Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Todo lo que hay que saber para aprender las reglas gramaticales del inglés

Publicado por Marisol, el 24/10/2018 Blog > Idiomas > Inglés > Aprender la Gramática Inglesa

«El lenguaje ejerce un poder oculto, como la Luna sobre las mareas» – Rita Mae Brown

Aprender un idioma no siempre es fácil, es un hecho. Y la gramática aburre a muchos estudiantes y los desanima a seguir aprendiendo. Sin embargo, es un paso esencial para progresar y llegar a ser bilingüe.

Hoy en día, tener un inglés avanzado es imprescindible en el entorno profesional, por lo que, para motivarte a aprender la gramática y el inglés profesional, ten en cuenta que una persona bilingüe es mucho más propensa a encontrar trabajo que otras personas.

Libros de gramática, métodos de aprendizaje, clases particulares, ejercicios interactivos, lecciones gratuitas… Aquí tienes nuestros consejos para no rendirte con la primera dificultad que aparezca y no atascarte en los temas de gramática.

Por qué aprender gramática inglesa

Quizás eres una de esas personas que piensa: «¿Para qué quiero aprender inglés si vivo en España?». Si es así, no dejes de leer.

La cultura anglosajona (de empresa) llega a todas las sociedades, ya sean países occidentales u orientales, más o menos avanzados. ¿Qué conclusiones podemos sacar del hecho de que los países de habla hispana, francesa, portuguesa, italiana, alemana, árabe o rusa sigan los pasos de aquellos de habla inglesa?

En este contexto actual en el que los países compiten entre sí, parece imprescindible aprender inglés. La lengua de Shakespeare nos permite adaptarnos a la cultura de los países anglófonos y comunicarnos con hablantes extranjeros, ya sea en un entorno personal o profesional.

Algunos ven en este predominio del inglés una amenaza a nuestra identidad española, por lo que incluso hablan de colonización económica o de sumisión  a un imperio, mientras que otros se adaptan, lo disfrutan, o simplemente buscan la forma de seguir adelante.

Si eres de los que se quiere adaptar, quizás estés buscando la manera de conseguir un profesor de inglés para que te enseñe la lengua de Shakespeare.

Ya sea para familiarizarte con el inglés de los negocios, para desenvolverte con soltura en el extranjero, para mejorar tu pronunciación o para repasar algunos conceptos importantes de gramática, las clases te resultarán de lo más útiles.

¿Sabías que el nivel de inglés de los españoles es de los más bajos de toda la Unión Europea?

Según el barómetro Cambridge Monitor publicado en 2017 por Cambridge University Press, el 44% de los españoles reconoce tener un nivel de inglés «bajo» o «muy bajo».

No obstante, si echamos un vistazo al EF English Proficiency Index del mismo año, en el que se analizaba el nivel de inglés en países de todo el mundo, de un total de 72, España ocupaba el puesto 25. Por tanto, nuestro país está entre los que tienen un nivel medio de inglés.

¡Así que no está tan mal!

Descubre cursos de aprendizaje de inglés en la Gran Manzana. ¿Harías una estancia lingüística en Nueva York?

Aprender a hablar inglés implica hacer muchos ejercicios de conjugación y gramática; algo esencial si queremos ampliar nuestros horizontes.

Cómo aprender gramática inglesa?

Vamos a una de las partes que más nos preocupan a la hora de aprender el idioma de Shakespeare: ¿cómo se estudia la gramática?

Aunque aprender la gramática inglesa no siempre es muy interesante, hay diferentes formas de hacer que sea una tarea más divertida según tus gustos y tu perfil.

Por ejemplo, hay muchas aplicaciones móviles o sitios web que ofrecen lecciones y ejercicios de inglés. Se desarrollan de una manera educativa e interactiva y aprenderás mientras te diviertes.

Las aplicaciones te permiten aprender a la par que te diviertes. Además, se trata de un medio excelente para memorizar contenidos sin tener la sensación de que estas trabajando constantemente.

También puedes disfrutar de la cultura inglesa leyendo libros en inglés o viendo películas y series en versión original. Es una forma estupenda para que te acostumbres al acento inglés y consigas que tu cerebro se familiarice con los sonidos del idioma, así como con la construcción de oraciones.

Otra forma de aprender inglés consiste en realizar una inmersión durante una estancia lingüística o un viaje turístico. Es la oportunidad ideal para practicar inglés día a día y progresar de una manera mucho más rápida y eficaz.

«Cuando llegué a Australia con la intención de buscar trabajo, ni siquiera era capaz de pronunciar una frase correctamente: no entendía los verbos irregulares y los conjugaba mal, no tenía vocabulario suficiente, dudaba de lo que decía cada dos palabras, etc.

Seis meses después, gracias a esa experiencia de inmersión lingüística, mi nivel del idioma cambió por completo. ¡Entendía todo lo que me decían y era capaz de mantener una conversación elaborada!

No hay nada mejor que viajar para mejorar nuestro nivel de inglés. Los viajes son como clases intensivas, en las que trabajamos día a día la fonética, la pronunciación, la gramática, etc. Y todo mientras hacemos tareas del día a día (ir a la compra, ir al gimnasio, salir a tomar algo, etc.).

Para reconocer los elementos gramaticales de una frase, hay que saber reconocer el tipo de palabras que hay en el idioma de Shakespeare:

  • Nombres.
  • Pronombres.
  • Artículos.
  • Adjetivos.
  • Verbos.
  • Adverbios.
  • Preposiciones.
  • Interjecciones.

La buena noticia es que el inglés es un idioma con raíces provenientes del norte de Europa, pero su vocabulario y su gramática se fueron modificando por las influencias de los normandos y de los francos en la Edad Media. De hecho, resulta que un 70% del origen léxico inglés es de origen francés y normando, y nuestro idioma también comparte muchas raíces con todos ellos.

Por otro lado, otra de las facilidades del inglés es que no tiene género gramatical. La distinción entre masculino y femenino solo se hace con los pronombres personales he y she, el resto de sustantivos se consideran neutros.

El inglés es un idioma que sigue el orden SVO (Sujeto-Verbo-Objeto), igual que nuestra lengua materna.

Debemos concordar el verbo con el sujeto (I am, you are, he/she is, we are, you are, they are), pero el adjetivo suele ser invariable:

  • The table is blue – La mesa es azul.
  • The tables are blue – Las mesas son azules.

La diferencia principal está en que en español podemos omitir el sujeto, pero en inglés debe aparecer siempre explícito.

Las ventajas de entender la gramática del inglés. ¿Por qué debes aprender gramática inglesa?

La mayoría de sustantivos en inglés utilizan la terminación «s» para formar el plural: one ball – two balls (una pelota – dos pelotas). No obstante, a diferencia de lo que ocurre con las lenguas romances (francés, español, italiano, portugués, rumano…), no se utiliza ningún artículo definido que concuerde en género y número con el sujeto (el, la, los, las, en español).

En inglés utilizamos un solo artículo definido (the), y dos artículos indefinidos (a, que se utiliza cuando la palabra siguiente empieza por consonante, y an, que se usa cuando la palabra siguiente empieza por vocal). Así, decimos a dog, a cat, a table, a house, a computer, a glass, pero an apple, an orange, an idea.

Una regla nemotécnica que te aconsejamos: en inglés, no siempre se utiliza el artículo the si el sustantivo tiene un valor general. Por ejemplo:

  • The cat is white («El gato es blanco», singular) – Nos referimos a un gato en concreto que es de color blanco.
  • Cats are independent («Los gatos son independientes», plural).

No obstante, si nos referimos a un grupo de gatos en concreto, podemos utilizar el artículo the y decir: The cats are white.

El grupo nominal en inglés es relativamente sencillo. Concordamos el sustantivo con el sujeto, siguiendo esta norma:

  • Añadimos una «s» a la forma singular (cat/cats, table/tables, shoe/shoes, spoon/spoons, dog/dogs, etc.).
  • Añadimos «es» a las palabras que terminan en «s» o «ss», «sh» y «ch»: bus/busses, glass/glasses, kiss/kisses, beach/beaches.
  • Añadimos «ies» a las palabras que terminan en «y»: party/parties, supply/supplies, study/studies.
  • Ten cuidado con los plurales irregulares: man/men, woman/women, foot/feet, mouse/mice, tooth/teeth, child/children, leaf/leaves, knife/knives, etc.

Pero esto no es todo, ya que también hay que aprender la conjugación, los tiempos y los modos, los comparativos, los superlativos, y practicar la pronunciación y la entonación del inglés.

Cómo elegir tu libro de gramática inglesa

Aprender la gramática forma parte de las etapas de aprendizaje de los idiomas, ya que la gramática permite comprender las reglas que rigen el lenguaje y, por lo tanto, su funcionamiento. Construcción de oraciones, uso de signos de puntuación, uso de verbos… Hay muchas lecciones que hay que memorizar y aplicar diariamente.

Para ayudar a los estudiantes que están aprendiendo inglés, tanto si estudian de forma autodidacta, con un profesor particular o en una escuela de idiomas, es muy útil usar libros de gramática inglesa, ya que permiten aprender las reglas siguiendo las lecciones de una manera consistente y progresar rápidamente.

Cómo elegir un libro de gramática inglesa ¿No entiendes los textos en inglés? Puede que tu nivel sea el A1.

Los libros también son una herramienta de enseñanza para profesores de inglés, que los utilizan de apoyo para realizar ejercicios de gramática.

Pero ¿cómo tiene que ser un buen libro de gramática inglesa? Un buen libro de gramática debe ser un libro completo y adaptado a tu nivel. En otras palabras, cada persona debe encontrar el libro adecuado para sus necesidades. Ten en cuenta que los niveles los establece el Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas, a partir de los cuales se desarrollan los programas escolares.

Muchos profesores usan estos niveles de lenguaje que evalúan las competencias en comprensión y expresión escrita y oral. Los libros de gramática también usan estos niveles, por lo que solo tienes que saber tu nivel de inglés (A1, A2, B1, B2, C1, C2) para elegir el más adecuado para ti.

Pero no tiene sentido comprar un buen libro de gramática si no sabes cómo usarlo, así que te recomendamos que leas las primeras páginas. Por lo general, hay una guía para los usuarios. Algunos manuales de aprendizaje se deben utilizar de una forma más práctica, mientras que otros se deben estudiar lección por lección para un mejor aprendizaje.

Algunos manuales son auténticas referencias, pero pueden no adaptarse a tus necesidades, por lo que es importante que hojees el libro y pidas consejo a los vendedores. Así que encontrarás el libro de gramática que mejor se adapte a tu perfil.

Ejercicios para aprender gramática inglesa

La gramática abarca muchas lecciones que deben estudiarse y, sobre todo, ponerse en práctica:

  • Puntuación,
  • Pronombres personales,
  • Uso de tiempos verbales,
  • Adjetivos,
  • Modales,
  • Superlativos,
  • Posesivos, etc.

Aprende inglés estés donde estés con tu Smartphone. ¿Y si te decimos que también puedes aprender desde tu móvil?

Una vez que se lea y se comprenda la lección, hay que comprobar que realmente se ha aprendido, y los ejercicios de gramática inglesa son una excelente forma de saberlo. Hay diferentes tipos:

  • Completar un texto con huecos: se trata de encontrar la respuesta correcta entre diferentes opciones o de conjugar un verbo según el pronombre personal.
  • Traducir un texto: del español al inglés y viceversa, la traducción también enriquece tu vocabulario.
  • Transcripción de audio: escribir las oraciones que escuchas en un CD te permitirá mejorar tu acento inglés.

Todos los tipos de ejercicios son buenos para progresar y harán que te des cuenta de los puntos que puedas no haber entendido para repasarlos después.

Puedes encontrar ejercicios de inglés en manuales y libros de gramática que hay en tiendas o bibliotecas. También los puedes encontrar fácilmente en los sitios web para aprender inglés en línea de forma gratuita.

Para progresar, es necesario realizar estos ejercicios regularmente. Usa un lápiz para poder borrar tus respuestas y repetir el ejercicio tantas veces como quieras.

La gramática inglesa para preparar el TOEIC

El TOEIC (Test of English for International Communication) es una prueba para certificar el nivel de inglés reconocida a nivel mundial por la comunidad profesional.

Con él, podrás demostrar tus habilidades lingüísticas a la hora de solicitar un puesto de trabajo. Muchas empresas requieren el TOEIC para entrar a trabajar en ellas. Air France, por ejemplo, lo solicita para ser en piloto o auxiliar de vuelo.

Conseguir un puesto de trabajo gracias al inglés Conocer la lengua de Shakespeare te permite convertirte en piloto.

Lo solicitan sobre todo en entornos que requieren sólidas habilidades en idiomas extranjeros, sobre todo en inglés.

Pero ¿cómo prepararse para el TOEIC? Lo primero que tienes que saber sobre el TOEIC es que es imposible no aprobar: se calcula sobre un total de 900 puntos, y la nota final será una puntuación basada en tu nivel, pero no se requiere un nivel mínimo para obtener el certificado.

Las empresas deciden el mínimo requerido para entrar a trabajar en sus compañías. De ti depende alcanzar el nivel para tener más posibilidades de ser contratado por la empresa de tus sueños.

Pero ¿cómo puedes sacar buena nota? Pues es importante trabajar todos los aspectos del idioma: las reglas gramaticales, la conjugación, los verbos irregulares… Pero el TOEIC trata principalmente sobre la comprensión oral y escrita; no son ejercicios de gramática, sino textos que hay que leer y diálogos que hay que escuchar y comprender para ser capaz de responder las preguntas a tiempo.

Te recomendamos que hagas exámenes de prueba que podrás encontrar en algunos manuales dedicados al TOEIC. Así tendrás una idea del nivel de las preguntas y de los puntos gramaticales que aún no conoces lo suficiente como para responder las preguntas.

Cómo prepararse el TOEIC No hay nota mínima para obtener el TOEIC.

Aprender gramática inglesa: tiempos, modos y verbos

Para aprender a conjugar los verbos en inglés, debes seguir una regla básica: tendrás que aprender a analizar la manera en la que conjugamos los verbos en español para entender cómo funcionan también en inglés. A fin de cuentas, el razonamiento de los tiempos es muy similar.

En español utilizamos el presente, el pasado y el futuro de indicativo, además de tener un modo subjuntivo. En inglés, en muchas ocasiones diferenciamos el uso de unos u otros en función de si la acción está terminada o no y si tiene consecuencias en el presente o no.

Por otra parte, la concordancia de tiempos también es distinta.

En inglés se utilizan dos auxiliares, el verbo ser (to be) y el verbo haber/tener (have).

  • I am
  • You are
  • He/She/It is
  • We are
  • You are
  • They are
  • I have
  • You have
  • He/She/It has
  • We have
  • You have
  • They have

En el pasado, los usamos de la siguiente manera:

  • I was
  • You were
  • He/She/It was
  • We were
  • You were
  • They were
  • I had
  • You had
  • He/She/It had
  • We had
  • You had
  • They had

Como ves, el inglés tiene una estructura muy sencilla. Los tiempos que se utilizan son: presente simple, presente continuo, pasado simple, pasado continuo, presente perfecto, presente perfecto continuo, pasado perfecto, futuro, condicional e imperativo. 

Actividades de inglés para niños. ¿Cuáles son los ejercicios de inglés más adecuados para los peques de la casa?

Puede parecer mucho, pero en cuanto empieces a analizar cada uno de estos tiempos, verás que su construcción es mucho más sencilla que la nuestra.

El presente simple se utiliza para describir una acción que no ha terminado, un hábito, propósitos generales o cosas que nos afectan. Ejemplo: I eat everyday (Como todos los días), I want to go to South America (Quiero ir a América Latina).

El presente continuo se usa para hablar de una acción que está en curso o, en algunos casos, para hablar de algo que va a ocurrir en un futuro próximo. Ejemplo: I am leaving tomorrow (Me voy mañana), You are arriving to Paris (Tú llegas a París), etc.

Para expresar una acción que ya ha terminado, utilizamos el pretérito. Los verbos irregulares forman el pasado añadiendo -ed (study-studied, look-looked, jump-jumped). Los irregulares se conjugan de distintas maneras (eat-ate, read-read, write-wrote). 

Si queremos hablar de una acción que estaba ocurriendo en un momento del pasado y sufrió una interrupción, usamos el pasado continuo, que se construye con el auxiliar to be y el participio presente: I was sleeping when he arrived (Estaba durmiendo cuando él llegó), They were walking when it started to rain (Estaban caminando cuando empezó a llover).

Para hablar de acciones que acaban de ocurrir, pero que tienen una consecuencia en el presente, utilizamos el presente perfecto, que se construye de la siguiente manera: have + past participle. 

¿Sabes como hablar de una acción que ya ha ocurrido pero no tiene efecto en el presente? Pues para eso utilizamos el pasado perfecto (past perfect): had + past participle. Ejemplo: I had been to Italy twice when I went a third time (Había estado dos veces en Italia cuando fui una tercera), He had been working there for two years (Había estado trabajando allí durante dos años).

Saber conjugar los tiempos verbales de la gramática inglesa

Para entender y hablar bien el inglés, los tiempos verbales y su conjugación son esenciales para aprender el idioma. No podrás entender a un nativo si no sabes si te habla en presente, pasado o futuro.

Libros de textos de inglés. Qué libro elegir para aprender gramática inglesa.

Ten en cuenta que muchos tiempos verbales son similares. Ya sea en presente, pasado o futuro, siempre encontramos un tiempo simple y un tiempo llamado «continuo». Por ejemplo, está el presente simple y el presente continuo.

  • El presente se forma añadiendo una -s a la tercera persona del singular.
  • El pasado se forma añadiendo -ed al infinitivo sin to. También hay verbos irregulares.
  • El futuro se forma añadiendo el auxiliar will delante de la base verbal.

Los tiempos continuos (presente continuo, pasado continuo, futuro continuo) se componen de la siguiente fórmula: be + base verbal + -ing. Diremos «I am walking» para «Estoy caminando». Estos tiempos permiten expresar una situación que está sucediendo, que estaba sucediendo o que va a estar sucediendo.

¿Quieres saber cómo practicar todos estos tiempos? Tienes que aprender y comprender cómo funcionan y cómo se usan, y poner todo este aprendizaje en práctica realizando ejercicios o haciendo a una estancia lingüística en un país anglófono.

Organizar tu aprendizaje de la gramática inglesa

No hay buenos ni malos momentos para comenzar a estudiar la gramática. Puede parecerte aburrida: preposiciones, pronombres, conjugación… Las clases de inglés a veces pueden ser pesadas. Pero para progresar en inglés, debes conocer todas las reglas gramaticales.

Cómo organizar tu aprendizaje del inglés Puedes seguir el programa que viene establecido en los libros de texto para aprender inglés.

Lo importante es elegir tu propia forma de aprendizaje. Puedes memorizar las reglas y ponerlas en práctica con ejercicios o aprender cómo funcionan las palabras y frases como lo hacen los niños pequeños cuando aprenden a hablar, aprendiendo sobre la marcha y repitiendo oraciones. Con el tiempo, desarrollarás un instinto gramatical.

Puedes seguir el programa que aparece en los manuales para aprender inglés. Si optas por aprender las lecciones según el método del sistema escolar, además de aprender gramática, desarrollarás tu vocabulario y aprenderás muchas expresiones idiomáticas.

Estos programas generalmente están muy bien adaptados para aprender inglés de una manera sencilla.

Eso sí, como decíamos antes, recuerda siempre que el mejor método depende de cada alumno. Cada estudiante es un mundo, así que no dudes en hacer una buena investigación de métodos de aprendizaje antes de decantarte por uno específico.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene toda la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 2 votos)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar