los y las docentes que acaban de obtener su plaza no tienen la suficiente experiencia, y pueden tener dificultades para ganarse el respeto de la clase. El primer año, será el más complicado, como una especie de prueba de fuego al respecto. Pero calma, con el tiempo todo se aprende, y te darás cuenta de que hay tantas formas de dar clase como profesores y profesoras, y tú deberás encontrar la tuya.

Si sientes que tus alumnos y alumnas no te respetan, y no sabes qué hacer: de nuevo, calma, hay varias cosas que puedes hacer para ganártelos sin dejar de lado la autoridad que el profesor o profesora ha de tener sobre la clase. ¡Vamos a ver unas cuantas!

Importante: aunque estos consejos son generalas, debes adaptarlos en función de las edades a las que impartas clase.

  • Ten una actitud de firmeza desde el primer momento, que puedes ir suavizando paulatinamente.
  • Emplea varios tonos de voz y muévete por la clase.
  • Recuerda a menudo cuáles son las normas y mantente firme si no son respetadas hacía un compañero/a o profesor/a.
  • Domina la materia que impartes y no dejes de evolucionar y aprender.
  • Organiza y prepara tus clases.
  • Advierte o penaliza si es necesario.

Trabajar en enseñanza pasa por conocer la materia que se imparte, obviamente, así como los fundamentos pedagógicos; pero también hay que saber entender a un alumno/a, que genere ese respeto hacía su maestro o maestra y al resto de la clase.

"El secreto de la educación reside en el respeto del alumno", Ralph Waldo Emerson (escritor, filósofo y poeta).

Los castigos o sanciones, de los que hablaremos más en profundidad más adelante, pueden ayudar a mantener ese orden necesario, pero son el último recurso y no siempre es adecuado utilizarlos. Además, antes de imponer unas normas, cerciórate de cuál es la política del centro en el que trabajas, y cuáles son sus reglas y pautas de comportamiento establecidas. La dirección o la jefatura de estudios serán tus mejores aliados en esta tarea.

Técnicas para dar clase y captar la atención del aula

tecnicas para dar clases y motivar
¿Estás motivando lo suficiente a tus alumnos y alumnas?

"Un maestro influye en la eternidad: nunca puede saber dónde termina su influencia", Henry Brooks Adams (historiador).

No se es buen docente simplemente por haber aprobado una oposición; has de saber transmitir esos conocimientos, y en eso, al dicho de que el hábito hace al monje no le falta razón. Para enseñar debes saber mantener la atención de tu clase, que no decaiga el interés, y para ello tus lecciones han de ser interesantes y entretenidas. De poco sirve conocer al dedillo la teoría, si los alumnas y alumnas no tienen disposición de escucharla.

Tu margen de maniobra puede estar algo más limitado en la educación oficial, donde han de seguirse unos programas algo más inamovibles que van a depender, en gran medida, de la metodología empleada por cada centro y nivel educativo; por lo que tendrás que adaptarte, en gran parte, a esa forma de trabajar.

Sin embargo, y esto sirve para todo tipo de docentes, ya sean de la enseñanza pública o privada, o de centros de enseñanza alternativa o de clases particulares: cuanto más estructurado tengas el curso y más variado sea el material que utilizadas, más posibilidades tienes de que los alumnos/as entren al trapo y aprendan.

Respecto a los materiales, si pretendes que la clase sea entretenida y animada, las imágenes y recursos visuales pueden ayudar, también entran en este saco los vídeos y los audios. ¡Algo mucho más sencillo si el aula cuenta con nuevas tecnologías multimedia!

La interacción, no solo con el material, sino también entre profesorado y alumnado y entre los propios miembros de la clase será, igualmente, pieza fundamental. Todo esto también se aplica, obviamente, a las clases particulares, donde tendrás más libertad, además, para implementar tu propia metodología docente.

El castigo, ¿una cuestión de poder?

Habrá veces que dando clases en primaria, secundaria o cualquier otro nivel de formación, tendrás que recurrir a las sanciones, aunque sea duro. Por supuestos, es algo que hay que hacer con moderación y solo cuando sea estrictamente necesario.

Desde infantil hasta el instituto, y desde que tenemos memoria prácticamente, los profesores y profesoras –igual que los padres o madres- a veces necesitan recurrir al castigo cuando alguno niño o niña no respeta las normas, ya sea de la clase o de casa. Una de las tareas conjuntas entre profesorado y familia es enseñar, precisamente, desde la más tierna infancia, a respetar, tanto a los adultos como a los iguales y las normas de convivencia.

Los principales motivos de castigo suelen ser:

  • Haber transgredido las normas básicas de la clase.
  • Negarse a obedecer.
  • Falta de respeto, insolencia o el uso de palabras malsonantes hacía el personal docente o el alumnado.
  • La utilización de productos peligrosos para en el ámbito escolar.
  • El empleo de la violencia física o de palabra hacia compañeros o compañeras, en especial si se trata de un caso de acoso escolar, y también hacía el cuerpo docente.

¿Qué se obtiene con un castigo? Es una “herramienta” a través de la cual profesores y profesoras pueden dar ejemplo, para erradicar los comportamientos indeseados que son, además, perjudiciales para el resto de la clase.

Las sanciones, como el lógico, van a depender del grado de desobediencia o rebeldía, así como de la edad del niño o niña: desde – el clásico- escribir en un cuaderno que no repetirá dicha acción, hasta la expulsión del centro en los casos más graves. Como es lógico, ni el centro ni el profesorado quieren llegar a ese punto, pero en algunos casos es la último y única vía.

"Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo", Benjamin Franklin (político).

Y el castigo también ha de ser útil, pues en caso contrario, solo sirve para imponer autoridad, cuando debería fomentar el aprendizaje: en la vocación y la experiencia de los y las docentes está encontrar el punto medio, y conseguir hacer ver y entender al alumno/a el motivo de dicho castigo.

Cómo vestir para dar clases

formas de dar clase vestimenta
¿Hay una forma de vestir adecuada para dar clase?

¿Se puede responder a la pregunta de cómo debe vestirse un profesor o profesora?

La realidad es que deberías poder vestir como quieras, pero sin olvidar dónde te encuentras. Y es que, al igual que en el resto de aspectos, el centro en el que trabajes puede tener unos códigos de vestimenta que, tanto tú como el alumnado debéis respetar.

Pero el "dress code" no solo es algo a tener en cuenta debido al lugar en el que trabajas, y en el que puedes querer  mantener una apariencia adecuada, sino también por ti mismo/a. Muchas veces, en especial en los cursos de secundaria, el o la profe puede ser ejemplo, pero también motivo de burla. Los y las estudiantes más jóvenes pueden juzgar a sus docentes más que por sus clases por su vestimenta… Y, como maestro o maestra, es algo en lo que tal vez te quieras para a pensar.

También, y en esto la edad de alumnos y alumnas será importante, además del entorno en el que impartas clase, has de pensar en la comodidad, más allá de todo prejuicio. No es lo mismo dar clase de Educación Física, o en educación infantil, que Química en Bachillerato. ¡Esto es de lógica! Por tanto, tu atuendo también dependerá de si vas a pasar media jornada con los más peques del colegio, si hay una excursión programada o si es la fiesta de fin de curso. ¡Como en la vida misma!

Ten en cuenta que, exceptuando casos extremos, tu valía profesional no estará determinada por la ropa que llevas. Este es un tema, más que nada, de sentido común. En conclusión, has de saber que puedes vestir como quieras – a no ser que tu centro tenga unas normas específicas y/o estrictas- para ser profesor o profesora, ya que la capacidad de enseñar no tiene nada que ver con lo que lleves puesto. Simplemente, piensa en tu comodidad y bienestar.

como dar clase niños pequeños

Con estos consejos no lo tienes todo ganado, claro está, pero sí que pueden ser un buen punto de partida, sobre todo si acabas de empezar a enseñar, ya sea en un colegio, instituto, academia, ¡o en tus clases particulares de Superprof! Y recuerda que…

"El mejor medio para hacer buenos a los niños es hacerlos felices” Oscar Wilde (escritor).

>

La plataforma que conecta profes particulares y estudiantes

1ª clase gratis

¿Te gustó este artículo? ¡Puntúalo!

5,00 (1 nota(s))
Cargando...

Jade

Periodista de profesión, viajera por vocación. Amante del arte, el teatro y los festivales de música. Para desconectar, deportes en la naturaleza. Para conectar, yoga.