Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Los trámites administrativos para instalarse en la península italiana

Publicado por Raquel, el 28/04/2019 Blog > Idiomas > Italiano > Documentación y Requisitos Necesarios para Vivir en Italia

¿Llevas tiempo dándole vueltas y por fin te has decidido? ¿Quieres mudarte a Italia? ¿Quieres ir a vivir al paraíso de la pizza y la pasta? ¡Qué idea más maravillosa!

No obstante, debes tener en cuenta que las mudanzas a un país extranjero conllevan ciertos trámites burocráticos que pueden llegar a ser un tanto engorrosos.

Para empezar, debes informarte sobre si necesitas un visado. Como entenderás, esto dependerá de tu nacionalidad (de tu país de origen), del país en el que residas, de los motivos que te lleven a mudarte a Italia (trabajo, estudios, placer) y de la duración de tu estancia. Dependiendo de todos estos factores también te resultará más o menos complicado obtener un permiso de residencia.

El visado es un documento oficial que te permite residir en un país extranjero por un periodo de tiempo determinado. Normalmente este documento se le exige a todos los extranjeros, pero hay ciertas legislaciones, como la establecida en el espacio Schengen que marca ciertas excepciones.

Si todo esto te parece complicado, no te preocupes. Superprof te da todas las claves para que te instales en la península italiana y des a tu vida un cambio radical.

¿Necesito un visado para mudarme a Italia?

¿Quién necesita un visado?

Si tienes la nacionalidad española, no necesitas ningún visado para realizar una estancia corta en Italia o para vivir en el país.

¿Por qué? Pues porque los ciudadanos de todos los países integrantes de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo, y del espacio Schengen, no necesitan solicitar un visado para entrar en Italia; al contrario de lo que ocurre si quieres ir a otros países fuera de esta zona, como Estados Unidos.

Descubre qué papeleo debes hacer para mudarte al país de la pizza. ¿Sabes qué documentación necesitas para vivir en Italia?

No obstante, si pretendes residir en Italia durante más de 90 días, debes tener en cuenta que has de inscribirte en el municipio de tu lugar de residencia una vez que ya estés allí.

Si no perteneces a la Unión Europea, al Espacio Económico Europeo y no tienes nacionalidad Suiza, tendrás que solicitar un visado de larga estancia, que se conoce como «categoría D». Te aconsejamos que consultes bien tu situación específica en el portal de la Unión Europea para saber si lo necesitas y qué debes hacer para obtenerlo. Otra opción: acércate a la embajada o al consulado de Italia en tu país y pide información.

Los estudiantes que quieran formarse en una universidad italiana

Para los estudiantes que deseen formarse en una universidad extranjera, ya sea a través de un programa como el Erasmus, o por cuenta propia, los trámites son muy similares a los anteriormente mencionados.

Los estudiantes con una nacionalidad propia de la Unión Europea, o del Espacio Económico Europeo, o de Suiza, no necesitán ningún visado, pero sí necesitarán algún tipo de documento identificativo válido (DNI y/o pasaporte) y deberán inscribirse en su municipio local para obtener un permiso de residencia. Los estudiantes que no cumplan con estas características, necesitarán solicitar un visado para estudiantes.

De nuevo, te recomendamos que acudas al consulado o a la embajada italiana en tu país para confirmar qué documentos necesitas y qué trámites burocráticos has de hacer (así como los plazos que debes cumplir, que también son importantes).

¿Sabes qué nivel de italiano necesitas para vivir en el país de Dante?

Trámites básicos antes de viajar a la península italiana

Prepara los billetes de avión o de tren

Para ir hasta Italia, tienes que buscar una manera eficaz de viajar. Nosotros te aconsejamos el avión, pero quizás te interese otra opción, como el tren o incluso el coche, si tienes un alma aventurera.

Te recomendamos que reserves tu billete de avión con antelación, a no ser que quieras arriesgarte a quedarte sin las opciones más económicas y tengas que desembolsar una buena suma de dinero para viajar a Italia. No dudes en comparar precios de compañías aéreas y fechas en Internet para no arruinarte.

Como no se trata de un viaje excesivamente largo, los precios no serán desorbitados, pero te aconsejamos que hagas lo posible para ahorrar. Encontrarás billetes de avión por 50 euros si los buscas con tiempo o si encuentras alguna oferta, pero si lo dejas para el último minuto es muy probable que el mismo billete ascienda a 200 o 300 euros.

No dejes la compra de billetes para el último día. ¿Has comprado los billetes de avión?

Solicita un seguro de viajes

Antes de que te marches a la aventura en la patria de Julio César, escucha lo que decía este escritor de la antigua Roma:

«No debemos rechazar, en ninguna ocasión, la voz de la prudencia y la precaución» – Publio Siro.

Con esto queremos decir que quizás te interese contratar un seguro de viaje antes de mudarte. El seguro de salud internacional es un must-have. Eso sí, si eres un ciudadano de un país europeo perteneciente al espacio Schengen, puedes solicitar la Tarjeta Sanitaria Europea, que te permite recibir atención sanitaria pública en cualquier país de la UE bajo las mismas condiciones que los ciudadanos del país en el que te encuentres (siempre y cuando esté adherido al tratado Schengen).

Es importante que te informes en los organismos pertinentes en tu país para contar con todas las garantías de seguridad en tu mudanza e instalación en Italia.

Ante todo, prudenza !

¡Haz un curso de italiano antes de irte!

Aprende italiano

Puede parecer evidente, pero una de las ventajas de pasar un tiempo en Italia (o de vivir allí) es que se trata del entorno ideal para aprender a hablar italiano.

Aunque seas totalmente bilingüe español-inglés, te recomendamos que te abras también a la lengua nacional y la añadas a tu abanico lingüístico. Al igual que ocurre en España, no todo el mundo habla inglés en Italia. En consecuencia, probablemente te cueste darte a entender si vas a rincones más separados de las grandes ciudades o de las zonas más turísticas.

Aprender italiano no solo te servirá para desenvolverte con tranquilidad en tu día a día, sino que además será una competencia añadida a tu CV.

Obtener un visado de trabajo o de residencia: condiciones necesarias

Distintos tipos de visados en la Italia

En Italia hay tres tipos de visados:

  • El Visado Uniforme Schengen (Visado C): te permite una estancia inferior a 90 días (visado turístico).
  • El Visado Nacoinal (Visa D): te permite una estancia superior a 90 días.
  • El Visado de validad territorial limitado: que solo se le entrega a refugiados por distintos motivos (humanitarios, interés nacional, obligaciones internacionales, etc.).

Olvidémonos de las estancias cortas por un momento y centrémonos en el Visado D, que nos permite vivir y trabajar en Italia.

¿Te gustaría vivir en una casita de estas? Que el papeleo no te impida disfrutar de paisajes como este.

Este tipo de visado puede variar dependiendo de los motivos del viaje a Italia, que pueden pertenecer a distintas categorías:

  • Negocios (trabajo).
  • Turismo/placer (estancia turística).
  • Retiro.
  • Estudios.
  • Reagrupación familiar.
  • Tránsito.
  • Fines religiosos.

Tendrás que informarte bien sobre el tipo de visado que necesitas (y sobre si lo necesitas, claro).

Visado de trabajo italiano: permiso de estancia para empleados

Este se le entrega tanto a ciudadanos de la Unión Europea como a extranjeros que no forman parte de la misma, del Espacio Económico Europeo o que no son originarios de Suiza.

¿Qué hace falta para obtener este permiso? Pues solo has de obtener un empleo en Italia antes de mudarte. La empresa que te contrate será la encargada de realizar todos los trámites necesarios, así que no tendrás que preocuparte por nada. Eso sí, a veces encontrar trabajo a distancia no es especialmente sencillo.

Deberás también tener en cuenta que Italia utiliza un sistema de cuotas en la mayoría de trabajos. Así, solo entregarán visado de trabajo a los candidatos que cumplan al dedillo todas sus necesidades y solo si no han alcanzado el límite establecido.

El proceso de solicitud del visado de trabajo se realiza a escala regional y los requisitos pueden variar según el cuerpo profesional al que pertenezcas. Por regla general, la empresa solicita una autorización en la prefettura local y, una vez aceptada, el contratado obtiene una autorización de trabajo.

El municipio envía la información a la embajada italiana del país de residencia del trabajador y le entrega el consecuente visado. Este trámite se realiza en menos de 30 días y el visado se debe recoger en un máximo de 6 días.

Para los trabajadores temporales o a tiempo parcial con contratos limitados, el proceso es similar. La empresa contratante se encarga de los trámites administrativos. No obstante, los visados temporales son válidos durante solamente 6 meses y se pueden prorrogar por una duración adicional de 3 meses.

Por último, los perfiles profesionales considerados «altamente cualificados» y originarios de otros países ajenos a la Unión Europea tienen el derecho de solicitar una Tarjeta Azul Europea si obtienen un contrato en Italia. Se trata de un proceso acelerado que se puede realizar en línea. La duración máxima de creación de este documento es de tres meses.

¿Sabes qué presupuesto necesitas para vivir en Italia?

El permiso de residencia italiano

Si eres ciudadano de la Unión Europea, podrás obtener el Certificato di Residenza en la Questura local del lugar en el que quieras vivir en Italia. La solicitud del permiso de residencia se debe hacer en los 20 días posteriores a la mudanza.

Los solicitantes deben entregar:

  • Su pasaporte y el pasaporte de cualquier miembro de la familia que desee obtener la residencia en Italia.
  • Un formulario de solicitud cumplimentado y firmado.
  • El formulario de solicitud para convertir su permiso de conducción y su certificado de matrícula (si fuese necesario).

Podemos encontrar los formularios de solicitud directamente en la página web del ayuntamiento que nos corresponda.

Debes realizar una declaración de cambio de residencia para pagar la tasa TARI (recogida de basuras). Para ello, necesitarás un número fiscal, información sobre el tamaño de tu vivienda y la fecha de inicio del alquiler o compra de la misma.

Al cabo de un máximo de 60 días, recibirás el estatus de residente.

Si vives en la capital, no dudes en buscar cursos de italiano madrid en Superprof.

Otros visados: jubilados, estudiantes y reagrupación familiar

Para otras estancias largas (superiores a 90 días), existen otros visados.

En el caso de los jubilados, el Elective Residence Visa permite a los ciudadanos que no sean miembros de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo o de Suiza vivir en Italia.

Este visado está pensado específicamente para los retirados, pero también para aquellas personas con unos ingresos que les permitan ser autosuficientes. Puede tratarse, por ejemplo, de personas con inversiones internacionales o con bienes internacionales.

El visado para estudiantes, por otro lado, está reservado a los extranjeros mayores de 18 años. Para obtenerlo, debes demostrar que estás matriculado en alguno de los cursos de un centro de enseñanza superior italiano o que cursas una formación profesional en el país con una duración determinada.

Tienes que solicitar este visado antes de llegar a Italia. Para ello, te recomendamos que te acerques a la embajada o al consulado italiano en tu país de residencia para pedir información.

Para solicitar un visado de estudiante, he aquí los documentos que debes presentar:

  • Una foto.
  • Un pasaporte válido (fotocopia).
  • Una carta de aceptación de una universidad italiana.
  • Una muestra de medios financieros suficientes, incluida la cantidad necesaria para volver al país de residencia o un billete de ida y vuelta válido.
  • Un certificado de alojamiento.
  • Dependiendo de la procedencia del interesado, puede que se le soliciten otros documentos adicionales.

Por último, existe también el visado de reagrupación familiar, que permite unir a toda la familia en Italia. Para ello, debes recibir un permiso de residencia a largo plazo y poseer un ingreso anual bruto suficiente para cubrir las necesidades de toda la familia. El resto de miembros deberán también obtener un visado de larga duración (el famoso Visado de categoría «D») y solicitar un permiso de residencia a su llegada a Italia.

¿Y si haces un curso de italiano online antes de irte?

Visado en Italia: condiciones para un visado italiano

Las condiciones para obtener un visado de trabajo

El Visto per lavoro se entrega para un periodo de tiempo determinado de un máximo de dos años. Italia garantiza la igualdad de derechos en el mercado laboral a todas las personas que no tengan la ciudadanía italiana o que no sean ciudadanos de ninguno de los estados miembros de la Unión Europea pero que posean este visado de trabajo.

Come como nadie en el país con forma de bota. ¿A qué esperas para disfrutar de la gastronomía italiana?

Permite a aquellos que buscan trabajo aceptar cualquier tipo de contrato, pero también afiliarse a la Cámara de Comercio italiana y a un sindicato. Además, el sueldo también será exactamente igual que el de empleados de nacionalidad italiana.

Las condiciones para obtener el visado de residencia

Los ciudadanos de la Unión Europea reciben directamente un certificado de residencia que les permite vivir en un país durante más de 3 meses, mientras que los ciudadanos de otras nacionalidades deben solicitar un permiso de estancia clásico.

El permiso de estancia, al igual que el de trabajo, no es permanente. Permite a los solicitantes vivir legalmente en Italia mientras el permiso sea válido; es decir, entre dos y cinco años.

Si el permiso de estancia supera los 5 años, el visado entregado será el Permesso di Soggiorno per Soggiornanti di Lungo Periodo (SLP), también conocido como visado de residencia de duración indeterminada. Eso sí, necesitarás un mínimo de ingresos para obtenerlo.

Las condiciones para obtener un visado de estudiante

El Visto per studio es el visado que se le entrega a los estudiantes extranjeros (no europeos) que estudian en Italia. La duración de la validez es exactamente la misma que la de los estudios que realicen. Si la duración de los estudios es superior a un año (para aquellos que no son Erasmus), el visado durará solamente un año y deberá renovarse una vez caduque.

En Italia, el visado de estudiantes permite trabajar hasta veinte horas semanales, pero los estudiantes que posean este visado deberán también obtener un permiso de trabajo, que puede tardar hasta 2 meses.

Sea cual sea tu situación, te recomendamos que acudas a la embajada o al consulado a pedir toda la información que necesites antes de viajar a Italia.

Ahora ya tienes, en líneas generales, los datos más importantes sobre los trámites que deberás hacer antes de mudarte a Italia. Superprof te ofrece otros consejos para que prepares tu viaje con total tranquilidad. Por ejemplo, ¿por qué no te animas a aprender italiano con nosotros?

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene toda la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 2 votos)
Cargando…
avatar