«Una cámara nunca ha hecho una buena foto, igual que una máquina de escribir no ha escrito una buena novela», Peter Adams.

Aprender fotografía es como aprender a a captar y transmitir sentimientos de forma artística. Aprender a usar una cámara, sobre todo si la configuramos en el modo manual, es como aprender a usar una máquina de forma profesional. Se trata principalmente de desarrollar tu sentido artístico y tu propio estilo para hacer las mejores fotos.

Se empieza por dominar los fundamentos de la fotografía, en concreto con la fotografía en blanco y negro. Cuando progresas un poco, es necesario que el material vaya acorde a tu nivel, así que Superprof te ayuda a elegir tu objetivo en función de tus estilos favoritos. Finalmente, para desarrollar tu creatividad, nada mejor que inspirarte un poco en las webs de los mejores fotógrafos.

¡Sigue nuestra guía!

Fotografía en blanco y negro: ¿cómo dominar la técnica?

Aprender fotografía en blanco y negro
No te olvides de usar la exposición larga para las fotos nocturnas.

Una foto en blanco y negro se piensa incluso antes de tomarla. No decidimos después de tomar una foto mantenerla en color o convertirla en blanco y negro.

Para ello, es necesario aprender a ver el mundo en blanco y negro. ¡No es tan fácil cuando el ojo humano ve los colores de forma natural!

Aquí tienes algunos consejos para lograrlo:

  • Elige el tema: si bien muchas escenas se prestan a la fotografía en blanco y negro, hay algunas cosas infalibles para que tus fotos sean sorprendentes. Las texturas como la madera, la piedra y la piel arrugada destacan mejor en blanco y negro que en color. Del mismo modo, una decoración repetitiva con un patrón, líneas u otras formas, se prestará más al blanco y negro.
  • Usa la luz y los contrastes: sin los colores, es más difícil guiar el ojo del espectador. Debes prestar especial atención a la composición de tu foto y jugar con las luces y las sombras creadas para resaltar todos los tonos de gris posibles. ¡El contraluz se convierte en tu mejor aliado!
  • Haz fotos en un día nublado: se podría pensar que la luz está menos presente y que los contrastes son menos evidentes, pero es el momento ideal para tomar fotografías en blanco y negro. No es un problema que haya poca luz, lo cual a menudo preocupa a los fotógrafos. Hay muchos más reflejos justo después de la lluvia y las fotos en blanco y negro encuentran una nueva intensidad.

Se puede fotografiar en blanco y negro directamente, por lo que es más fácil ver el mundo sin colores a través del objetivo de tu cámara. Para ello, usa el modo «monocromo» de tu cámara digital. Al aumentar el contraste y ajustar la exposición (sobreexposición o subexposición de la foto), el blanco y negro se volverá una práctica natural con el tiempo.

En cualquier caso, es mejor hacer fotos en formato RAW. Tanto si haces fotos en color como en blanco y negro, este formato conserva todos los colores de la escena fotografiada. ¡Y es más fácil hacer el retoque de imágenes! El postprocesamiento no trata solamente de usar la herramienta de «desaturación» del Lightroom o el Photoshop, se trata principalmente de usar el mezclador de capas para obtener una foto con contrastes y matices.

Bueno, ahora que sabes todo esto, ¡vamos a la práctica! Hay varias escenas y temas que son particularmente adecuados para el blanco y negro:

  • La arquitectura: nada mejor para encontrar diferentes formas, texturas y patrones. Los contrastes destacan de forma natural en los resquicios de las piedras, los adoquines de una calle o el rosetón de una iglesia.
  • El retrato: la fotografía de retrato se presta bien al blanco y negro. Destaca los ojos y la cara de una persona.
  • Foto paisajística: para resaltar las líneas y formas de una montaña, las nubes en el cielo o las olas, la solución es el blanco y negro.
  • Primer plano/el detalle: ya sean los pétalos de una flor, los círculos del tronco de un árbol o el mosaico de una pared, el blanco y negro vuelve a resaltar los detalles intensamente.

Solo hay una forma de progresar en la técnica del blanco y negro: ¡practicando! ¡Así que coge tu cámara!

¿Vives en la Ciudad Condal? Descubre nuestra oferta de curso fotografia barcelona?

Objetivo fotográfico: ¿cuál elegir?

Cómo elegir tu objetivo fotográfico
Para obtener nitidez, a veces es útil cambiar los objetivos.

Al comienzo de tu curso de fotografia, seguramente aprenderás a usar la profundidad de campo, cambiar la velocidad de obturación, cambiar el balance de blancos o dominar la fotografía de larga exposición, todo ello para hacer fotos bonitas. Pero el equipo fotográfico también tiene su importancia para hacer fotografías como un auténtico profesional.

Tras elegir la cámara, la elección del objetivo es esencial. Debe hacerse según tus gustos a la hora de hacer fotos. ¿Prefieres el retrato, la fotografía paisajística o la fotografía animal?

Hay dos elementos que se deben tener en cuenta a la hora de elegir el objetivo:

  • La distancia focal: expresada en milímetros, una distancia focal corta te permite disparar con un gran ángulo, mientras que una distancia focal larga tendrá un campo estrecho. Existen tres categorías de objetivos:
    • Estándar: de 35 mm a 85 mm, para la fotografía de retrato y la vida cotidiana.
    • Gran ángulo: 28 mm y menos, para la fotografía paisajística.
    • Teleobjetivo: 100 mm y más, para la fotografía deportiva o animal.
  • La apertura máxima del objetivo: representada con el símbolo f/, cuanto menor sea la cifra detrás de f/, mayor será la apertura del objetivo, lo cual es ideal para fotografiar cuando hay poca luz, para crear desenfoques artísticos o para hacer bokehs.

Pueden surgir otras preguntas, en particular con respecto al zoom o la distancia focal fija. Cada uno tiene sus ventajas y desventajas, pero a los principiantes les recomendamos que opten por un zoom cuya distancia focal pueda cambiar.

Ventajas distancia focal fijaVentajas zoom
La calidad. Una distancia focal fija producirá fotos más bellas que un zoom. También será más luminosa que un zoom con aperturas máximas más amplias.Flexibilidad y variedad. Es cómodo no tener que cambiar de objetivo todo el tiempo. Algunos zooms llamados transtandards incluso ofrecen distancias focales muy amplias de 18-105 mm.
El peso: más ligero que un zoom porque cubre menos distancias focales, y construido con menos piezas. Sin embargo, con una distancia focal fija, puedes terminar llevando varias, por lo que el peso no será necesariamente una ventaja.El peso: un zoom es más pesado y voluminoso, pero no necesitarás tantos como distancias focales fijas.
El precio: más económica que los zooms porque técnicamente es más fácil de fabricar.El precio: las tarifas varían mucho según sea de gama baja o profesional.

Si quieres hacer macrofotografía, la ficha de datos del objetivo debe indicar con precisión: «relación de reproducción 1:1». Además, la distancia de enfoque mínima debe acercarse más a 30 cm.

Aprender las técnicas fotográficas
La técnica fotográfica es importante, pero el ojo del artista es lo que hace que una imagen sea bella.

Puedes hacerte también con un estabilizador, pero no es obligatorio por tres razones:

  • También se puede conseguir estabilidad mediante un trípode.
  • En algunos casos, los objetivos ya tienen un sistema de estabilización por desplazamiento del sensor.
  • El estabilizador solo impide el desenfoque cuando tú te mueves, pero no evitará el desenfoque si el sujeto fotografiado se mueve demasiado rápido.

En cuanto a la marca, en general, es conveniente elegir la misma marca de tu cámara. Sin embargo, algunas marcas ofrecen la misma calidad por un precio menor.

Un truco: la tecnología de los objetivos en realidad no evoluciona mucho, al contrario de lo que a las marcas les gustaría hacernos pensar, por lo que comprar uno de segunda mano puede ser una buena solución, de un 20 a un 40 % más barato que un producto nuevo.

Si deseas tomar un curso de fotografia online, no dudes en conectarte sobre nuestra plataforma.

Blogs de fotografía: los fotógrafos que debes seguir

Tomar una foto es, sobre todo, contar una historia. Al principio, a menudo se necesita inspiración y mentores, así que aquí tienes una lista no exhaustiva de blogs de fotografía que vale la pena seguir.

Primero están los que nos hacen viajar.

Con una mirada, una sonrisa o la intensidad de un paisaje, Steve McCurry nos lleva al fin del mundo. Este artista galardonado es el autor de la famosa foto «La niña afgana». Pero todo su trabajo merece ser descubierto.

Con otro estilo, la nueva generación no se queda atrás. Théo Gosselin, un francés de 26 años, fotografía a sus familiares y amigos en paisajes auténticos en sus viajes por carretera. La fotografía paisajística se mezcla con la fotografía de desnudos para crear imágenes llenas de poesía.

Blogs de fotógrafos
¡Aquí tienes una foto de Théo Gosselin para llenarte de inspiración!

La fotografía animal es una de las posibles especializaciones como fotógrafo.

Los amantes de los animales pueden dar rienda suelta a su imaginación como Suzi Eszterhas que se especializó en la fotografía de crías de animales. Experta en ganarse la confianza de sus sujetos, fotografía escenas de la vida familiar de animales de todo el mundo.

¿Y cómo no dejarse inspirar por uno de los primeros grandes nombres de la fotografía animal, Jim Brandenburg? Un verdadero precursor, fue el primero en ir al Ártico para fotografiar lobos polares.

¿Qué hay de los fotógrafos españoles?

No dudes en inspirarte con blogs de fotógrafos españoles como Rubixephoto, el gallego David García Pérez, Naturpixel o Isra Subirats (revela2estudio).

¿Cómo dominar la fotografía artística?

Hoy en día, la fotografía está al alcance de todos gracias a los dispositivos que tenemos a nuestra disposición, incluyendo los móviles. Pero ¿esto nos permite a todos dominar la fotografía artística?

Un simple aficionado, que acaba de comprar una cámara, ¿también puede decir algo a través de sus imágenes? ¿Un mensaje profundo? ¿Una visión artística? ¿Una idea?

Depende obviamente de su lado artístico, pero también de su formación técnica como fotógrafo.

Para conseguirlo, primero es necesario fijarse en el trabajo de los mejores fotógrafos artísticos como Robert Doisneau, Robert Capa, Arnold Newman y Ansel Adams.

También puedes aprender fotografía artística con libros como:

  • El arte de la iluminación: la naturaleza muerta de Jean Turco.
  • Percibe el secreto de los fotógrafos de Johann Trompat.
  • El flash, iluminación de calidad profesional de John Denton.
  • Domina la exposición en fotografía de Jérôme Geoffroy.
  • El gran libro de la fotografía de Scott Kelby.

O apuntarte a una de las mejores escuelas de fotografía de España, como IEFC – Institu d’estudis fotogràfica de Catalunya, EFTI – Escuela de Fotografía Centro de Imagen o IDEP – Barcelona. Aunque, por supuesto, la opción de recibir clases particulares de fotografía es una de las mejores para aprender a tu ritmo y con una enseñanza personalizada.

¿A qué esperas para apuntarte a un curso fotografia Madrid?

Fotografía técnica: consejos que debes conocer

Y precisamente, para dominar el arte de la fotografía, primero será necesario conocer ciertas técnicas fotográficas.

¿Tienes la impresión de enfocar bien porque tu móvil lo hace con un simple toque en la pantalla? ¿La impresión de dominar el balance de blancos porque... tu móvil lo hace por ti?

Como puedes imaginar, para aprender a hacer fotos bonitas con una cámara, tendrás que conocer tu herramienta. Para ello, ¿por qué no tomas clases de fotografía?

Además, gracias a un profesor de fotografía, puedes aprender todas estas técnicas:

  • La fotografía de retrato.
  • La fotografía paisajística.
  • La fotografía animal.
  • La fotografía turística.
  • La fotografía de bodas.
  • La fotografía en blanco y negro...

Técnicas de composición fotográfica

En este apartado vamos a explicar las principales técnicas de fotografía utilizadas, tanto por principiantes como profesionales. Se trata de unas técnicas y unas reglas básicas que, una vez que pones en práctica, te darán una visión totalmente diferente a la hora de sacar fotos. Nos hemos inspirado en alguno de los textos de la revista Cultura Inquieta y del profesor de fotografía Barry O. Carroll que elaboran publicaciones sobre este tema.

La regla de los tercios

De las más conocidas. Incluso para dibujar. ¿Sabes cuando en la pantalla del móvil o de la cámara te sale una cuadrícula? ¡Es para poder aplicar esta técnica!

La regla de los tercios divide el campo de fotografía en 9 rectángulos iguales. Se considera que en las composiciones más atractivas los elementos más importantes de nuestra foto tienen que abarcar al menos dos rectángulos de la cuadrícula, es decir, hay que evitar que se queden dentro de un rectángulo y mucho menos en el del centro. ¿Curioso no? ¿Cuántas veces buscamos poner justo en el medio el elemento principal?

Detalles

Se trata de tomar en primer plano un detalle y que detrás haya un fondo. Aunque a priori lo que podemos pensar es que el elemento principal de la foto es el detalle, en verdad lo que destacará será el fondo.

Tipos de composición fotográfica.
El ancla es el detalle en primer plano pero lo que realmente se quiere destacar es el fondo.

Marcos

Algunas veces la naturaleza o algunas construcciones nos hacen de marco para la foto. El marco de una puerta, los brazos de una persona, un puente... este elemento se coloca alrededor de otro como enmarcándolo.

Con esta técnica darás profundidad a tus fotografías y armonía.

Simetría

Hacer una foto completamente simétrica también produce placer visual. Es importante aprovechar la oportunidad cuando encontramos construcciones, paisajes o rostros simétricos, ya que la foto se ve súper ordenada y armoniosa.

Triángulos y diágonales

Si ya sabes algo de fotografía o de dibujo, te habrás dado cuenta de que las formas geométricas están por todos lados.

Ya desde el Renacimiento los artistas se dieron cuenta de como las líneas geométricas influían en la composición de una imagen. Gracias a ellos comenzaron a experimentar con geografía y con el conocido punto de fuga. Aunque muy utilizado, no es tan fácil como parece, requiere técnica, experiencia y una buena visión espacial. Tienes que ver lo que te rodea como formas geométricas y ver cómo interactúan estas figuras entre sí.

Líneas de guía

Utilizadas tanto en dibujo como en fotografía, se trata de tomar líneas como referencia para componer una imagen. Estas líneas son las que marcan el «camino» visual de la imagen.

Esta técnica proporciona simetría a la imagen.

Patrones

O los amas o los odias. Hay personas a las que le producen placer visual y a otras a las que les produce tripofobia. La tripofobia es el miedo o repulsión generado al mirar figuras geométricas muy juntas, especialmente orificios pequeños y rectángulos muy pequeños.

No obstante, cuanto más grande sea el patrón, menos sensación de repulsión o rechazo tendremos; ya que la tripofobia se produce cuando las figuras geométricas están muy juntas. No es habitual tener esta sensación de rechazo con la forma de los pétalos de las flores, las baldosas o los azulejos.

Marco completo

¿A qué nos referimos? Que el elemento principal ocupa toda la foto. En la imagen solo hay un elemento y se adueña de todo el ancho y alto de la foto.

Esta técnica sirve para mostrar los detalles de lo que estamos fotografiando: los poros de la piel, los matices de una hoja, la rugosidad de un pared... así, se resaltan las texturas y se da una percepción fuera de lo normal de algo cotidiano.

Cómo hacer fotos.
Fotografía de marco completo.

El espacio negativo

El espacio negativo son los elementos que contiene una imagen pero que aparentemente no son nada. Con esta técnica lo que hacemos es aprovechar esa «nada».

Por ejemplo, queremos sacarle una foto a una estatua y lo que se ve alrededor es solamente el cielo, por lo que quizás en un primer momento no nos paremos a observarlo ni a pensar en cómo puede influir en la foto. Sin embargo, el cielo va a ser el fondo sobre el que pondremos nuestro elemento principal, la estatua, por lo que su tono y la presencia de las nubes influirán mucho en el resultado. ¡Sácale partido!

Punto de vista cambiado

Por la anatomía de nuestro cuerpo y los hábitos, siempre vemos las cosas que nos rodean de la misma forma. Pues, ¡cambia el punto de vista! Te sorprenderás a ti mismo y a los demás.

Todos los días que te metes en cama ves la habitación de la misma forma. ¿Has probado a meterte en los pies de la cama? Tu percepción de la habitación cambiará. Otro ejemplo cotidiano: en el coche, ¿has ido alguna vez en el maletero? Tu visión y percepción del camino se hace totalmente distinto. No podemos recomendarte que lo pruebes ya que estar, ¡está prohibido!

Menos es más

Para gustos. Cierto es que el minimalismo es una corriente que ha tenido éxito como movimiento cultural y como forma de vida, pero a nivel fotográfico es una cuestión de gusto.

Hay quién ve la belleza en la sencillez y otros que prefieren descubrir poco a poco los elementos que forman una imagen.

Esta técnica se utiliza para que nuestra visión se centre en un solo elemento, que es el que nos transmitirá el sentimiento de la imagen: una sonrisa, una mirada, una gota de lluvia...

Las combinaciones de color

Fundamental en la pintura y en la fotografía. El uso inteligente del color determinará buena parte de la imagen.

Para dominar esta técnica tendrás que estudiar un poco más sobre la teoría del color, al menos conocer sus fundamentos. Gracias a estos conocimientos sabrás como combinar colores y por qué unos «van bien» con otros.

De izquierda a derecha

Se dice que así como leemos de izquierda a derecha, también miramos las fotografías de izquierda a derecha de forma inconsciente. Esta teoría (polémica) sostiene que aunque veamos una imagen en conjunto tendemos a fijarnos antes en los elementos de la izquierda.

La yuxtaposición

En imágenes con muchos elementos, intenta encontrar dos que se yuxtaponen y que dan armonía a la imagen.

Es como si en medio del caos encontrásemos dos o más elementos iguales o que están dispuestos de la misma forma.

Tipos de fotografía
El perro acostado se yuxtapone a la persona.

Triángulos áureos

La regla de los tercios pero en versión difícil. En la imagen que vas a reproducir, tienes que trazar una línea diagonal desde la esquina inferior izquierda hasta la esquina superior derecha. Después, otra línea desde la esquina inferior derecha hasta que toque con la diagonal que habíamos trazado. El resultado es un área dividida en 4 triángulos, los triángulos áureos.

Se considera que este tipo de composición espacial es profundamente armónica.

Triángulos áureos en fotografía.
Imagen del fotógrafo francés Henri Cartier-Bresson.

La proporción áurea

La joya de la corona. Para aplicar esta técnica sí que necesitas tener una base bien consolidada de geometría y matemáticas.

Se trata de un tema amplísimo del que muchos artistas y matemáticos han escrito desde que en la Antigüedad se descubrió que existe un número irracional resultado de la relación entre dos segmentos pertenecientes a una misma recta. Este número «mágico», también conocido como número áureo, es el número phi. Hay quienes ven proporciones áureas por todos lados.

Dos elementos se encuentran en proporción áurea (también llamada proporción dorada) si su proporción es igual a la suma de ambas dividida entre la mayor de ellas. Esto ya no es tan sencillo. Ni de entender ni de aplicar.

¿Qué otras técnicas de composición conoces?

¿Necesitas un profesor de Fotografía?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5 - 2 voto(s)
Cargando…

Cristina

Redactora, traductora y revisora. Me encanta contar historias, escuchar a los demás y ver atardeceres. Me gusta bailar y perderme haciendo senderismo. Mi lugar preferido es el mar, que todo lo cura.