A pesar de que el gobierno lucha desde hace varios años contra la repetición de curso, esta realidad está siempre presente en nuestro país. Repetir curso es bastante común: casi un tercio de los alumnos de 15 años han repetido una o dos veces.

¿Repetir curso? Nos importa poco cuando la amenaza está lejos de nosotros, pero es diferente cuando se aproxima. ¿Qué se puede hacer? ¿Las clases particulares pueden ayudar? ¿Quién decide en última instancia si un alumno debe pasar de curso o no? ¿Quién puede impartir clases particulares?

Los mejores profesores disponibles
Felipe
4,8
4,8 (5 opiniones)
Felipe
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (11 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (9 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Patricia
4,9
4,9 (71 opiniones)
Patricia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Mina
5
5 (19 opiniones)
Mina
35€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (1 opiniones)
Jesus
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Kasia
4,9
4,9 (31 opiniones)
Kasia
27€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (3 opiniones)
Jose miguel
15€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Elena
5
5 (6 opiniones)
Elena
14€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Antonio
4,9
4,9 (15 opiniones)
Antonio
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pamela
4,9
4,9 (13 opiniones)
Pamela
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pablo
5
5 (6 opiniones)
Pablo
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Natalia
4,9
4,9 (7 opiniones)
Natalia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
4,9
4,9 (20 opiniones)
Juan
17€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Guadalupe pilar
5
5 (36 opiniones)
Guadalupe pilar
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
5
5 (11 opiniones)
Juan
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Felipe
4,8
4,8 (5 opiniones)
Felipe
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (11 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Rodrigo
5
5 (9 opiniones)
Rodrigo
16€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Patricia
4,9
4,9 (71 opiniones)
Patricia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Mina
5
5 (19 opiniones)
Mina
35€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jesus
5
5 (1 opiniones)
Jesus
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Kasia
4,9
4,9 (31 opiniones)
Kasia
27€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jose miguel
5
5 (3 opiniones)
Jose miguel
15€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Elena
5
5 (6 opiniones)
Elena
14€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Antonio
4,9
4,9 (15 opiniones)
Antonio
30€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pamela
4,9
4,9 (13 opiniones)
Pamela
10€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Pablo
5
5 (6 opiniones)
Pablo
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Natalia
4,9
4,9 (7 opiniones)
Natalia
20€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
4,9
4,9 (20 opiniones)
Juan
17€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Guadalupe pilar
5
5 (36 opiniones)
Guadalupe pilar
25€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Juan
5
5 (11 opiniones)
Juan
22€
/h
Gift icon
¡1a clase gratis!
Vamos

Panorama de la repetición de curso en España

«Uno de los problemas más graves que se observan en el sistema educativo español es el extraordinario porcentaje de alumnos repetidores: casi uno de cada tres estudiantes de 15 años en España (31 %) está repitiendo por primera o segunda vez alguno de los cursos de ESO», explican los analistas de PISA.

Aunque el dato español de repetición ha bajado un tres por ciento desde 2012 (34 %), son todavía 19 puntos porcentuales más que el promedio de países de la OCDE (12 %) y 16 más que en el conjunto de alumnos de la UE (15 %).

La situación es preocupante en todas las comunidades, particularmente en las que presentan los niveles más altos de repetidores, pues son las que obtienen sistemáticamente las peores puntuaciones en Lectura, Ciencias y Matemáticas: Baleares (40 %), Murcia (39 %), y Extremadura, Canarias y Andalucía (38 %).

Tasa de repetidores en España
¿Algunas asignaturas son más difíciles que otras?

Las diferencias autonómicas de repetidores pueden llegar a ser del doble entre la tasa más alta y la más baja, como ocurre entre Baleares (40 %) y Cataluña (21 %). Las comunidades autónomas con las proporciones más bajas de repetidores, además de Cataluña, son Navarra (23 %), País Vasco (24 %) y Asturias (28 %).

La OCDE considera «alarmante» la tasa de alumnos repetidores de la enseñanza obligatoria española por el coste social y económico que supone para el país, así que recomienda revisar las políticas educativas sobre esta cuestión a la vista de los resultados de la última evaluación PISA.

En 2013, después de iniciar una reducción de las plantillas de profesores que ponía ya en riesgo la atención a los alumnos más necesitados, el Gobierno eliminó la partida para los planes PROA (Programas de Refuerzo, Orientación y Apoyo), que suponían 60 millones de euros en su última edición, en la que participaron más de 4200 centros educativos. Ahora el Gobierno anuncia la puesta en marcha de un plan similar en el marco de su acuerdo de gobierno.

¿Quién decide si el alumno repite?

Con la entrada en vigor de la LOMCE, se han producido algunos cambios en cuanto a la repetición de curso. A continuación, te hacemos un resumen de los criterios que se siguen a la hora de repetir curso.

Primaria

Con la nueva ley educativa, la LOMCE, desaparecen en Educación Primaria la organización de los ciclos y cada curso escolar tiene un carácter independiente. Anteriormente, por ejemplo, solo se podía repetir curso al finalizar cada ciclo, por tanto, en 2.º, en 4.º y en 6.º de Primaria. Una de las novedades en Primaria será que se podrá repetir en cualquiera de los cursos de la etapa, incluidos 1.º, 3.º y 5.º, siempre que se den las condiciones que la normativa establece.

La normativa establece que el alumno debe repetir cuando no ha superado dos asignaturas y estas son Lengua y Matemáticas o cuando no ha superado tres asignaturas y estas son Lengua o Matemáticas y otras dos asignaturas cuáles sean del currículo.

Medidas contra la repetición de curso
¿Es el tutor el que tiene la última palabra a la hora de decidir si un alumno repite o no?

El alumno que no haya superado los objetivos de la etapa o que no haya alcanzado el grado de adquisición de las competencias correspondientes, solo podrá repetir una sola vez durante la etapa con un plan específico de refuerzo o recuperación y apoyo, que será organizado por el equipo docente que imparte las clases. Las clases particulares también pueden ayudarle a superar sus dificultades.

La decisión de no promoción es una medida excepcional y se tomará después de haber agotado el resto de medidas (refuerzo y apoyo). Antes de adoptar dicha decisión, el tutor oirá a los padres, madres o tutores legales del alumno. El equipo de maestros que imparte clases al alumno, decidirá sobre la promoción del mismo, tomando especial consideración la opinión del tutor, así como aspectos relacionados con la madurez e integración en el grupo.

En última instancia, si la familia no está de acuerdo, puede reclamar a la dirección del centro y elevar una queja al servicio provincial, que decidirá sobre el caso.

Secundaria

Con las modificaciones de la LOMCE, durante el primer ciclo de la ESO (1.º, 2.º y 3.º) solo se podrá repetir el mismo curso una vez, y en todo el ciclo solo se puede repetir un máximo de dos veces. Los alumnos de 4.º solo pueden repetir una vez, pero si nunca se ha repetido en los cursos anteriores de la ESO, se le permite repetir 4.º dos veces.

El alumnado promocionará de curso cuando haya superado todas las materias cursadas o tenga evaluación negativa en dos materias como máximo, siempre que no sean Lengua Castellana y Literatura y Matemáticas de forma simultánea, y repetirá curso cuando tenga evaluación negativa en tres o más materias. A estos efectos, solo se computarán las materias que como mínimo los estudiantes deben cursar en cada uno de los bloques.

De forma excepcional, podrá autorizarse la promoción del alumnado con evaluación negativa en tres materias cuando se den ciertas condiciones. Las decisiones a este respecto serán adoptadas de forma colegiada por el conjunto del profesorado de los alumnos, atendiendo al logro de los objetivos y al grado de adquisición de las competencias correspondientes.

Bachillerato

El profesor de cada materia decidirá, al término del curso, si los alumnos han logrado los objetivos y alcanzado el adecuado grado de adquisición de las competencias correspondientes.

Promocionará el alumnado de primero a segundo de Bachillerato cuando haya superado las materias cursadas o tenga evaluación negativa en dos materias, como máximo. En cualquier caso, deberá matricularse en segundo curso de las materias pendientes de primero.

Los centros docentes deberán organizar las consiguientes actividades de recuperación y la evaluación de las materias pendientes.

Criterios para pasar de curso
No siempre es fácil entrar en la universidad.

El alumnado podrá repetir cada uno de los cursos de Bachillerato una sola vez, si bien, excepcionalmente, podrán repetir uno de los cursos una segunda vez, previo informe favorable del equipo docente, aunque nunca superando el plazo máximo de 4 años establecido para cursar Bachillerato.

Aquí te dejamos una tabla que resume cuando un estudiante tiene que repetir curso en cada nivel:

NivelCondiciones para repetir curso
Primaria-Suspender 3 asignaturas
-Suspender 2 asignaturas y que estas sean Lengua+Matemáticas
-Solo se puede repetir una vez (en cualquier curso)
Secundaria-Suspender 3 asignaturas
-Suspender 2 asignaturas y que estas sean Lengua Castellana+Matemáticas o lengua cooficial+Matemáticas
-Se pueden repetir dos cursos
BachilleratoPrimero de Bachillerato:
-Suspender 3 asignaturas (si pasa con dos materias suspensas debe volver a matricularse en ellas y superarlas)

Segundo de Bachillerato:
-Suspender 1 asignatura (es necesario superar todas las materias para obtener el Bachillerato)

Cabe señalar que cuando un alumno repite curso, ya le hayan quedado dos, tres o más asignaturas, tiene que repetir todo el curso, es decir, debe volver a cursar y superar las materias que ya había aprobado. Sin embargo, en 2.º de Bachillerato no es necesario volver a repetir todo el curso, solo volveremos a cursar las materias que hayamos suspendido.

Si deseas impartir o recibir clases particulares con un profesor apasionado, no dudes en echarle un vistazo a nuestra plataforma.

Excepción para el curso 2019/2020

En el año 2020 hubo un acontecimiento sin precedentes que desestabilizaría el statu quo de prácticamente todos los aspectos de nuestra vida, incluido el académico.

A finales de 2019 un virus desconocido comenzó a circular por el mundo, pero lo que no nos esperábamos es que fuese tan contagioso y considerablemente mortal. En 2020 se decretó la pandemia del coronavirus y llegó el confinamiento. En España este confinamiento comenzó el 15 de marzo de 2020. Ya el viernes 13 se sabía que a la semana siguiente nadie podría salir de casa y ninguna persona sabía que pasaría. No obstante, en un inicio se anunciaron tan solo dos semanas de confinamiento, por lo que la mayoría de personas pensaron ingenuamente que iban a ser 15 días de parón en sus quehaceres.

A los pocos días se hizo obvio que aquello no iba a desaparecer en tan solo 15 días y había que empezar a idear mecanismos para seguir con el trabajo y los estudios en la medida de lo posible, y desde casa. Nos atrevemos a decir que el confinamiento ha sido el mayor reto educativo al que se ha tenido que enfrentar la comunidad educativa.

¿Cómo seguir dando clase? ¿Cómo asegurar que los niños están aprendiendo? Con nada de tiempo para preparar este cambio tan drástico, la falta de medios en muchos hogares y lo abrumadora que pudo a llegar a ser la situación, está claro que la gestión no fue óptima, pero es que era imposible que lo fuese. Cabe recordar que los niños ya no volvieron a las aulas ese curso desde aquel 13 de marzo. Tres meses de curso impartidos a distancia y en confinamiento.

Se hizo lo que se pudo, pero para muchos niños no fue suficiente: no fueron capaces de seguir el curso, sus resultados empeoraron, se vieron envueltos en dificultades familiares... No obstante, ¿era justo que estos niños se quedasen atrás? Para el Ministerio de Educación, no. Desde el Gobierno se decidió que ese curso era diferente por lo que las condiciones para superar el curso tenían que ser, irremediablemente, diferentes.

Consejería de educación y equipo docente
La ministra de educación Isabel Celáa en el Congreso. Foto de la Agencia EFE.

Se puede afirmar que lo que se hizo fue ser más laxo: alumnos con unos resultados nada buenos pudieron pasar de curso, algo impensable en otros tiempos. Bien es cierto que hay estudiantes que hubiesen podido obtener buenos resultados, ya que quizás la situación no les afectó considerablemente y aun así pudieron pasar de curso sin obtener grandes resultados aprovechándose de la coyuntura. Pero no es nada despreciable la cifra de alumnos que sí vieron sus notas caer por la situación inaudita que estaban viviendo y siendo seguro que en una situación normal no hubiesen tenido esas dificultades para superar las materias.

¿Qué medidas excepcionales se tomaron?

Se eliminó el límite de suspensos con los que un alumno puede pasar de curso. Los alumnos que suspendieron más asignaturas que las que permite la ley educativa para pasar de curso, como hemos explicado en el apartado anterior, sí pudieron hacerlo para el curso 2019/2020. La decisión se tomó para cada alumno de forma individual y desde cada centro educativo.

La orden ministerial firmada por la ministra de educación Isabel Celáa, expone que:

«Los estudiantes promocionarán de curso y la repetición se considerará una medida de carácter excepcional, que se adoptará en todo caso de manera colegiada por el equipo docente en función de la evolución académica del estudiante durante el periodo previo a la suspensión de la actividad lectiva presencial».

Destaca también la decisión de que para el nivel de Bachillerato se autoriza la ampliación en un año del límite de permanencia para los alumnos especialmente afectados por la situación derivada de la pandemia.

Suspender asignaturas y no pasar de curso
Estudiar desde casa, ¿mejor o peor? Foto de Sharon McCutcheon.

Esto ha sido lo ocurrido en el curso 2019/2020, pero el curso 2020/2021 ya entra de nuevo en «la normalidad». Durante todo el verano y los últimos meses del curso anterior se estuvo definiendo como sería la vuelta a las aulas, la reestructuración de las clases y el desarrollo de estas; por lo que en este 2021 ya no hay excepciones.

¿Cómo recurrir si no estás de acuerdo con que tu hijo repita curso?

Los padres pueden reclamar todas las evaluaciones que tengan el carácter de final, es decir, que se podrán reclamar la calificación final de ciclo de todas las áreas individualmente consideradas, así como la decisión, positiva o negativa, sobre la promoción. Esto es, si unos padres consideran que su hijo ha adquirido los conocimientos y competencias necesarios para pasar de curso, pueden presentar una reclamación argumentando por qué creen que no tiene que repetir. O al revés.

Los padres pueden tener acceso a todos los instrumentos de evaluación aplicados, es decir, a los exámenes, trabajos, informes de especialistas que se han realizado a lo largo del curso y que han servido para poner las notas a su hijo en las asignaturas y la toma de decisión sobre la promoción. La normativa española precisa que los exámenes y otros métodos de evaluación son documentos de carácter público y, por lo tanto, si son solicitados por los representantes legales, tienen que ser puestos a su disposición y entregarles fotocopia.

Cuando recibimos la noticia de que nuestro hijo va a repetir curso, lo primero que tenemos que hacer es concertar una cita con su tutor. Independientemente de si estamos de acuerdo o no, está claro que el rendimiento académico del niño no es el adecuado, y como padres responsables debemos buscar las causas y las posibles soluciones. Incluso aunque sepamos que el estudiante ha tenido un mal año o que tiene dificultades, es importante que haya una comunicación fluida entre padres y profesores.

El tutor podrá explicarnos los motivos que han llevado al conjunto de profesores a decidir que el alumno repita. Lo más común es que sea simple y llanamente porque no ha superado el número de asignaturas que por ley se requiere. Lo que hay que analizar es por qué no ha superado dichas materias. Si tienes dudas sobre los conocimientos que ha adquirido tu hijo, no dudes en pedir los exámenes para revisarlos y hablar con los profesores de las asignaturas que ha suspendido. En ocasiones no hace falta iniciar un procedimiento administrativo, por lo que te recomendamos que si tienes dudas sobre si tu hijo debe repetir curso o no, comienza por ir al centro para hablar con el tutor y los profesores.

Si ves que tras los primeros intercambios tenéis opiniones discrepantes, es el momento de comenzar los trámites necesarios para negarte a que tu hijo repita curso.

Dificultades en lengua y matematicas
¿Cual ha sido la reacción de tu hijo al saber que tenía que repetir curso? Foto de Max Fischer.

A continuación, te indicamos un modelo de carta para reclamar que tu hijo no repita curso (debes dirigirla al jefe de estudios del centro):

Nombre y apellidos del remitente

Dirección

Nombre y apellidos del destinatario 

Dirección

Asunto: solicitud de audiencia con el profesorado para debatir sobre la repetición de curso

Por la presente, apelamos la decisión de los profesores de la clase [indicar la clase], del colegio/instituto [nombre del centro], de hacer repetir de curso a nuestro hijo [especificar su nombre y apellidos].

Las razones que nos llevan a ello… [indicar las razones con sinceridad: tu hijo ha estado enfermo mucho tiempo durante el año escolar, le ha afectado mucho un evento familiar, la repetición no sería eficaz para él, proposición de alternativas...].

En estas condiciones, solicitamos la oportunidad de que nos reciba el profesorado para explicar las razones de nuestra oposición a la repetición de nuestro hijo.

Atentamente,

Firmas.

Apelación de los padres
¿Qué puedes hacer si tu hijo tiene que repetir curso?

Una vez que el jefe de estudios recibe esta carta, lo correcto es que vuelva a reunir el equipo docente (tutor, profesores, orientador...) para volver a considerar la promoción del alumno en función de los motivos descritos en la carta. Los plazos para poner las notas y cerrar las actas están fijados, por lo que estate atento al calendario para no realizar trámites fuera de plazo.

Si aún después de hablar con el tutor y enviar una carta al centro, vuestras posturas siguen enfrentadas, es el momento de ponerse en contacto con inspección.

Debes llamar o acudir a la delegación de Inspección Educativa de tu zona y pedir una reunión con el inspector que lleve el centro. Cada comunidad autónoma tiene esta entidad como un organismo que forma parte de su Consejería de Educación. Además de una oficina central de la Inspección Educativa en cada comunidad, lo habitual es que en cada provincia haya servicios territoriales de Inspección Educativa. Busca la jefatura de Inspección Educativa que le corresponde al centro de estudios de tu hijo y ponte en contacto con ellos.

Una vez que te has reunido con el inspector y le has expuesto la situación, debe personarse en el centro para indagar sobre el asunto, hablar con las personas que considere necesario y recabar toda la información acerca de la situación del estudiante.

Tras la investigación, el inspector emitirá un informe, que normalmente es vinculante. El informe puede ser favorable con lo que tú querías o no, y habrá que aceptarlo. Por lo tanto, el hecho de contactar con Inspección Educativa no te asegura que tu hijo no repita curso, pero sí que haya una persona externa al centro que analice la situación. Al igual que cuando escribas la carta, tú no dudes en explicarle detalladamente al inspector los motivos por los que no estás de acuerdo con la decisión del centro.

Por tanto, los equipos docentes no tienen la última palabra cuando hay que repetir de curso, sino que los padres tienen la posibilidad de elegir entre aceptar o rechazar la decisión para que se vuelva a evaluar la situación de estudiante.

Cabe señalar que si tras todos estos pasos seguimos en desacuerdo, cambiar a nuestro hijo de colegio no será una solución, ya que el centro tendrá acceso a todo el historial educativo del alumno (y deberá revisarlo) y verá que el inspector dictaminó que debe repetir curso por lo que tendrá que acatar esta decisión.

Consecuencias de repetir curso
A cada centro le corresponde un inspector de educación. Foto de Sora Shimazaki

Para resumir, vamos a listar los pasos a seguir para recurrir la decisión de que nuestro hijo repita curso:

  1. Concertar una cita con el tutor del niño.
  2. Intentar hablar con los demás miembros del equipo docente (profesores, orientador, jefe de estudios).
  3. Solicitar los instrumentos de evaluación aplicados (exámenes, trabajos...) para examinarlos.
  4. Enviar una carta para reclamar la decisión del equipo docente de que el alumno debe repetir curso.
  5. Llamar a Inspección educativa y concertar una cita con el inspector correspondiente.
  6. Explicar la situación al inspector y esperar a que realice la investigación y emita un dictamen.

Saber que nuestro hijo va a repetir curso puede ser duro tanto para el niño como para nosotros, sobre todo si no nos lo esperábamos o no sabemos bien las causas. Para evitar que el alumno tenga que repetir curso, hay que ayudarle a elegir el mejor camino, apoyarlo, motivarlo y, muy importante, escucharlo y entenderlo.

Las clases particulares pueden ser una solución muy eficaz para reducir las dificultades académicas. Repetir curso puede ocasionar un importante perjuicio al niño, pero en otras ocasiones repetir curso puede tener ventajas. Descúbrelo en el siguiente artículo de la revista de Superprof.

>

La plataforma que conecta profes particulares y estudiantes

1ª clase gratis

¿Te gustó este artículo? ¡Puntúalo!

4,00 (31 nota(s))
Cargando...

Cristina

Redactora, traductora y revisora. Me encanta contar historias, escuchar a los demás y ver atardeceres. Me gusta bailar y perderme haciendo senderismo. Mi lugar preferido es el mar, que todo lo cura.